Así se so­lu­cio­nan las pe­leas por

El Agus­tín Co­daz­zi tie­ne hoy en sus ma­nos cua­tro gran­des dispu­tas li­mí­tro­fes en­tre 10 de­par­ta­men­tos.

El Colombiano - - ACTUALIDAD - Por JU­LIÁN AMOROCHO BE­CE­RRA

Yo pre­fie­ro ir­me a pie pa­ra Va­lle­du­par que en ca­rro pa­ra San Juan”. Es­ta es­tro­fa va­lle­na­ta em­pe­zó a so­nar por allí y por allá ha­ce unos ocho años en los co­rre­gi­mien­tos de La Jun­ta y Pa­ti­llal, cu­na de Dio­me­des Díaz.

Na­ció justo por la épo­ca en que se co­no­ció que el de­par­ta­men­to de La Gua­ji­ra es­ta­ba re­cla­man­do es­te ca­lu­ro­so y ári­do pa­ra­je pa­ra su te­rri­to­rio, qui­tán­do­se­lo al Ce­sar.

Fue la mo­les­tia por sen­tir­se más de allí que de allá y la in­cer­ti­dum­bre por no sa­ber có­mo les po­día afec­tar su trans­for­ma­ción en gua­ji­ros lo que ter­mi­nó por ins­pi­rar, co­mo no po­día ser de otra ma­ne­ra, un va­lle­na­to que has­ta la fe­cha si­gue can­tan­do su au­tor, un mu­cha­cho lla­ma­do Al­fon­so Pal­me­ra.

Es­ta dispu­ta en­tre La Gua­ji­ra y Ce­sar es la más re­cien­te que re­sol­vió el Ins­ti­tu­to Geo­grá­fi­co Agus­tín Co­daz­zi, Igac, en­ti­dad en­car­ga­da de ela­bo­rar los ma­pas y la car­to­gra­fía de Co­lom­bia.

Al con­si­de­rar que exis­tía lí­mi­te du­do­so, el ins­ti­tu­to re­vi­só los ma­pas, vi­si­tó el lu­gar, es­cu­chó a am­bas par­tes y, tras to­mar una de­ci­sión, se la en­vió al Congreso que, en úl­ti­mas, se­rá el que de­fi­na.

Aún no se co­no­ce la de­ci­sión del le­gis­la­ti­vo al res­pec­to.

Sin em­bar­go, pa­ra Juan José Cor­zo, lí­der cí­vi­co de Pa­ti­llal, es­ta dispu­ta so­lo le ha traí­do do­lo­res de ca­be­za a la gen­te por­que, tal co­mo di­ce el va­lle­na­to, pa­gan tri­bu­to del de­par­ta­men­to del Ce­sar, van a ci­tas mé­di­cas a Va­lle­du­par y sus prin­ci­pa­les re­la­cio­nes co­mer­cia­les y eco­nó­mi­cas son con ese de­par­ta­men­to.

“Tra­di­cio­nal­men­te, en es­te pue­blo to­da la co­mu­ni­dad per­te­ne­ce a Va­lle­du­par y de un mo­men­to a otro, nos di­je­ron que ya no... Nos afec­ta ese cambio, por­que te­ne­mos co­mu­ni­ca­ción di­rec­ta con Ce­sar. No te­ne­mos na­da que ha­cer en San Juan y Rioha­cha”.

Es más, Cor­zo cuen­ta que los ha­bi­tan­tes de otro po­bla­do ce­sa­ren­se co­mo Ca­rri­zal, tie­nen con­fu­sión por­que re­ci­ben los ser­vi­cios de sa­lud en el cen­tro mé­di­co de Pa­ti­llal, que en teoría es de La Gua­ji­ra.

Co­mo el ca­so de Be­lén de Ba­ji­rá, en dispu­ta en­tre An­tio­quia y Cho­có, el Igac ase­gu­ró que su ac­tua­ción es­tá li­ga­da a con­cep­tos téc­ni­cos y exac­tos, que en na­da tie­nen que ver con asun­tos po­lí­ti­cos u administrativos.

En eso es en­fá­ti­co Juan An­to­nio Nie­to Es­ca­lan­te, ac- tual Director Ge­ne­ral del Ins­ti­tu­to, que re­cal­có que “es­tos son te­mas sen­si­bles a los que hay que de­di­car­le mu­cho tiem­po. Hay car­to­gra­fía y te­rreno que hay que ve­ri­fi­car”.

Las co­mi­sio­nes del ins­ti­tu­to es­tán li­dian­do ac­tual­men­te con 13 con­flic­tos dis­tri­bui­dos en to­da la geo­gra­fía na­cio­nal. En cua­tro de ellos es­tán en con­flic­to de­par­ta­men­tos y, en nue­ve de ellos, mu­ni­ci­pios.

A pe­sar de lo que se de­mo­ra di­ri­mir es­tas con­tro­ver­sias, exis­te un avan­ce ve­ri­fi­ca­ble, pues cuan­do el Igac re­ci­bió la ta­rea de ve­ri­fi­car los lí­mi­tes te­rri­to­ria­les, en 2011, ha­bía más de 80 ca­sos.

Un te­ma de sie­te dé­ca­das

Aun­que fue la ley 62 de 1939 la que es­ta­ble­cía las com­pe­ten­cias pa­ra ini­ciar pro­ce­sos de des­lin­de y de­li­mi­tar el te­rri­to­rio, no fue so­lo has­ta el na­ci­mien­to de la Cons­ti­tu­ción de 1991 cuan­do se ahon­dó en el te­ma. mi­llo­nes 759 mil pre­dios apa­re­cen en los re­gis­tros del Ins­ti­tu­to Agus­tín Co­daz­zi, hoy en día. mil pre­dios se re­gis­tra­ron en Co­lom­bia la pri­me­ra vez que hi­cie­ron la cuan­ti­fi­ca­ción.

El ar­tícu­lo 290 de la carta mag­na es­ta­ble­ce que ca­da 20 años se pu­bli­ca­rá el ma­pa ofi­cial de la Re­pú­bli­ca, con­si­de­ran­do que hay cir­cuns­tan­cias que ha­cen va­riar la si­tua­ción en al­gu­nas zo­nas del país.

“Así pa­só en 2010, que hu­bo un fe­nó­meno de la ni­ña muy fuer­te, que se lle­vó por de­lan­te al­gu­nas po­bla­cio­nes”, con­si­de­ró Nie­to Es­ca­lan­te.

Sin em­bar­go, la ley del 39 no lo­gró ser muy efec­ti­va, por­que im­pli­ca­ba un pro­ce­so de­mo­ra­do de lle­var los ma­pas a con­si­de­ra­ción de los Mi­nis­te­rios del In­te­rior y de Ha­cien­da, y lue­go, ellos lo te­nían que lle­var al Congreso, que era el que de­ci­día.

So­lo has­ta ju­nio de 2011, con la ley 1447 se mo­di­fi­ca la ley y po­ne de for­ma más es­pe­cí­fi­ca la ma­ne­ra co­mo se di­ri­me una pe­lea por un te­rri­to­rio.

Esa ley sim­pli­fi­ca­ba las co-

Newspapers in Spanish

Newspapers from Colombia

© PressReader. All rights reserved.