Ren­ta glo­bal obli­ga­ría a tra­ba­ja­do­res asa­la­ria­dos a de­cla­rar im­pues­tos

Ha­cien­da tie­ne pen­dien­te de­fi­nir sa­la­rio mí­ni­mo a par­tir del cual se exi­gi­ría la li­qui­da­ción

La Nacion (Costa Rica) - - PORTADA - Ós­car Ro­drí­guez A. os­car.ro­dri­guez@na­cion.com

El ob­je­ti­vo de es­ta­ble­cer en el país el sis­te­ma de ren­ta glo­bal, me­dian­te una re­for­ma le­gal, obli­ga­ría a los tra­ba­ja­do­res asa­la­ria­dos a pre­sen­tar una de­cla­ra­ción tri­bu­ta­ria ca­da año.

La pro­pues­ta es­tá in­cor­po­ra­da en el mar­co de la fu­tu­ra ne­go­cia­ción del Go­bierno con el Fon­do Mo­ne­ta­rio In­ter­na­cio­nal (FMI) para lo­grar la sos­te­ni­bi­li­dad de las fi­nan­zas pú­bli­cas.

Elian Vi­lle­gas, mi­nis­tro de Ha­cien­da, y Car­los Var­gas, je­fe de la Di­rec­ción Ge­ne­ral de Tri­bu­ta­ción, con­fir­ma­ron a La Na­ción que el plan es apli­car la nue­va me­di­da a par­tir del 2023.

Vi­lle­gas ex­pli­có que el cam­bio le­gal es­tá prác­ti­ca­men­te lis­to, pues es un te­ma dis­cu­ti­do en los di­fe­ren­tes pro­ce­sos de re­for­ma fis­cal en los úl­ti­mos 18 años. El ajus­te se pre­sen­ta­rá al Con­gre­so con el pa­que­te de pro­yec­tos que se ne­go­cie con el FMI.

El pun­to más re­le­van­te por de­fi­nir es cuán­tos de los 1,2 mi­llo­nes de tra­ba­ja­do­res asa­la­ria­dos –70% son del sec­tor pri­va­do y 30% de ins­ti­tu­cio­nes pú­bli­cas– de­be­rían efec­tuar la de­cla­ra­ción del im­pues­to so­bre la ren­ta.

La for­ma de es­ta­ble­cer­lo se­rá me­dian­te la crea­ción de un sa­la­rio mí­ni­mo vi­tal. Sin em­bar­go, el mon­to aún es­tá por con­cre­tar­se, ex­pli­ca­ron am­bos je­rar­cas.

Vi­lle­gas ade­lan­tó que la per­so­na con in­gre­sos adi­cio­na­les al suel­do sí de­be­ría hacer de­cla­ra­ción tri­bu­ta­ria.

Ac­tual­men­te, los asa­la­ria­dos no ha­cen de­cla­ra­ción de im­pues­tos, pues el pa­trono ha­ce la re­ten­ción del tri­bu­to so­bre el sa­la­rio.

En ca­so de te­ner otros in­gre­sos, por ejem­plo in­ver­sio­nes o un al­qui­ler, se tri­bu­ta de ma­ne­ra in­di­vi­dual, pues en el ac­tual sis­te­ma de ren­ta ce­du­lar se gra­va ca­da uno de ma­ne­ra in­di­vi­dual, ex­pli­có el ti­tu­lar de Ha­cien­da.

“El pro­ce­so para los asa­la­ria­dos va a cam­biar, pe­ro cuan­do es­té por in­gre­sar (en el 2023) de­be es­tar lis­to Ha­cien­da Di­gi­tal. En­ton­ces, el sis­te­ma le en­via­rá al con­tri­bu­yen­te una de­cla­ra­ción pre­lle­na­da don­de se re­por­tan los in­gre­sos de la per­so­na por sa­la­rio, in­ver­sio­nes o ser­vi­cios pro­fe­sio­na­les; las re­ten­cio­nes de ‘tan­to’, de­be­ría pa­gar un mon­to de­ter­mi­na­do (al fis­co), y de­be ‘equis’ can­ti­dad de dinero”, ex­pli­có Vi­lle­gas.

Ha­cien­da Di­gi­tal es un plan de op­ti­mi­za­ción de pro­ce­sos y mo­der­ni­za­ción de sus 59 sis­te­mas in­for­má­ti­cos, cu­ya in­ver­sión as­cien­de a $157 mi­llo­nes, los cua­les se fi­nan­cian con un prés­ta­mo del Ban­co Mun­dial.

