El abe­cé de la norma cam­bia­ria

En­ti­da­des fi­nan­cie­ras de­fi­ni­rán es­tra­te­gia y el BCCR ten­drá que apro­bar­la

El Financiero (Costa Rica) - - Portada - Ma­ría Fer­nan­da Cis­ne­ros ma­ria.cis­ne­ros@el­fi­nan­cie­rocr.com

El 2016 ce­rró con una no­ti­cia que to­mó des­pre­ve­ni­do al mer­ca­do cam­bia­rio na­cio­nal: la lle­ga­da de una nue­va re­gla so­bre la po­si­ción en mo­ne­da ex­tran­je­ra (PME) de los in­ter­me­dia­rios fi­nan­cie­ros.

El Ban­co Cen­tral (BCCR) pre­ten­de evi­tar que la su­fi­cien­cia pa­tri­mo­nial de las en­ti­da­des fi­nan­cie­ras que par­ti­ci­pan del Mer­ca­do de Mo­ne­das Ex­tran­je­ras (Mo­nex) se be­ne­fi­cie de va­ria­cio­nes en el ti­po de cam­bio del dó­lar.

La su­fi­cien­cia mi­de el ni­vel de pa­tri­mo­nio o ca­pi­tal ne­ce­sa­rio se­gún el ta­ma­ño de los ac­ti­vos de ca­da en­ti­dad fi­nan­cie­ra.

El Cen­tral, en­ton­ces, de­fi­nió que los in­ter­me­dia­rios de­ben cum­plir con una nue­va igual­dad. La po­si­ción pro­pia au­to­ri­za­da de di­vi­sas res­pec­to al pa­tri­mo­nio en dó­la­res, de­be­rá ser igual a la ra­zón del ac­ti­vo en dó­la­res co­mo pro­por­ción del ac­ti­vo to­tal.

Ca­da en­ti­dad de­be­rá de­fi­nir la es­tra­te­gia pa­ra cum­plir con la nue­va dis­po­si­ción y es­ta pa­sa­rá a re­vi­sión del Cen­tral.

¿Por qué es­te te­ma le preo­cu­pa al BCCR?

La PME es la di­fe­ren­cia en­tre los ac­ti­vos y pa­si­vos en mo­ne­da ex­tran­je­ra, su­ma­do a la po­si­ción ne­ta en di­vi­sas por ope­ra­cio­nes con de­ri­va­dos cam­bia­rios.

Res­pec­to al pa­tri­mo­nio, la PME de to­do el sis­te­ma pa­só de 18,2% en enero de 2015 a 24% en 2016 (al 16 de di­ciem­bre), pe­ro el grue­so per­te­ne­ce a po­cos. Seis ban­cos co­mer­cia­les con­cen­tran más del 90% de esa ci­fra, a pe­sar de que exis­ten 44 par­ti­ci­pan­tes.

Esos seis in­ter­me­dia­rios pre­sio­na­ron al al­za el ti­po de cam­bio a fi­na­les de 2015 y el 2016, lo que lle­vó al BCCR a usar par­te de sus re­ser­vas in­ter­na­cio­na­les ne­tas (RIN) pa­ra es­ta­bi­li­zar­lo.

“El Ban­co quie­re que el ti­po de cam­bio sur­ja de pre­sio­nes de ofer­ta y de­man­da, y no del in­te­rés de al­guien de que­rer au­men­tar su su­fi­cien­cia pa­tri­mo­nial”, ex­pli­có Ro­ger Ma­dri­gal, director de la Di­vi­sión Eco­nó­mi­ca del BCCR.

En cier­tas cir­cuns­tan­cias, in­cre­men­tos en la PME per­mi­te a los in­ter­me­dia­rios cam­bia­rios me­jo­rar la po­si­ción pa­tri­mo­nial, sin dar un apor­te al ca­pi­tal.

Un in­ter­me­dia­rio acu­de a su­plir de dó­la­res el mer­ca­do cuan­do las ven­ta­ni­llas tie­nen una me­nor dis­po­ni­bi­li­dad de di­vi­sas y acu­mu­la cuan­do las ven­ta­ni­llas son su­per­avi­ta­rias.

Sin em­bar­go, a fi­na­les de 2015, al­gu­nos acu­dían al mer­ca­do aún en épo­cas “se­cas”, mo­ti­va­dos por in­cen­ti­vos pro­pios, es de­cir, pa­ra me­jo­rar su su­fi­cien­cia.

Con una me­jor su­fi­cien­cia, las en­ti­da­des pue­den in­cre­men­tar sus ac­ti­vos, en­tre ellos, el cré­di­to.

En 2016, al­gu­nos ban­cos au­men­ta­ron su po­si­ción au­to­ri­za­da en di­vi­sas, pre­sio­na­ron el ti­po de cam­bio al al­za, y da­ban una se­ñal de es­ca­sez cuan­do real­men­te no la ha­bía, ex­pli­có el eco­no­mis­ta Mel­vin Ga­ri­ta.

Así, el BCCR in­ter­ve­nía en el mer­ca­do, pe­ro el uso de RIN ge­ne­ra cos­tos. “Re­du­ce la ca­pa­ci­dad de blin­da­je fi­nan­cie­ro que dis­po­ne el país pa­ra en­fren­tar even­tua­les cho­ques ex­ter­nos que aten­ten con­tra la es­ta­bi­li­dad ma­cro­eco­nó­mi­ca”, afir­mó el Cen­tral.

