BOHO CON TE­JI­DOS MA­CRA­MÉ

Te­ji­do ma­cra­mé o te­ji­do de pun­to es una an­ti­gua téc­ni­ca tex­til que aho­ra re­gre­sa con más fuer­za pa­ra apor­tar un to­que boho chic. Com­bi­na a la per­fec­ción con ele­men­tos naturales pa­ra agre­gar ele­men­tos cá­li­dos en el ho­gar.

La Prensa Grafica - - Plus - Pa­me­la Va­lla­da­res plan­be­lla@la­pren­sa­gra­fi­ca.com

La fle­xi­bi­li­dad del es­ti­lo boho per­mi­te com­bi­nar ele­men­tos pa­ra lo­grar un am­bien­te des­preo­cu­pa­do y bohe­mio. Lo in­tere­san­te de es­ta ten­den­cia es que, ade­más de brin­dar una sen­sa­ción aco­ge­do­ra, agre­ga te­ji­dos naturales co­mo el al­go­dón o el yu­te pa­ra crear pie­zas de ma­cra­mé, que ge­ne­ral­men­te sue­len en­con­trar­se col­gan­do de una pie­za ci­lín­dri­ca de ma­de­ra y, en otras oca­sio­nes, una ra­ma.

En los años se­ten­tas el ma­cra­mé fue pro­mo­vi­do por di­se­ña­do­res, quie­nes se en­car­ga­ron de re­cu­pe­rar la téc­ni­ca pa­ra crear ele­men­tos de­co­ra­ti­vos. A di­fe­ren­cia del cro­chet se tra­ba­ja di­rec­ta­men­te con las ma­nos, sin nin­gún ti­po de he­rra­mien­ta ex­tra. En es­te te­ji­do pre­do­mi­na la téc­ni­ca en la cual se uti­li­zan nu­dos en la par­te su­pe­rior y cuel­ga el res­to de hi­lo en la par­te in­fe­rior, en el cual se for­man unos fle­cos de for­ma rec­ta. Con ello se con­si­gue vo­lu­men y mo­vi­mien­to en los ta­pi­ces. El co­lor pre­do­mi­nan­te y más clá­si­co en sus hi­los sue­le ser el blan­co, aun­que se pue­den rea­li­zar en to­dos los co­lo­res.

Los ta­pi­ces y las de­co­ra­cio­nes de pa­red tam­bién se han con­ver­ti­do en pro­ta­go­nis­tas. Los mo­ti­vos geo­mé­tri­cos y de ins­pi­ra­ción ét­ni­ca im­po­nen el es­ti­lo y la crea­ti­vi­dad en cual­quier es­pa­cio con es­tas crea­cio­nes tan de­li­ca­das.

La op­ción de los gran­des ta­pi­ces en co­lo­res más so­brios de­jan to­da su aten­ción al jue­go de nu­dos. Es­te es­ti­lo se­rá ideal pa­ra co­lo­car en es­pa­cios más am­plios co­mo la ca­be­ce­ra de la ca­ma o el so­fá.

Otra op­ción son las ma­ce­tas col­gan­tes, con lo que se pue­de crear un ma­ra­vi­llo­so jar­dín en la te­rra­za. Lo ideal es man­te­ner cier­to equi­li­brio, ya que si co­lo­cas ma­ce­tas con de­ma­sia­do or­na­men­to y un gru­po de plan­tas de­ma­sia­do si­mi­la­res, el rin­cón pue­de ver­se muy so­bre­car­ga­do.

La ilu­mi­na­ción es otro de los pun­tos en el que se pue­de apli­car la téc­ni­ca del ma­cra­mé. Ya sea al pie de las lám­pa­ras, los fle­cos y el efec­to ca­la­do de los nu­dos te ayu­da­rán a crear pie­zas muy es­pe­cia­les.

En es­ta téc­ni­ca téx­til no hay lí­mi­tes, se en­cuen­tran en ve­las, cor­ti­nas, ha­ma­cas o cual­quier otro ele­men­to que de­jes a la ima­gi­na­ción. Co­mo ocu­rre en to­da la de­co­ra­ción boho, no hay nor­mas es­tric­tas y se pue­den en­con­trar col­ga­dos en cual­quier es­tan­cia de la ca­sa. Sin du­da, la crea­ti­vi­dad no tie­ne lí­mi­tes, siem­pre y cuan­do se pres­te es­pe­cial aten­ción a la elección de las pie­zas y sus com­bi­na­cio­nes.

Newspapers in Spanish

Newspapers from El Salvador

© PressReader. All rights reserved.