BA­JO

La Jornada - - POLÍTICA - ALFREDO JALIFE-RAH­ME

¿Tie­ne Trump “5 (sic) ases” en su pó­quer geo­es­tra­té­gi­co pa­ra ven­cer Chi­na?

n día des­pués del Ha­llo­ween y el Día de Muer­tos, en vís­pe­ras al tras­cen­den­tal periplo asiá­ti­co de Trump a cin­co paí­ses du­ran­te 12 días, Jo­seph Nye –pro­fe­sor de Har­vard y au­tor de Is the Ame­ri­can Cen­tury Over? (https://goo.gl/NX­dV­zu)”– ale­gó en el por­tal neo­li­be­ral global del Fi­nan­cial Ti­mes que EU “aún (sic) tie­ne ases (sic) ba­jo la man­ga en su jue­go de pó­quer con Chi­na” y “cu­yas ven­ta­jas re­ba­sa­rán” el pe­rio­do de la ad­mi­nis­tra­ción Trump (https:// goo.gl/Lm­mU3U).

De en­tra­da, Jo­seph Nye ar­gu­ye que la gue­rra co­mer­cial que ha ame­na­za­do Trump li­brar con­tra Chi­na da­ña­ría a am­bas su­per­po­ten­cias geo­eco­nó­mi­cas.

No lo di­ce Jo­seph Nye, pe­ro ya Chi­na su­peró tan­to a EU co­mo a la Unión Eu­ro­pea de 27 paí­ses en el pri­mer si­tial global, de acuer­do al ran­king de la CIA cuan­do se mi­de el PIB me­dian­te el pa­rá­me­tro del po­der ad­qui­si­ti­vo (https://goo.gl/jM4FHH), lo cual se re­fle­ja­rá in­mi­nen­te­men­te en tér­mi­nos del PIB no­mi­nal.

Jo­seph Nye co­men­ta que des­pués del Con­gre­so 19 del Par­ti­do Co­mu­nis­ta Chino, el man­da­rín Xi fue en­tro­ni­za­do por “al­gu­nos ob­ser­va­do­res” –en­tre ellos un ser­vi­dor (https:// goo.gl/iZayfg)– co­mo el “Nue­vo Em­pe­ra­dor” quien me­dian­te la mi­rí­fi­ca “ru­ta de la se­da”, ba­sa­da en in­fra­es­truc­tu­ra con in­ver­sio­nes pro­gra­mas en un mi­llón de mi­llón (tri­llion en an­glo­sa­jón) de dó­la­res en la pró­xi­ma dé­ca­da, “pro­mo­ve­rá el po­der eco­nó­mi­co y po­lí­ti­co en el mun­do”.

EU ce­só de ser “el ma­yor país co­mer­cial del mun­do y su prin­ci­pal pres­ta­mis­ta”: re­cor­ta sus pro­gra­mas de “ayu­da” (sic) y sus con­tri­bu­cio­nes al me­dio­cre Ban­co Mun­dial, mien­tras “cer­ca de 100 paí­ses cuen­tan con Chi­na co­mo su prin­ci­pal so­cio co­mer­cial”, fren­te a 57 paí­ses que to­da­vía lo son con EU (co­mo la ka­kis­to­cra­cia y des­gra­cia del des­bru­ju­la­do “Mé­xi­co neo­li­be­ral ita­mi­ta”).

Le faltó agre­gar a Jo­seph Nye que EU es hoy el prin­ci­pal deu­dor del pla­ne­ta, lo cual rom­pe con la tra­di­ción de los im­pe­rios con­quis­ta­do­res de to­dos los tiem­pos. ¡EU es un sin­gu­lar con­quis­ta­dor pa­ra­si­ta­rio!

Jo­seph Nye ex­pec­to­ra una pre­gun­ta tram­po­sa: “¿Tie­nen ra­zón los alar­mis­tas (sic) de que Chi­na es­tá ga­nan­do la car­ta del jue­go geo­po­lí­ti­co (sic) fren­te al de­cli­nan­te EU?”.

En el jue­go “geo­eco­nó­mi­co”, que no sa­be dis­cri­mi­nar Jo­seph Nye, ya ga­nó la par­ti­da EU, se­gún con­fe­sio­nes del je­fe de ga­bi­ne­te ge­ne­ral John Kelly y del mis­mo Trump (https://goo.gl/Je9N­jG).

