¿En qué ti­po de re­la­ción es­tás?

Basta - - Fut & Más -

LA PRE­GUN­TA DE HOY…

¿Qué re­la­ción du­ra más en­tre una pa­re­ja, los que se odian en el día a día co­ti­diano y se com­pe­ne­tran muy bien en la ca­ma, o los que no se lle­van en el se­xo, pe­ro en el dia­rio co­mún fun­cio­nan bas­tan­te bien?

¿A cuál de es­tas re­la­cio­nes les das más tiem­po?

Bueno, esa res­pues­ta es com­pli­ca­da, pe­ro la ver­dad es que las que más du­ran son las que se unen a tra­vés del se­xo… son muy apa­sio­na­das; y si bien no son su­fi­cien­te­men­te sa­nas, al fi­nal se amal­ga­man en la ca­ma. No obs­tan­te, es di­fí­cil man­te­ner el equi­li­brio y una re­la­ción fun­cio­nal, si en el co­mún del día se arro­jan la va­ji­lla y pe­lean co­mo pe­rros y ga­tos.

Ah, pe­ro en esa co­sa me­dio re­tor­ci­da que a ve­ces nos de­fi­ne, ¡es­tas re­la­cio­nes son de pe­lí­cu­la! Sí, muy al es­ti­lo de Lo que el vien­to se lle­vó… aun­que no ol­vi­des el fi­nal de es­tos aman­tes: se se­pa­ran.

Los amo­res idea­les son ra­ros, pe­ro es­tas pa­re­jas apren­den a aco­plar­se lo me­jor po­si­ble, por sí mis­mos, o por su fa­mi­lia, si ya la han for­ma­do. Y es que pa­ra que el amor en­tre y una pa­re­ja, fun­cio­ne, se co­mien­za en la co­mu­ni- ca­ción y el se­xo, la ar­mo­nía y la jus­ti­cia, el res­pe­to y el res­pal­do mu­tuos. ¿Y los otros?

In­fi­ni­dad de pa­re­jas lle­gan a man­te­ner una re­la­ción ca­si, ca­si amis­to­sa, cuan­do el se­xo es desas­tro­so, pe­ro por­que se dan por ven­ci­dos. Es ne­ce­sa­rio ha­blar, in­ten­tar una y otra vez; nun­ca can­sar­se de in­ten­tar­lo, de gus­tar­se, com­pla­cer­se, dar­le tiem­po a su re­la­ción y al se­xo, so­bre to­do. El ho­gar, los hi­jos, el di­ne­ro, son fuer­tes com­po­nen­tes de una fa­mi­lia, ha­blan­do con sin­ce­ri­dad, pe­ro cuan­do fal­ta ese in­gre­dien­te, pue­de “re­me­diar­se” con se­xo oca­sio­nal, una se­gun­da ca­sa y en fin, si­tua­cio­nes que hie­ren mu­cho a uno de los dos o a to­da la fa­mi­lia, así que no lle­gue­mos a ese pun­to… el se­xo ¡es una aven­tu­ra que de­be re­pe­tir­se y tra­ba­jar­se con el ahín­co que com­po­ne un he­cho ma­ra­vi­llo­so que se une, a ve­ces, só­lo una vez en tu vi­da: amor y se­xo. Es­crí­be­me y pre­gun­ta­re­mos al Ta­rot ¡to­dos tus se­cre­tos! Aro­ma­te­ra­pia pa­ra se­du­cir: -3 gotas de Ne­ro­li. -4 gotas de Pa­chu­lí. -3 gotas de

Ro­sa.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Mexico

© PressReader. All rights reserved.