Ári­do asun­to

Trabajadores - - NACIONALES -

fí­si­co de las obras, por par­te de los tra­ba­ja­do­res de la uni­dad em­pre­sa­rial de ba­se (UEB) no. 4, de la Em­pre­sa de Cons­truc­ción y Mon­ta­je en el te­rri­to­rio avi­le­ño.

Cuan­do al co­lec­ti­vo se le es­ca­pa­ba en­tre las ma­nos dos me­ses de in­ter­mi­ten­te la­bor, des­co­no­cía cuál se­ría, por fin, la en­ti­dad que le su­mi­nis­tra­ría esos re­cur­sos ma­te­ria­les. Así co­men­za­ba a pe­li­grar el cum­pli­mien­to de un plan anual for­tí­si­mo.

De ári­dos au­sen­tes es el quid del asun­to y el “jue­go” es­tá re­ñi­do: dis­po­ne la uni­dad de más de 11 mi­llo­nes de pe­sos pa­ra fi­nan­ciar la­bo­res constructivas es­te año, can­ti­dad su­pe­rior al plan del 2017, pe­ro con me­nos va­lo­res pla­ni­fi­ca­dos en in­di­ca­do­res bá­si­cos co­mo el sa­la­rio me­dio, in­fe­rior hoy en más de 506 pe­sos.

Esa ci­fra mi­llo­na­ria pre­vis­ta pa­ra in­ver­sio­nes es re­la­ti­va­men­te pro­por­cio­nal a la ca­pa­ci­dad cons­truc­ti­va de la UEB. Má­xi­me que tal can­ti­dad obe­de­ce a un es­tu­dio de fac­ti­bi­li­dad eco­nó­mi­ca rea­li­za­do en el 2014, pe­ro ni un equi­po nue­vo aso­ma al cam­po de ba­ta­lla.

En tan­to, en La Sier­pe, San­cti Spí­ri­tus, los cons­truc­to­res avi­le­ños en­fren­tan las ro­tu­ras del equi­pa­mien­to. Aun­que, ellos no ce­jan y mo­vi­li­zan re­cur­sos pro­pios a lar­gas dis­tan­cias, a pe­sar de que la al­ter­na­ti­va le res­ta fuer­za al mo­vi­mien­to de tierras.

Tam­po­co vi­ven de es­pal­da a la reali­dad. La cons­truc­ción ci­vil abar­ca más de la mi­tad de su plan de pro­duc­ción es­te año, y mar­zo an­da a pri­sa. Si no lo­gra es­ta­bi­li­zar­se el su­mi­nis­tro de ári­dos y el “ti­ro” de hor­mi­gón, las pro­ba­bles llu­vias de la pri­ma­ve­ra pue­den convertir el plan en un “pla­na­zo”.

De­bie­ran re­ver­tir la si­tua­ción las or­ga­ni­za­cio­nes su­pe­rio­res de di­rec­ción em­pre­sa­rial (Os­de) de Ma­te­ria­les, y de Cons­truc­ción y Mon­ta­je.

Mien­tras tan­to, el co­lec­ti­vo afec­ta­do con­cuer­da en es­ta­ble­cer el do­ble turno de tra­ba­jo, erra­di­car las in­dis­ci­pli­nas en la jor­na­da la­bo­ral, así co­mo pro­ble­mas en el or­den or­ga­ni­za­ti­vo.

Ha­ce tiem­po se re­ti­ra­ron del lu­gar fuer­zas pro­duc­ti­vas de otras pro­vin­cias. En cam­bio, los hom­bres de los cas­cos blan­cos de Cie­go de Ávi­la si­guen em­pe­ña­dos en evi­tar las fu­gas de agua por las jun­tas de hor­mi­gón del río ar­ti­fi­cial, y en cam­biar­le el ape­la­ti­vo de Ca­nal de las Man­chas al Tras­va­se Cen­tro-Es­te.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Cuba

© PressReader. All rights reserved.