El mi­nis­tro re­co­no­ció que si al mo­men­to del cam­bio no se han mo­der­ni­za­do los sis­te­mas in­for­má­ti­cos de la ins­ti­tu­ción, se eva­lua­ría el mo­men­to ini­ciar con la me­di­da.

“Es fun­da­men­tal atar una co­sa a la otra (Ha­cien­da Di­gi­tal y las de­cla­ra­cio­nes); si no, sí se le pue­de com­pli­car mu­cho la vi­da al con­tri­bu­yen­te”, acep­tó Vi­lle­gas.

En­tre enero y agos­to pa­sa­do, el im­pues­to de ren­ta so­bre los sa­la­rios ge­ne­ró una re­cau­da­ción de ¢380.673 mi­llo­nes, lo cual sig­ni­fi­có un in­cre­men­to del 15% fren­te a los ¢329.203 mi­llo­nes al mis­mo pe­rio­do del 2019, se­gún da­tos de Ha­cien­da.

El di­rec­tor de Tri­bu­ta­ción en­fa­ti­zó en que la mo­di­fi­ca­ción para los asa­la­ria­dos es re­le­van­te por­que, en ren­ta glo­bal, el cen­tro del sis­te­ma gi­ra en torno a la per­so­na, en vez de la for­ma ac­tual, en la que se ven los in­gre­sos del con­tri­bu­yen­te por se­pa­ra­do.

“Hoy es una tri­bu­ta­ción frac­cio­na­da. Tri­bu­to con mi ca­ra de ac­ti­vi­dad lucrativa, des­pués con mi ca­ra de ren­tas de ca­pi­tal y con mi ca­ra de asa­la­ria­do. En ren­ta glo­bal, ca­da una de las cé­du­las se li­qui­dan, se suben y se tri­bu­ta so­bre el in­gre­so total. La per­so­na po­drá hacer de­duc­cio­nes y se res­tan las re­ten­cio­nes efec­tua­das”, des­ta­có Var­gas.

El fun­cio­na­rio re­sal­tó que el cam­bio da­ría más jus­ti­cia al sis­te­ma tri­bu­ta­rio cos­ta­rri­cen­se, pues cuan­to más ten­ga la per­so­na, más tri­bu­ta­rá.

Para Ger­man Mo­ra­les, so­cio di­rec­tor de la fir­ma Grant Thorn­ton, la po­si­bi­li­dad de po­ner a los asa­la­ria­dos a pre­sen­tar de­cla­ra­ción de im­pues­tos bus­ca, en par­te, que el fis­co pue­da de­ter­mi­nar los víncu­los de es­tos tra­ba­ja­do­res con otros con­tri­bu­yen­tes.

“La in­ten­ción de Ha­cien­da pue­de ser in­cluir a un por­cen­ta­je re­le­van­te de asa­la­ria­dos por­que tie­nen gas­tos mé­di­cos, de con­ta­do­res u otros ser­vi­cios que con­tra­ta, y bus­que hacer pre­sión so­bre es­tos pro­fe­sio­na­les”, di­jo Mo­ra­les.

Por su par­te, Adrián To­rreal­ba, ex­di­rec­tor de Tri­bu­ta­ción, con­si­de­ró el cam­bio a ren­ta glo­bal im­pli­ca­ría que los asa­la­ria­dos en­tren a una olla co­mún y equi­pa­rar el tra­mo de pa­go de ren­ta con los tra­ba­ja­do­res in­de­pen­dien­tes.

“Para el que so­lo re­ci­be sa­la­rios hay un me­ca­nis­mo para que no ten­ga que pre­sen­tar de­cla­ra­ción, a me­nos que ten­ga otros ti­pos de ren­ta; eso lo ha­bía­mos re­suel­to en la re­for­ma de Abel Pa­che­co”, afir­mó.

En la pro­pues­ta del Go­bierno para lo­grar el fi­nan­cia­mien­to de $1.750 mi­llo­nes con el FMI, se pre­vé man­te­ner exen­tos de ren­ta los sa­la­rios de has­ta ¢840.000 por mes, pe­ro se ele­van los tra­mos gra­va­dos, por dos años, para ge­ne­rar una re­cau­da­ción adi­cio­nal de ¢137.532 mi­llo­nes ca­da año.

Ra­fael PA­CHE­CO

En el país hay 1,2 mi­llo­nes de tra­ba­ja­do­res asa­la­ria­dos, un 70% del sec­tor pri­va­do y un 30% de en­tes pú­bli­cos. Ha­cien­da pre­vé que una par­te de ellos de­be­rá efec­tuar de­cla­ra­ción de im­pues­tos.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Costa Rica

© PressReader. All rights reserved.