La re­ce­ta del Cen­tral

An­tes del anun­cio de la nue­va re­gla, las nor­mas vi­gen­tes en el Re­gla­men­to pa­ra las Ope­ra­cio­nes Cam­bia­rias de Con­ta­do eran dos: al fi­nal de ca­da día há­bil, la PME de­bía es­tar en­tre +-100% del pa­tri­mo­nio to­tal en dó­la­res y po­día va­riar dia­ria­men­te por ope­ra­cio­nes cam­bia­rias has­ta +-4% del pa­tri­mo­nio to­tal en dó­la­res.

Se­gún acor­dó el Cen­tral, pa­ra di­ciem­bre de 2018, la po­si­ción pro­pia au­to­ri­za­da de di­vi­sas so­bre pa­tri­mo­nio to­tal en dó­la­res de los in­ter­me­dia­rios de­be­rá ser igual al ac­ti­vo en dó­la­res co­mo pro­por­ción del ac­ti­vo to­tal.

Con es­ta nue­va re­la­ción, la po­si­ción de­be ubi­car­se al fi­nal de ca­da día há­bil en ra­zo­nes po­si­ti­vas no su­pe­rio­res al 100%, del pa­tri­mo­nio en dó­la­res.

La va­ria­ción dia­ria del +-4% que­dó sin cam­bio.

En­tre tan­to, la me­di­da es gra­dual y con­tem­pla dos eta­pas. Pri­me­ro, los in­ter­me­dia­rios tie­nen has­ta el 31 de mar­zo de 2017 pa­ra en­viar su pro­pues­ta de có­mo irán es­tre­chan­do la di­fe­ren­cia en­tre am­bas ra­zo­nes, has­ta igua­lar­las.

Co­mo se­gun­da eta­pa, la ge­ren­cia del Cen­tral de­be apro­bar ese plan y mien­tras no se ha­ya apro­ba­do, el in­ter­me­dia­rio de­be man­te­ner (co­mo pro­me­dio men­sual) la mis­ma po­si­ción, res­pec­to a pa­tri­mo­nio en dó­la­res, que re­gis­tró al 30 de no­viem­bre de 2016.

Una vez que el Cen­tral aprue­be la es­tra­te­gia del in­ter­me­dia­rio, la di­fe­ren­cia en­tre am­bas pro­por­cio­nes (la igual­dad an­tes men­cio­na­da) po­drá di­fe­rir en has­ta un pun­to por­cen­tual.

Una con­se­cuen­cia im­por­tan­te al mo­men­to en que los in­ter­me­dia­rios apli­quen la nue­va me­di­da es que los obli­ga a ven­der o com­prar di­vi­sas.

“Si ha­bía in­ter­me­dia­rios que ven­dían más di­vi­sas de la cuen­ta y afec­ta­ban el ti­po de cam­bio, eso ha­bía que tra­tar­lo, y ellos lo es­tán ha­cien­do con el fa­mo­so pro­me­dio en la po­si­ción en mo­ne­da ex­tran­je­ra. Sin em­bar­go, el Ban­co es­tá obli­gan­do a to­dos los ban­cos a te­ner una mis­ma po­si­ción, y eso im­pli­ca que to­dos ten­gan el mis­mo ries­go”, co­men­tó Ga­ri­ta.

El BCCR dis­pu­so que la com­pra y ven­ta de di­vi­sas ma­yo­res a $500.000 dia­rios, en aten­ción a la es­tra­te­gia, de­be­rán ser ne­go­cia­dos di­rec­ta­men­te con él, al ti­po de cam­bio pro­me­dio del Mo­nex.

La me­di­da pue­de ge­ne­rar cos­tos en re­ser­vas y en la ba­se mo­ne­ta­ria, en ca­so de que va­rios pre­ten­den cons­ti­tuir po­si­ción al mis­mo tiem­po, pe­ro por eso se apli­có gra­dual­men­te.

Res­pec­to a los im­pac­tos en la ban­ca, la me­di­da ge­ne­ró ob­ser­va­cio­nes, se­gún acla­ró el BCCR.

“La me­di­da es ex­tra­ña, se­ve­ra y de al­ta in­ter­ven­ción. Es­to obli­ga­rá a los ban­cos, prin­ci­pal­men­te del Es­ta­do, a te­ner que sa­lir a com­prar dó­la­res al Cen­tral, en una ci­fra su­pe­rior a $700 mi­llo­nes en 24 me­ses, lo cual los obli­ga a cap­tar co­lo­nes in­cre­men­ta­les, su­bir las ta­sas, te­ner me­no­res re­sul­ta­dos y me­no­res po­si­bi­li­da­des de cre­ci­mien­to del cré­di­to”, ex­pli­có Ge­rar­do Co­rra­les, ex­ge­ren­te del BAC San Jo­sé.■■

“Se es­tá obli­gan­do a ha­cer es­te cam­bio; la ad­mi­nis­tra­ción cam­bia mu­cho y la norma no obe­de­ce a fac­to­res téc­ni­cos”. Mel­vin Ga­ri­ta Eco­no­mis­ta “No es una me­di­da de cho­que, no es una me­di­da vio­len­ta ni van a te­ner que ir a vio­len­tar los mer­ca­dos”. Ro­ger Ma­dri­gal Director Di­vi­sión Eco­nó­mi­ca, BCCR

ME­LIS­SA FER­NÁN­DEZ

ME­LIS­SA FER­NÁN­DEZ

La nue­va me­di­da del Cen­tral en­tró a re­gir des­de el 22 de di­ciem­bre de 2016, pe­ro se apli­ca­rá de for­ma gra­dual.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Costa Rica

© PressReader. All rights reserved.