En el jue­go geo­es­tra­té­gi­co –es de­cir, de la geo­po­lí­ti­ca global– Jo­seph Nye se equi­vo­ca do­ble­men­te: al no to­mar en cuen­ta a Ru­sia y al no con­si­de­rar que to­da­vía Chi­na ope­ra en el asien­to tra­se­ro del con­duc­tor ru­so.

A mi jui­cio, EU y Ru­sia, en tér­mi­nos nu­clea­res, es­tán em­pa­ta­dos, con Chi­na en un dis­tan­te ter­cer lu­gar.

El gra­ve error de EU –des­de Baby Bush has­ta Oba­ma con la du­pla acia­ga de los Clin­ton– fue ha­ber em­pu­ja­do a Ru­sia a los bra­zos de Chi­na (o vi­ce­ver­sa) cu­yo nu­do gor­diano no sa­be co­mo des­ha­cer Trump cuan­do EU aca­bó ais­la­do en el Olim­po tri­po­lar geo­es­tra­té­gi­co fren­te a la com­ple­men­ta­rie­dad geo­po­lí­ti­ca/geo­eco­nó­mi­ca de Ru­sia y Chi­na. Re­gre­se­mos a los “4 ases” de EU que pre­su­me y exul­ta Jo­seph Nye, que lle­va a “5” en una car­ta de ré­pli­ca del lec­tor Ro­bert Walsh de Wil­ton, CT, US al Fi­nan­cial Ti­mes (https:// goo.gl/sYoE­ju):

1. La Geo­gra­fía: “EU es­tá ro­dea­do por océa­nos y ve­ci­nos que pro­ba­ble­men­te per­ma­ne­ce­rán ami­ga­bles, pe­se a la po­lí­ti­ca de Do­nald Trump de ha­ber so­ca­va­do el TLCAN”, mien­tras “Chi­na tie­ne fron­te­ras con 14 paí­ses y tie­ne dispu­tas te­rri­to­ria­les con In­dia, Ja­pón, Viet­nam que po­ne lí­mi­tes a su po­der blan­do (soft-po­wer)”. En efec­to: se tra­ta de la su­pre­ma car­ta de EU que as­fi­xia a Chi­na en los ma­res y que Pe­kín con­tra­rres­ta con la “ru­ta de la se­da”, el océano Ár­ti­co y sus pro­di­gio­sos tre­nes ba­la. Es un “as” re­la­ti­vo y de do­ble fi­lo cuan­do EU pue­de que­dar ais­la­do fren­te a la alianza eu­ro­asiá­ti­ca de Ru­sia y Chi­na.

2. La Ener­gía: “La re­vo­lu­ción del gas es­quis­to ha trans­for­ma­do a EU en un ex­por­ta­dor” cuan­do “Nor­tea­mé­ri­ca (sic) se­rá au­to­su­fi­cien­te en las pró­xi­mas dé­ca­das” gra­cias al en­tre­guis­mo ma­so­quis­ta del sa­cri­fi­ca­do “Mé­xi­co neo­li­be­ral ita­mi­ta (https://goo.gl/ rrW­bVk)”. Fal­ta ver en que aca­ba la es­pe­cu­la­ción fi­nan­cie­ris­ta del gas es­quis­to. Jo­seph Nye adu­ce que “Chi­na se ha vuel­to más de­pen­dien­te de las im­por­ta­cio­nes del Me­dio Orien­te, y cu­ya ma­yor im­por­ta­ción de pe­tró­leo es trans­por­ta­do por el Mar del Sur de Chi­na don­de EU man­tie­ne una sig­ni­fi­ca­ti­va (sic) pre­sen­cia na­val”. Tal “vul­ne­ra­bi­li­dad” obli­ga “a tres op­cio­nes” a Chi­na: “evi­tar un con­flic­to na­val con EU que blo­quea­ría las ru­tas de abas­to; in­cre­men­tar la de­pen­den­cia de los ga­seo­duc­tos de Ru­sia; re­du­cir su de­pen­den­cia de los com­bus­ti­bles fó­si­les pa­ra tras­la­dar­se a los re­no­va­bles”. Muy com­pli­ca­do y re­bus­ca­do cuan­do la car­ta ga­se­ra ru­sa eclip­sa los obs­tácu­los de EU.

