Po­bla­ción crea­ti­va y los era de los ro­bots

El Financiero (Costa Rica) - - Gerencia -

La in­te­li­gen­cia ar­ti­fi­cial y la hi­per­co­nec­ti­vi­dad es­tán as­cen­dien­do rá­pi­da­men­te en las or­ga­ni­za­cio­nes. Se ini­cia­ron con pro­ce­sos pro­gra­ma­dos y ta­reas re­pe­ti­ti­vas, pe­ro aho­ra au­men­ta­ron sus ca­pa­ci­da­des, asu­men pro­ce­sos más com­ple­jos y se vuel­ven atrac­ti­vos.

Las com­pa­ñías se es­tán pre­pa­ran­do, re­vi­san las po­si­cio­nes pa­ra es­ta nue­va fuer­za la­bo­ral y di­se­ñan nue­vos con­tra­tos per­so­nas-ro­bots.

Los ro­bots es­tán as­cen­dien­do. En­ton­ces, ¿qué es­ta­mos ha­cien­do los hu­ma­nos pa­ra com­pe­tir?

Tiem­po atrás, la cien­cia fic­ción pre­sen­tó, en­tre otros, a C3PO y Op­ti­mus Pri­me, re­ve­ló sus ha­bi­li­da­des y en al­gu­nos ca­sos, su po­ten­cial ame­na­za. Bax­ter y Saw­yer su­pe­raron la ima­gi­na­ción y tra­ba­jan en las fá­bri­cas. Pa­ra el 2018, se­gún la Fe­de­ra­ción In­ter­na­cio­nal de Ro­bó­ti­ca, 1,3 mi­llo­nes de ro­bots es­ta­rán ins­ta­la­dos y re­em­pla­za­rán has­ta el 85% de los em­pleos de ma­nu­fac­tu­ra en va­rios paí­ses.

Ac­tual­men­te, las “pla­ta­for­mas in­te­li­gen­tes” Ame­lia, Wat­son y Ross, me­nos ro­bó­ti­cas y más “agen­tes cog­ni­ti­vos”, pre­pa­ran su cu­rrí­cu­lum.

Ame­lia es­tá ins­pi­ra­da en el ce­re­bro hu­mano: apren­de mien­tras tra­ba­ja, do­mi­na ma­nua­les di­fí­ci­les en mi­nu­tos y pue­de in­ter­ac­tuar con hu­ma­nos en di­fe­ren­tes si­tua­cio­nes. Do­mi­na más de 20 idio­mas, no duer­me, tra­ba­ja en en­tor­nos exi­gen­tes con al­ta pro­duc­ti­vi­dad, man­tie­ne una ex­ce­len­te re­la­ción con la je­fa­tu­ra y no re­nun­cia­rá.

Es­tas “pla­ta­for­mas” son can­di­da­tas per­fec­tas pa­ra tra­ba­jar en me­sas de ayu­da de tec­no­lo­gía, cen­tros de lla­ma­das, cen­tros de so­por­te y ser­vi­cios, apo­yo a las ope­ra­cio­nes fi­nan­cie­ras, cen­tros de diag­nós­ti­co mé­di­co, des­pa­chos de abo­ga­dos y, se­gu­ra­men­te, en su em­pre­sa.

¿Có­mo ma­ne­jar la ecua­ción? Exis­te un in­ten­so de­ba­te en torno al re­sul­ta­do de la ecua­ción de tra­ba­jos per­di­dos por la tec­no­lo­gía y ga­na­dos con las in­no­va­cio­nes y ca­pa­ci­ta­ción. Se crea­rán más pues­tos y de ma­yor va­lor, ase­ve­ran al­gu­nos es­tu­dios.

Otra lí­nea di­ce que el im­pac­to ne­to se­rá de­vas­ta­dor: los em­pleos re­que­ri­dos por la re­vo­lu­ción di­gi­tal son mí­ni­mos y mi­llo­nes de pues­tos se­rán des­pla­za­dos.

En lo que coin­ci­den, de ma­ne­ra cla­ve, am­bos gru­pos, es el cam­bio pro­fun­do que ten­drán las ocu­pa­cio­nes. Se es­ti­ma que el 65% de los ni­ños que tie­nen hoy en­tre seis y nue­ve años, tra­ba­ja­rá en pues­tos que hoy no exis­ten.

