Am­nis­tía exi­ge fre­nar des­apa­ri­cio­nes en Mé­xi­co

• ONG pi­de au­men­tar re­cur­sos pa­ra aten­der a víc­ti­mas • En­vían ley en la ma­te­ria al Eje­cu­ti­vo pa­ra su pro­mul­ga­ción

El Universal - - NACIÓN -

Or­ga­ni­za­cio­nes de de­re­chos hu­ma­nos y co­lec­ti­vos ci­vi­les ce­le­bra­ron la apro­ba­ción de­fi­ni­ti­va de la Ley de Des­apa­ri­ción For­za­da de Per­so­nas y Des­apa­ri­ción Co­me­ti­da por Par­ti­cu­la­res, que lle­va­ba dos años dis­cu­tién­do­se en el Con­gre­so.

La Ofi­ci­na en Mé­xi­co del Al­to Co­mi­sio­na­do de las Na­cio­nes Uni­das pa­ra los De­re­chos Hu­ma­nos (ONU-DH) se­ña­ló en un co­mu­ni­ca­do que si es­ta ley se im­ple­men­ta de for­ma efec­ti­va, ayu­da­rá “a sa­nar el do­lor que afli­ge a las mi­les de víc­ti­mas y a sus fa­mi­lia­res”.

Lla­mó a las au­to­ri­da­des a des­ti­nar los re­cur­sos ne­ce­sa­rios pa­ra la im­ple­men­ta­ción de es­ta ley: “Si bien el su­fri­mien­to de las fa­mi­lias no es cuan­ti­fi­ca­ble, la vo­lun­tad del Es­ta­do me­xi­cano pa­ra en­fren­tar el fla­ge­lo de la des­apa­ri­ción sí con­ta­rá con re­fe­ren­tes me­di­bles”, in­di­có.

La ley, que es­ta­ble­ce pe­nas de has­ta 90 años de cár­cel por el de­li­to de des­apa­ri­ción for­za­da, fue apro­ba­da con 394 vo­tos a fa­vor, sin vo­tos en contra ni abs­ten­cio­nes, des­pués de que el Se­na­do le die­ra luz ver­de en abril. Aho­ra se­rá enviada al Po­der Eje­cu­ti­vo pa­ra su pro­mul­ga­ción.

“Es­ta nue­va ley es un pa­so im­por­tan­te y es pro­duc­to de una in­can­sa­ble la­bor de los co­lec­ti­vos de fa­mi­lia­res de per­so­nas des­apa­re­ci­das en el país”, ma­ni­fes­tó en un co­mu­ni­ca­do Ra­quel Aguilera de Am­nis­tía In­ter­na­cio­nal Mé­xi­co.

“El mar­co exis­te, aho­ra de­be­mos ac­tuar so­bre él pa­ra ter­mi­nar con es­ta te­rri­ble prác­ti­ca que en­som­bre­ce al país”, agre­gó tras ex­hor­tar tam­bién a des­ti­nar los re­cur­sos su­fi­cien­tes pa­ra apli­car la nue­va ley.

La ley es­ta­ble­ce pe­nas de 40 a 60 años de pri­sión por des­apa­ri­ción for­za­da, cas­ti­go que pue­de au­men­tar has­ta en una mi­tad si la víc­ti­ma pier­de la vi­da, es mi­gran­te, me­nor de edad, mu­jer, dis­ca­pa­ci­ta­do, periodista o de­fen­sor de los de­re­chos hu­ma­nos, en­tre otros.

Cuan­do se tra­te de des­apa­ri­cio­nes co­me­ti­das por par­ti­cu­la­res, co­mo en el ca­so del cri­men or­ga­ni­za­do, la pe­na se­rá de 25 a 50 años de pri­sión.

Se crean un Sis­te­ma Na­cio­nal de búsqueda de per­so­nas con una Co­mi­sión Na­cio­nal, un Re­gis­tro Na­cio­nal de Per­so­nas Des­apa­re­ci­das y no Lo­ca­li­za­das y fis­ca­lías es­pe­cia­li­za­das. En­tre los ob­je­ti­vos es­tá la ho­mo­lo­ga­ción de da­tos fo­ren­ses y re­gis­tros pa­ra

“Re­co­no­ce­mos en la ley co­mo un pri­mer pa­so pa­ra pre­ve­nir, erra­di­car, com­ba­tir y san­cio­nar las des­apa­ri­cio­nes” MO­VI­MIEN­TO POR NUES­TROS DES­APA­RE­CI­DOS EN MÉ­XI­CO

fa­ci­li­tar la búsqueda y lo­ca­li­za­ción.

“En el lar­go y de­ses­pe­ran­te ca­mino de la búsqueda de nues­tros se­res que­ri­dos, re­co­no­ce­mos en la ley un ins­tru­men­to per­fec­ti­ble, pe­ro tam­bién ne­ce­sa­rio y ur­gen­te, co­mo un pri­mer pa­so pa­ra pre­ve­nir, erra­di­car, com­ba­tir y san­cio­nar las des­apa­ri­cio­nes”, se­ña­ló el Mo­vi­mien­to por Nues­tros Des­apa­re­ci­dos en Mé­xi­co.

La Co­mi­sión Na­cio­nal de De­re­chos Hu­ma­nos tam­bién ce­le­bró la apro­ba­ción de la es­pe­ra­da ley y re­co­no­ció el tra­ba­jo de los gru­pos de víc­ti­mas y fa­mi­lia­res que im­pul­sa­ron y apor­ta­ron a la ela­bo­ra­ción de la mis­ma en 2015, des­pués de la des­apa­ri­ción de 43 es­tu­dian­tes de Ayot­zi­na­pa.

La Ofi­ci­na del Al­to Co­mi­sio­na­do de la ONU pa­ra los De­re­chos Hu­ma­nos afir­ma que si la ley se im­ple­men­ta ayu­da­rá a sa­nar el do­lor de fa­mi­lia­res.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Mexico

© PressReader. All rights reserved.