3. El Co­mer­cio: “Chi­na es más de­pen­dien­te y tie­ne más que per­der que EU” en la “des­truc­ción eco­nó­mi­ca mu­tua ase­gu­ra­da”. Ci­ta al think tank Rand que ar­gu­ye que una gue­rra “no-nu­clear” cos­ta­ría a EU 5 por cien­to de su PIB y a Chi­na 25 por cien­to. Es­tas son cuen­tas ale­gres en una “gue­rra no-nu­clear”.¿Quién ga­ran­ti­za que no sea nu­clear? Es­ta ni es car­ta ni es “as”; es gue­rra. Y más allá del vul­gar “co­mer­cio” ha­bría que ver quién ga­na mi­li­tar­men­te y con quién se alía Ru­sia. 4. El Dó­lar: “es la car­ta ocul­ta (ho­le card) de EU” cuan­do, de las “re­ser­vas fo­rá­neas que os­ten­tan los go­bier­nos en el mun­do, só­lo 1.1 por cien­to es­tá en ren­min­bi, com­pa­ra­das con 64 por cien­to en dó­la­res”. Sin du­da, a mi jui­cio, la car­ta le­tal de EU by the ti­me being…

Con es­tos “4 ases” dos reales (uno re­la­ti­vo: la geo­gra­fía; y otro le­tal: el dó­lar), y dos muy eté­reos (ener­gía y co­mer­cio), Nye desecha tan­to la pro­cla­ma de la Pax Si­ni­ca co­mo el “fin de la era es­ta­du­ni­den­se”.

Aho­ra el quin­to (sic) “as” adi­cio­nal que exul­ta el lec­tor Ro­bert Walsh: La de­mo­gra­fía: “Mien­tras EU os­ten­ta una le­ve ma­yor ta­sa de fer­ti­li­dad que Chi­na, en ca­da ca­so de­ba­jo de la sus­ti­tu­ción, EU tie­ne un len­to pe­ro con­ti­nuo cre­ci­mien­to po­bla­cio­nal gra­cias a la in­mi­gra­ción”. ¡Lo mal agra­de­ci­dos de los su­pre­ma­cis­tas evan­ge­lis­tas blan­cos WASP que no va­lo­ran la fuer­za bio­ló­gi­ca me­xi­ca que, de pa­so, sos­tie­ne los fon­dos de pen­sio­nes pi­ra­mida­les de EU!

Ro­bert Walsh adu­ce que la “in­mi­gra­ción de EU es jo­ven (sic), ge­ne­ral­men­te más sa­lu­da­ble y edu­ca­da de lo que creen los po­pu­lis­tas (sic) de EU, y sir­ve (sic) de pro­fun­do con­tras­te a la prin­ci­pal ten­den­cia de­mo­grá­fi­ca de Chi­na, la ex­plo­sión de su po­bla­ción an­cia­na” cuan­do “el nú­me­ro de chi­nos de 65 años o ma­yor cre­ce 4 por cien­to al año, una ta­sa ra­ra­men­te vis­ta en la his­to­ria mun­dial y sin un sis­te­ma con­fia­ble de se­gu­ri­dad so­cial”.

¿A po­co el abe­rran­te cuan dis­fun­cio­nal sis­te­ma de se­gu­ri­dad so­cial de EU es “con­fia­ble”?

De los 5 ases en la me­sa del pó­quer geo­es­tra­té­gi­co, só­lo uno es real: la su­pre­ma­cía del dó­lar ya que su geo­gra­fía es en­de­ble –EU atra­vie­sa una de­li­ca­da fa­se de pro­to-bal­ca­ni­za­ción que pue­de lle­var a su im­plo­sión–, no se di­ga la de­mo­gra­fía que pue­de ser pa­lia­da con el in­cre­men­to de la po­lí­ti­ca pre­via de “un so­lo hi­jo” a la de “2 hi­jos” ya adop­ta­da por Chi­na.

Sin con­tar el ful­gu­ran­te avan­ce de Chi­na en IA (https://goo.gl/u1g­bJU), fal­ta la car­ta ru­sa en la me­sa de pó­quer bi­la­te­ral en­tre EU y Chi­na.

Jo­seph Nye se equi­vo­có de me­sa y ca­sino: hoy el pó­quer geo­es­tra­té­gi­co es tri­po­lar de EU/Ru­sia/Chi­na (https://goo.gl/34tgXu).

El pre­si­den­te de Chi­na, Xi Jin­ping, y su ho­mó­lo­go de Es­ta­dos Uni­dos, Do­nald Trump, en la ce­re­mi­nia de bien­ve­ni­da en el Gran Pa­la­cio del Pue­blo, en Pe­kín ■ Foto Xin­hua

Newspapers in Spanish

Newspapers from Mexico

© PressReader. All rights reserved.