ECO­NO­MÍA

El pre­si­den­te de la ma­yor em­pre­sa del país, Juan Car­los Eche­verry, res­pon­dió a EL CO­LOM­BIANO so­bre te­mas sen­si­bles en el pre­sen­te y fu­tu­ro de la pe­tro­le­ra, de ma­yo­ría ac­cio­na­ria es­ta­tal.

El Colombiano - - PORTADA - Por JUAN FER­NAN­DO RO­JAS T. CORTESÍA ECO­PE­TROL

El fu­tu­ro de Eco­pe­trol, se­gún su pre­si­den­te.

Eco­pe­trol se per­so­ni­fi­ca en una igua­na, su ima­gen cor­po­ra­ti­va des­de 2007. Lue­go de una bue­na vi­da, esa igua­na ca­yó y sa­lió del in­fierno de la des­col­ga­da de pre­cios in­ter­na­cio­na­les del ba­rril des­de 2014 has­ta 2016. Al tiem­po tu­vo que ha­cer una es­tric­ta die­ta pa­ra sa­car más cru­do gas­tan­do me­nos. Fla­ca, pe­ro con alien­tos, tu­vo que en­tre­nar­se a la fuer­za pa­ra ser más ren­ta­ble.

Lue­go, la igua­na tu­vo que ha­cer cur­so in­ten­si­vo pa­ra cui­dar ca­da pe­so y te­ner con qué ha­llar más pe­tró­leo y gas. De pa­so, de­bió sa­lir a dar la ca­ra al país, pe­dir per­dón y pro­me­ter que no se vol­ve­rán a dar es­cán­da­los co­mo los so­bre­cos­tos que tu­vo en la nue­va plan­ta de la Re­fi­ne­ría de Car­ta­ge­na (Re­fi­car) y en Bio­nergy, que fa­bri­ca al­cohol car­bu­ran­te, en los Lla­nos Orien­ta­les.

Aho­ra, con un me­jor sem­blan­te, la igua­na de Eco­pe­trol se de­fien­de de la pie­dra que le ti­ran co­mu­ni­da­des in­con­for­mes en áreas de in­fluen­cia de sus cam­pos pe­tro­le­ros. Na­da más es­ta se­ma­na se re­pi­tió el van­da­lis­mo en Aca­cías (Me­ta), que se su­ma al in­ven­ta­rio de pro­tes­tas, mí­ti­nes, sa­bo­ta­jes que vie­nen de tiem­po atrás (ver Di­cen de...).

Asi­mis­mo, la igua­na se en­co­mien­da pa­ra que la gue­rri­lla del Eln ce­se, de una vez por to­das, los aten­ta­dos a oleo­duc­tos por don­de sa­ca el cru­do has­ta los puer­tos y sus re­fi­ne­rías.

No se pue­de ol­vi­dar que pe­tró­leo es lo que más ven­de Co­lom­bia al mun­do y, de pa­so, ayu­da a que la ta­sa de cam­bio del dó­lar no le com­pli­que la vi­da a ho­ga­res y a em­pre­sas.

Ya pa­só lo peor

Bien ejer­ci­ta­da, dis­ci­pli­na­da y con as­pi­ra­cio­nes ma­yo­res, la igua­na em­pren­de aho­ra nue­vos rum­bos pa­ra vol­ver a dar más uti­li­da­des a sus 387 mil due­ños. Ya hi­zo una par­te con du­pli­car las ga­nan­cias al pri­mer se­mes­tre, cuan­do su­ma­ron 2,19 bi­llo­nes de pe­sos y el mi­nis­tro de Ha­cien­da, Mau­ri­cio Cár­de­nas, es­pe­ra que su­peren los 4 bi­llo­nes al cie­rre de 2017 (ver grá­fi­cos).

