La opor­tu­ni­dad de un diá­lo­go

Trabajadores - - NACIONALES - | Gre­tel Díaz Mon­tal­vo

Aque­lla ma­ña­na los tra­ba­ja­do­res de la uni­dad em­pre­sa­rial de ba­se Pro­vin­cial Pra­do Fá­bri­ca de Ga­lle­tas La Paloma, en Ca­ma­güey, de­tu­vie­ron por una ho­ra las má­qui­nas; un ra­to an­tes los alum­nos y pro­fe­so­res de la fi­lial agra­mon­ti­na de la Uni­ver­si­dad de las Ar­tes ha­bían de­te­ni­do las cla­ses. Un mis­mo ob­je­ti­vo guió am­bas ac­cio­nes: con­ver­sar con los can­di­da­tos a de­le­ga­dos a la Asam­blea Pro­vin­cial del Po­der Po­pu­lar y a dipu­tados al Par­la­men­to por el dis­tri­to Cán­di­do González, en la ca­be­ce­ra pro­vin­cial.

El in­te­rés ini­cial era dia­lo­gar so­bre el pro­ce­so elec­cio­na­rio, mos­trar “en vi­vo y en di­rec­to” a los can­di­da­tos, pe­ro el au­di­to­rio te­nía ade­más otras in­te­rro­gan­tes, otras du­das, otros co­men­ta­rios. Al­gu­nos, apro­ve­chan­do la pre­sen­cia de Sal­va­dor Par­do Cruz, mi­nis­tro de In­dus­trias y uno de los pro­pues­tos al Par­la­men­to cu­bano por di­cha zo­na, que­rían ac­tua­li­zar­se so­bre las in­ver­sio­nes en el país, so­bre có­mo mar­cha­ba la Zo­na Especial de Desa­rro­llo Ma­riel, la cual, co­mo di­je­ra la pro­fe­so­ra de dan­za fol­cló­ri­ca Ro­sa Ma­ría Ro­drí­guez Ar­gi­la­gos, “se­rá nues­tra ba­se in­dus­trial más im­por­tan­te”.

Par­do Cruz agra­de­ció el in­te­rés por co­no­cer la Cu­ba que se pien­sa, y ex­pli­có que “los pro­ble­mas eco­nó­mi­cos que su­fri­mos son co­no­ci­dos y se desean erra­di­car, por eso hoy nues­tro ma­yor com­pro­mi­so es tra­ba­jar pa­ra le­van­tar la eco­no­mía”.

En la cen­te­na­ria Fá­bri­ca de Ga­lle­tas, se­de de uno de los co­le­gios elec­to­ra­les de Ca­ma­güey, el in­ter­cam­bio guió a un es­pe­ra­do re­co­rri­do por las ins­ta­la­cio­nes pa­ra que el Mi­nis­tro de In­dus­trias pal­pa­ra las in­ven­cio­nes que a dia­rio ha­cen esos tra­ba­ja­do­res pa­ra que las má­qui­nas no de­ten­gan las pro­duc­cio­nes.

En los in­ter­cam­bios con los elec­to­res los no­mi­na­dos a dipu­tados al Par­la­men­to y a de­le­ga­dos a la Asam­blea Pro­vin­cial del Po­der Po­pu­lar pue­den apren­der y a la vez en­se­ñar. | fo­to: De la au­to­ra

Newspapers in Spanish

Newspapers from Cuba

© PressReader. All rights reserved.