Des­apa­re­cen dos jó­ve­nes du­ran­te es­ta se­ma­na

• Mónica Man­za­na­res fue li­be­ra­da des­pués de 36 ho­ras, aún se des­co­no­ce el pa­ra­de­ro de Fá­ti­ma Ro­drí­guez

El Universal - - ESTADOS - ARTURO DE DIOS PAL­MA Co­rres­pon­sal

Chil­pan­cin­go.— Des­pués de 36 ho­ras de ha­ber es­ta­do des­apa­re­ci­da, la ex can­di­da­ta a Se­ño­ri­ta Flor de No­che Bue­na, en Chil­pan­cin­go, Mónica Ale­jan­dra Man­za­na­res Her­nán­dez, fue li­be­ra­da en Cuer­na­va­ca, Mo­re­los.

En me­dio de una mar­cha pa­ra exi­gir su li­be­ra­ción, así co­mo la lo­ca­li­za­ción de Fá­ti­ma Ro­drí­guez San­do­val, una es­tu­dian­te de pri­mer gra­do de la pre­pa­ra­to­ria 1 de la Universidad Au­tó­no­ma de Gue­rre­ro (UAG­ro), la ma­dre de Mónica Ale­jan­dra re­ci­bió una lla­ma­da.

És­ta era de su hi­ja quien le in­for­mó que ha­bía si­do li­be­ra­da por sus cap­to­res y se en­con­tra­ba afue­ra de un cen­tro co­mer­cial en Cuer­na­va­ca. La ma­dre le pi­dió que se res­guar­da­ra en lo que se tras­la­da­ban a la ciu­dad pa­ra ir por ella.

La mar­cha no se de­tu­vo, con­ti­nuó has­ta el zó­ca­lo, ahí hi­cie­ron una ofren­da por las dos jó­ve­nes.

Mónica Ale­jan­dra des­apa­re­ció la ma­ña­na de es­te miér­co­les cuan­do se di­ri­gía al gim­na­sio Atlé­ti­co Ame­ri­cano, ubi­ca­do en el cen­tro de es­ta ca­pi­tal. La jo­ven sa­lió de su ca­sa en la co­lo­nia Vi­gui­ri.

La ma­dre de Mónica Ale­jan­dra di­jo que ayer an­tes de sa­lir al gim­na­sio, ha­bló con ella; fue la úl­ti­ma vez que tu­vie­ron con­tac­to.

En las re­des so­cia­les se di­fun­dió una ima­gen cap­ta­da por una cá­ma­ra de vi­deo de una ca­sa cuan­do Mónica ca­mi­na por las ca­lles de Chil­pan­cin­go.

Mónica Ale­jan­dra, de 19 años, ha­ce un año fue can­di­da­ta en el cer­ta­men a Se­ño­ri­ta Flor de No­che Bue­na, por el barrio de San Ma­teo, que for­ma par­te de la fe­ria anual de Na­vi­dad y Año Nue­vo, la más im­por­tan­te del mu­ni­ci­pio.

En es­ta se­ma­na, dos jó­ve­nes han si­do re­por­ta­das co­mo des­apa­re­ci­das. El lu­nes Fá­ti­ma Ro­drí­guez, de 15 años, es­tu­dian­te de la pre­pa­ra­to­ria 1 de la UAG­ro des­apa­re­ció cuan­do se di­ri­gía a una cla­se de edu­ca­ción fí­si­ca.

El rec­tor de la universidad, Ja­vier Sal­da­ña Al­ma­zán, ex­pli­có que al­re­de­dor de la 1 de la tar­de Fá­ti­ma se di­ri­gía a las can­chas de la ins­ti­tu­ción, en el cen­tro de la ciu­dad, pe­ro ya no lle­gó.

En las ca­chas, Fá­ti­ma só­lo es­ta­ría una ho­ra y en su ca­sa la es­pe­ra­ban a las 2 de la tar­de.

“Los fa­mi­lia­res me han pe­di­do que de­je­mos el asun­to ahí y que por aho­ra ellos se van ha­cer car­go y yo ten­go que res­pe­tar”, di­jo.

Sal­da­ña Al­ma­zán tam­bién in­for­mó que lu­nes fue pri­va­do de la li­ber­tad un es­tu­dian­te de la li­cen­cia­tu­ra en edu­ca­ción cam­pus Llano Lar­go en Aca­pul­co.

Pe­ro por la in­ter­ven­ción de las fuer­zas fe­de­ra­les y es­ta­ta­les el alumno fue pues­to en li­ber­tad por un gru­po de de­lin­cuen­tes.

Ayer la Co­mi­sión Es­ta­tal de De­re­chos Hu­ma­nos ex­hor­tó al go­bierno fe­de­ral, es­ta­tal y mu­ni­ci­pal a que apli­que los pro­to­co­los de lo­ca­li­za­ción de per­so­nas re­por­ta­das co­mo des­apa­re­ci­das.

“Ha­ce­mos un lla­ma­do a las au­to­ri­da­des de los tres ni­ve­les de go­bierno a que ac­ti­ven los pro­to­co­los de se­gu­ri­dad, con el fin de evi­tar si­tua­cio­nes la­men­ta­bles que fi­na­li­cen con la des­apa­ri­ción de per­so­nas, más cuan­do se tra­ta de me­no­res”, di­ce la Cod­dehum.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Mexico

© PressReader. All rights reserved.