Es­te be­ne­fi­cio in­clu­ye a to­dos los co­lom­bia­nos, me­dian­te la Na­ción, que tie­ne el 88,49 % de par­ti­ci­pa­ción ac­cio­na­ria, y que por di­vi­den­dos e im­pues­tos re­ci­bi­rá es­te año más de 5 bi­llo­nes de pe­sos.

Tam­bién el fu­tu­ro de Eco­pe­trol de­be im­por­tar a los más de 14,4 mi­llo­nes de tra­ba­ja­do­res que aho­rran en fon­dos pri­va­dos de pen­sio­nes y ade­más invierten en la pe­tro­le­ra, así co­mo a esos mi­les de co­lom­bia­nos que con­vir­tie­ron sus aho­rros en ac­cio­nes y es­pe­ran di­vi­den­dos ma­yo­res a los ma­gros 23 pe­sos pa­ga­dos es­te año por ca­da tí­tu­lo.

El je­fe de ins­truc­to­res de la dies­tra igua­na de Eco­pe­trol des­de ha­ce dos años y me­dio es el eco­no­mis­ta y ex­mi­nis­tro Juan Car­los Eche­verry. Ba­jo su res­pon­sa­bi­li­dad es­tá que los 115,7 bi­llo­nes de pe­sos en ac­ti­vos del gru­po em­pre­sa­rial den más fru­to y, so­bre to­do, au­men­tar las re­ser­vas de pe­tró­leo que hoy al­can­zan pa­ra unos cin­co años, mien­tras las de gas pa­ra ape­nas una dé­ca­da (ver Semáforo).

Pe­ro hay más, Eco­pe­trol tie­ne una tri­ple ta­rea de lar­go pla­zo: equi­li­brar más sus pro­duc­cio­nes, hoy en 80 % de pe­tró­leo y so­lo 20 % en gas; no de­pen­der tan­to de los hi­dro­car­bu­ros de Co­lom­bia, un 98 % de su ope­ra­ción, es de­cir, com­prar o ex­plo­rar en otras geo­gra­fías; y au­men­tar re­ser­vas pro­ba­das que alar­guen la vi­da de la igua­na, tam­bién por me­dio de los ya­ci­mien­tos no con­ven­cio­na­les (YNC) en el Mag­da­le­na Me­dio, usan­do la téc­ni­ca de frac­tu­ra­ción hi­dráu­li­ca ( frac­king), que cues­tio­nan los am­bien­ta­lis­tas y se re­quie­re pa­ra sa­car el cru­do y gas atra­pa­do aden­tro de las pie­dras del sub­sue­lo.

Con Eche­verry ha­bló EL CO­LOM­BIANO en la no­che del vier­nes pa­sa­do. Así res­pon­dió so­bre las con­tin­gen­cias y el ho­ri­zon­te que tie­ne Eco­pe­trol y có­mo pin­ta la sa­lud de una igua­na cla­ve pa­ra la eco­no­mía na­cio­nal:

¿Pa­ra cuán­tos años al­can­zan las re­ser­vas con la pro­duc­ción ac­tual?

En pro­me­dio, las de gas al­can­zan pa­ra más de 10 años y las de pe­tró­leo pa­ra 5 años, pe­ro ese es un in­di­ca­dor mó­vil, no una es­pa­da de Da­mo­cles. En la me­di­da que se van ex­plo­ran­do ya­ci­mien­tos y ex­plo­tan­do me­jor los que se tie­nen, pues se va su­man­do a esas re­ser­vas. Ya es­te año he­mos te­ni­do éxi­to geo­ló­gi­co en cua­tro de cin­co po­zos, aho­ra la ta­rea es de­mos­trar que tam­bién sean éxi­tos eco­nó­mi­cos”.

¿Cuán­to de­be su­mar el país en re­ser­vas pa­ra es­pan­tar el fan­tas­ma de la pér­di­da de au­to­su­fi­cien­cia?

FO­TO

Juan Car­los Eche­verry es pre­si­den­te de Eco­pe­trol des­de abril de 2015.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Colombia

© PressReader. All rights reserved.