Por es­to, pa­ra con­tar con un es­pa­cio en el mundo la­bo­ral del fu­tu­ro se re­quie­ren ajus­tes im­por­tan­tes en ha­bi­li­da­des y co­no­ci­mien­tos.

Exis­ten al­gu­nos ele­men­tos vi­ta­les pa­ra no que­dar fue­ra:

Pro­fe­sio­nes hí­bri­das

Mu­chas ocu­pa­cio­nes que has­ta hoy son bá­si­ca­men­te téc­ni­cas mues­tran una al­ta de­man­da de com­pe­ten­cias crea­ti­vas e in­ter­per­so­na­les. De igual for­ma, pro­fe­sio­nes so­cia­les y ar­tís­ti­cas re­que­ri­rán fuer­tes ha­bi­li­da­des nu­mé­ri­cas, ma­ne­jo de da­tos y sis­te­mas.

Es­pe­cia­lis­tas en mar­ke­ting re­quie­ren ex­pe­rien­cia en sis­te­mas; los si­có­lo­gos con co­no­ci­mien­tos de mar­ke­ting y es­ta­dís­ti­ca son al­ta­men­te de­man­da­dos. Mu­chas aca­de­mias ya es­tán ofre­cien­do “ca­rre­ras cor­tas” pa­ra desa­rro­llar per­so­nal hí­bri­do. Las em­pre­sas los es­tán bus­can­do. CTIM+A

Al­re­de­dor del glo­bo, la pla­ni­fi­ca­ción edu­ca­ti­va es­tá or­bi­tan­do ba­jo la ini­cia­ti­va CTIM+A, re­fe­ri­da a las dis­ci­pli­nas de Cien­cia, Tec­no­lo­gía, In­ge­nie­ría, Ma­te­má­ti­ca y Ar­te. En va­rios paí­ses, los es­co­la­res in­ter­ac­túan con ro­bots en sus cla­ses, apren­den len­gua­jes de pro­gra­ma­ción y tie­nen una fuer­te in­mer­sión en me­dios di­gi­ta­les. Bus­can una re­la­ción co­la­bo­ra­ti­va.

Mo­de­lo de las 4C

El Fo­ro Eco­nó­mi­co Mun­dial pro­po­ne el mo­de­lo de las 4C: crea­ti­vi­dad, co­la­bo­ra­ción, pen­sa­mien­to crí­ti­co y co­mu­ni­ca­ción, que de­to­na la ca­pa­ci­dad de re­sol­ver pro­ble­mas y to­mar de­ci­sio­nes, la in­te­li­gen­cia so­cial, la ca­pa­ci­dad de adap­ta­ción y la per­sua­sión. Los ras­gos hu­ma­nos esen­cia­les van a ser co­ti­za­dos más que nun­ca en el mer­ca­do.

En el fu­tu­ro, la fle­xi­bi­li­dad, la co­la­bo­ra­ción y la vir­tua­li­dad se­rán pro­ta­go­nis­tas. El em­pleo fi­jo, a tiem­po com­ple­to y por años pa­ra una so­la em­pre­sa se­rá una víc­ti­ma. Sur­gi­rá un mo­sai­co de con­tra­tos, im­pul­sa­dos por el ta­len­to.

Ade­más, no exis­ti­rá es­ta­bi­li­dad sino re­to; la po­bla­ción crea­ti­va­men­te ac­ti­va im­pul­sa­rá los ne­go­cios y los in­gre­sos.

El mundo se­gui­rá mo­vién­do­se co­nec­ta­do y di­gi­ta­li­za­do, por lo que la so­cie­dad, las em­pre­sas y las per­so­nas no pue­den ser analó­gi­cas, de­ben in­ten­si­fi­car su pre­pa­ra­ción pa­ra ga­nar la ecua­ción en el fu­tu­ro.■■

“La so­cie­dad, las em­pre­sas y las per­so­nas no pue­den ser analó­gi­cas; de­ben in­ten­si­fi­car su pre­pa­ra­ción”.

ISTOCK PA­RA EF

Newspapers in Spanish

Newspapers from Costa Rica

© PressReader. All rights reserved.