Fac­tor de edad

Pe­ro lo que sí apa­ren­ta atraer a los jó­ve­nes es la no­ción del cam­bio

Diario Libre (Republica Dominicana) - - Noticias - Gus­ta­vo Vol­mar El au­tor es eco­no­mis­ta del Ban­co Cen­tral gvol­mar@dia­rio­li­bre.com

Se­sen­ta años es la edad pro­me­dio de los tres principale­s can­di­da­tos a la pre­si­den­cia de la Re­pú­bli­ca Do­mi­ni­ca­na, exis­te en­tre el más jo­ven y el de más edad una di­fe­ren­cia de 14 años. En los EE.UU. si in­clui­mos al de­mó­cra­ta Joe Bi­den y al se­gu­ro can­di­da­to re­pu­bli­cano, la edad pro­me­dio de los con­ten­dien­tes es de 76 años, y la di­fe­ren­cia en­tre am­bos es de ape­nas tres años.

No obs­tan­te, aun­que die­ci­séis años se­pa­ran a esos pro­me­dios de eda­des de los as­pi­ran­tes en los dos paí­ses, es di­fí­cil ex­traer con­clu­sio­nes a par­tir de ese fac­tor de edad en cuan­to al con­te­ni­do de sus pro­pues­tas elec­to­ra­les. Con fre­cuen­cia se aso­cia una edad más avan­za­da con ac­ti­tu­des más con­ser­va­do­ras, de­bi­do pre­su­mi­ble­men­te a que la ve­jez in­ten­si­fi­ca la pre­fe­ren­cia por so­lu­cio­nes me­nos ex­tre­mas, pe­ro no se per­ci­be que eso es­té sien­do ne­ce­sa­ria­men­te cier­to es­te año. Y tam­po­co se ob­ser­va que sea la edad de los con­ten­dien­tes el cri­te­rio fun­da­men­tal que mo­ti­va a los vo­tan­tes jó­ve­nes a apo­yar­los. En los EE.UU. por ejem­plo, uno de los as­pi­ran­tes más vie­jos, Ber­nie San­ders, era quien te­nía las pro­pues­tas más ra­di­ca­les y es el que más en­tu­sias­ma­ba a los jó­ve­nes.

Pe­ro lo que sí apa­ren­ta atraer a los jó­ve­nes es la no­ción del cam­bio. Tien­den a fa­vo­re­cer a quie­nes pro­po­nen nue­vos cur­sos de ac­ción y no han es­ta­do in­vo­lu­cra­dos con el pa­sa­do. La con­ti­nua­ción de lo que exis­te no pro­vo­ca en­tre ellos igua­les ex­pec­ta­ti­vas, pues con­si­de­ran que lo que hay hoy en día es el re­sul­ta­do de lo que las ge­ne­ra­cio­nes an­te­rio­res hi­cie­ron, sin que ellos ha­yan te­ni­do una par­ti­ci­pa­ción sig­ni­fi­ca­ti­va, y desean po­der im­pri­mir su pro­pio se­llo al en­torno que les ro­dea. Ven en la pers­pec­ti­va de trans­for­ma­ción el ca­mino ha­cia una so­cie­dad más equi­ta­ti­va, más acor­de con los va­lo­res que ellos sus­ten­tan.

Y aun­que los jó­ve­nes son só­lo una par­te de la po­bla­ción, y no sue­len ser los que con­tro­lan los re­sor­tes fun­da­men­ta­les del po­der ni las principale­s fuen­tes de re­cur­sos, son sin du­da la es­pe­ran­za del fu­tu­ro. ●

Newspapers in Spanish

Newspapers from Dominican Republic

© PressReader. All rights reserved.