LAS FA­MO­SAS CAR­TAS A PA­CHU­CA

El Sol de Hidalgo - - Local - Luis Co­rra­les Vi­var

Ha­ce ocho años co­la­bo­ra­mos con el ami­go Raúl Arro­yo pa­ra la ela­bo­ra­ción de un li­bro muy in­tere­san­te que lla­ma­mos, Car­tas a Pa­chu­ca. Con el apo­yo y fi­nan­cia­mien­to del Ayun­ta­mien­to de Pa­chu­ca en el año 2010, —cuan­do au­to­ri­da­des em­plea­ban un po­co de su pre­su­pues­to en edi­tar li­bros de la gen­te y pa­ra la gen­te— y la co­la­bo­ra­ción con muy al­ta par­ti­ci­pa­ción y dis­po­si­ción de se­ten­ta per­so­nas del sec­tor so­cial e in­te­lec­tual de Pa­chu­ca y de otras la­ti­tu­des con fuer­tes la­zos ha­cia es­ta nues­tra ciu­dad, se reali­zó el li­bro men­cio­na­do que con­tie­ne una mi­si­va de ca­da uno de los 70 pai­sa­nos pa­ra Pa­chu­ca, por eso el tí­tu­lo que el li­bro os­ten­ta.

Que ex­pe­rien­cia tan in­tere­san­te, el li­bro fue un éxi­to. La pre­sen­ta­ción de la edi­ción la rea­li­za­mos en la Ca­sa de la Cul­tu­ra de Pa­chu­ca, de la que el que es­cri­be era di­rec­tor, y fue un acon­te­ci­mien­to ya que la reunión de ca­si to­dos los que par­ti­ci­pa­mos en el li­bro con una car­ta, fue al­go iné­di­to. Ima­gí­ne­se us­ted a cuan­do me­nos 60 in­te­lec­tua­les y es­cri­to­res an­sio­sos por co­no­cer el li­bro pa­ra el que ha­bían en­via­do una car­ta, reuni­dos en el aco­ge­dor am­bien­te de es­ta Ca­sa del sa­ber y del con­vi­vir.

Les co­men­to es­to por­que es­ta­mos dan­do ini­cio a una con­vo­ca­to­ria pa­ra es­cri­bir una car­ta al Es­ta­do de Hi­dal­go, a la que va­mos a in­vi­tar a 100 in­te­lec­tua­les hi­dal­guen­ses de na­ci­mien­to o de pre­fe­ren­cia pa­ra in­te­grar un nue­vo li­bro al que lla­ma­re­mos 100 Car­tas al Es­ta­do de Hi­dal­go.

Si us­ted tie­ne de­seos de par­ti­ci­par, es­crí­ba­me a mi co­rreo (es­ta­rá es­te al fi­nal del ar­tícu­lo) o si co­no­ce de al­guien que ten­ga gus­to por es­cri­bir y par­ti­ci­par, dí­ga­nos e in­ví­te­lo.

Les voy a tras­cri­bir al­gún frag­men­to del pri­mer li­bro, aun­que no hay mu­cho es­pa­cio aquí pe­ro se­gui­re­mos otra vez con el te­ma.

En la car­ta del abo­ga­do Ser­gio López Ri­ve­ra di­ce Ha­blan­do de la inun­da­ción del 49: “tu pla­za In­de­pen­den­cia es­ta­ba lle­na de lo­do, de gra­ni­zo ha­bía mu­chas co­sas ti­ra­das so­bre el sue­lo, fru­ta, me­sas, si­llas, ro­pa, mue­bles etc. Ca­mi­né so­bre la ca­lle de Allen­de y al lle­gar al Tem­plo Me­to­dis­ta ha­bía un ca­mión de re­di­las al que es­ta­ban su­bien­do mu­chos ca­dá­ve­res de hom­bres y mu­je­res to­tal­men­te des­nu­dos. Un hom­bre se vol­vió ha­cia mí y me co­rrió del lu­gar di­cién­do­me “Que diablos ves es­cuin­cle.”

En su car­ta el Lic. Jo­sé Luis Gue­va­ra Mu­ñoz di­ce: “Tu ver­da­de­ro te­so­ro es tu gen­te. Te apre­cia­mos co­mo un or­ga­nis­mo vi­vo, que se com­po­ne de mi­les de seres hu­ma­nos que día con día in­ter­ac­túan y se en­ri­que­cen en­tre sí; por ello de­be­mos ad­qui­rir el com­pro­mi­so de re­cons­truir­te pa­ra que gi­res en torno al desa­rro­llo hu­mano que po­ten­cie las ca­pa­ci­da­des de tus mu­je­res y hom­bres.”

La Lic. Es­te­li­ta Qui­roz Jiménez di­jo en su car­ta; “Mi año­ra­da Pa­chu­ca con su Hos­pi­tal Ci­vil don­de acu­dían los “po­bres de los más po­bres”, co­mo de­cía mi pa­pá, y tu Sa­na­to­rio Gar­za Ríos, en cu­yos pra­dos mis her­ma­nas y yo reunía­mos la­gar­ti­jas mien­tras mi se­ñor pa­dre pa­sa­ba vi­si­ta a sus pa­cien­tes.”

Y así ima­gí­ne­se 70 car­tas.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Mexico

© PressReader. All rights reserved.