Los pla­nes que­da­ron gra­ba­dos

Cien­tos de ho­ras de con­ver­sa­cio­nes del gru­po de alias Gua­cho se in­ter­cep­ta­ron y gra­ba­ron ❚ Los sos­pe­cho­sos se sen­tían vi­gi­la­dos y por te­lé­fono usa­ban cla­ves

Diario Expreso - - Actualidad - RE­DAC­CIÓN EX­PRE­SO

Pla­ni­fi­ca­cio­nes de si­ca­ria­tos, com­pro­mi­sos de pa­gos, pe­di­dos de ar­mas, de fotos, dis­po­si­cio­nes pa­ra ac­tuar, re­cla­mos por in­cum­pli­mien­to, el aten­ta­do del cuar­tel po­li­cial. Los co­la­bo­ra­do­res de Walt­her Pa­tri­cio Arí­za­la, alias Gua­cho, coor­di­na­ban to­do por te­lé­fono.

Se sa­bían vi­gi­la­dos y ha­bla­ban en cla­ve. Sus con­ver­sa­cio­nes, men­sa­jes de What­sapp y de tex­to, se re­gis­tra­ron en ocho dis­cos que es­tán en la Fis­ca­lía.

LA FRA­SE Oye, ma­ña­na de pron­to de­ben es­tar con la no­ti­cia por ahí co­rrien­do en­re­dan­do acá a los fa­mi­lia­res de la ma­má.

Al ser trans­cri­tos sig­ni­fi­ca­ron no me­nos de 140 pá­gi­nas que se re­co­gen en la ins­truc­ción fis­cal que in­ves­ti­ga de­lin­cuen­cia or­ga­ni­za­da y te­rro­ris­mo.

El fis­cal Wil­son Toain­ga in­ves­ti­ga la des­truc­ción del des­ta­ca­men­to po­li­cial de San Lo­ren­zo, en Es­me­ral­das, con un co­che bom­ba el 27 de enero.

El pe­ri­ta­je que cum­plie­ron al me­nos nue­ve ana­lis­tas po­li­cia­les en te­le­co­mu­ni­ca­cio­nes es a una vein­te­na de nú­me­ros de te­lé­fo­nos que ocu­pa­ban los co­la­bo­ra­do­res de Gua­cho.

En el in­for­me, en­tre otras co­sas, se re­gis­tra la pla­ni­fi­ca­ción del ase­si­na­to de un in­for­man­te que ha­bló del sub­ma­rino.

El cri­men, co­mo re­por­tó EX­PRE­SO el miércoles, de­bía ser eje­cu­ta­do en un fu­ne­ral en San Lo­ren­zo, pe­ro fue frus­tra­do por el gru­po GEMA y An­ti­mo­ti­nes.

En el in­for­me los in­ter­lo­cu­to­res no tie­nen ros­tro, son vo­ces con diá­lo­gos so­bre si­tua­cio­nes co­ti­dia­nas. Y la nor­ma­li­dad pa­ra ellos era lo que ocu­rría en San Lo­ren­zo y que al­guien ha­bía si­do ase­si­na­do. La jus­ti­fi­ca­ción pa­ra la muer­te fue: “A uno cuan­do le dan es por­que al­go ha he­cho, de por gus­to no ma­tan a na­die”. En los días si­guien­tes ha­bla­ron de com­prar 3.000 mu­ni­cio­nes pa­ra fu­si­les AR-15 y 5.56 y pa­ra fu­si­les de asal­to 6.62, que se ne­ce­si­ta­ban de ur­gen­cia.

Pa­ra los in­ter­lo­cu­to­res se tra­ta­ba de ne­go­cios, ha­bla­ban del di­ne­ro que po­drían con­se­guir.

Las alo­cu­cio­nes, los po­cos detalles pre­vios al ata­que al des­ta­ca­men­to po­li­cial tam­bién que­da­ron re­gis­tra­das. En pri­me­ra ins­tan­cia de­bía rea­li­zar­se el 24 de enero en la ma­dru­ga­da, pe­ro la de­to­na­ción fa­lló. Bus­ca­ron una ca­sa pa­ra es­con­der el ca­rro bom­ba. Pe­ro tie­nen te­mo­res: “Pa­na, quién se va a ha­cer car­go de eso, es­cú­che­me don­de aga­rren eso van a in­ves­ti­gar ahí”.

El día de la ex­plo­sión a la 01:10 las co­mu­ni­ca­cio­nes son cor­tas. “Has­ta aquí to­do lim­pio”, “es­tá lim­pio”, “en la prin­ci­pal hay un pa­tru­lle­ro...”, “lis­to”, lue­go vino la ex­plo­sión.

Tres días des­pués las ad­ver­ten­cias. La ma­má de uno de ellos di­ce: “Que te cui­des, que no an­des sa­lien­do mu­cho por­que an­dan esos hom­bres tras de to­dos us­te­des y vie­nen más y más po­li­cías”. Un día an­tes de ser apre­sa­dos el gru­po sos­pe­cho­so del aten­ta­do ha­bló de la de­ten­ción de alias Ca­chi en Co­lom­bia. Di­cen que no le re­la­cio­na­ron con Gua­cho. “Vea es­cú­che­me di­ce que es la mano de­re­cha de alias tal Guzmán Loe­ra del Cha­po...”.

DES­APA­RI­CIÓN

EL DETALLE In­for­ma­ción. Los sos­pe­cho­sos del aten­ta­do del des­ta­ca­men­to po­li­cial pa­sa­ron días sin sa­lir de sus ca­sas, se in­for­ma­ban de no­ti­cias en In­ter­net.

AR­CHI­VO / EX­PRE­SO

Aten­ta­do. La ma­dru­ga­da del 27 de enero pa­sa­do un co­che bom­ba ex­plo­tó y des­tro­zó el des­ta­ca­men­to po­li­cial de San Lo­ren­zo en Es­me­ral­das.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Ecuador

© PressReader. All rights reserved.