LA POS­VER­DAD, FOR­MA DE CO­MU­NI­CA­CIÓN EN FA­VOR DE IN­TERE­SES Y EMO­CIO­NES

UAM

Milenio - Campus - - CINE- EXPRESIÓN -

La re­vo­lu­ción de las co­mu­ni­ca­cio­nes ha co­lo­ca­do a las per­so­nas en una iné­di­ta y com­ple­ja pa­ra­do­ja, pues no obs­tan­te el ac­ce­so a un gran cú­mu­lo de in­for­ma­ción ca­re­cen de tiem­po pa­ra dis­cer­nir có­mo apro­ve­char­la y es­tán ex­pues­tas a la post- ver­dad, una for­ma de co­mu­ni­ca­ción que de­ja de la­do la ra­zón, los he­chos fác­ti­cos y la ob­je­ti­vi­dad en fa­vor de in­tere­ses y emo­cio­nes.

John Kea­ne, ca­te­drá­ti­co de la Uni­ver­si­dad de Sid­ney, Aus­tra­lia, ex­pli­có que es­ta mo­da­li­dad de co­mu­ni­ca­ción que “nos ale­ja del mun­do de los pro­duc­tos vi­sua­les, ora­les e im­pre­sos tra­di­cio­na­les co­mo la pren­sa, la ra­dio y la te­le­vi­sión co­lap­sa el tiem­po y el es­pa­cio”.

Hay ac­tos me­diá­ti­cos en tiem­po real al otro la­do del mun­do a los que es po­si­ble ac­ce­der, pero es su la­do os­cu­ro, la post­ver­dad, a la que de­be pres­tar­se aten­ción, pues es­tá muy arrai­ga­da en el cam­po del pe­rio­dis­mo y es opues­ta a la reali­dad, a los he­chos y a la ob­je­ti­vi­dad.

En la con­fe­ren­cia La post- ver­dad y la re­vo­lu­ción de las co­mu­ni­ca­cio­nes di­gi­ta­les, rea­li­za­da en la Uni­dad Xo­chi­mil­co de la Uni­ver­si­dad Au­tó­no­ma Me­tro­po­li­ta­na ( UAM), el an­tro­pó­lo­go per­fi­ló cua­tro as­pec­tos de ese fe­nó­meno: men­tir, al­go que ha­cen po­lí­ti­cos y fi­gu­ras pú­bli­cas; de­cir ba­su­ra pa­ra des­truir la ver­dad; ge­ne­rar distractores por me­dio de bro­mas y exa­ge­ra­cio­nes, a ve­ces fren­te a pe­rio­dis­tas pa­ra tra­tar de eva­dir e ig­no­rar las pre­gun­tas.

El cuar­to es el si­len­cio, que siempre es­tá pre­sen­te en la co­mu­ni­ca­ción, pues en coin­ci­den­cia con Or­te­ga y Gas­set, el in­ves­ti­ga­dor afir­mó que no de­be pen­sar­se en aquél co­mo el fin de la co­mu­ni­ca­ción, ya que ca­da for­ma de in­for­ma­ción trae in­trín­se­ca­men­te si­len­cios o co­sas que no se di­cen.

La pos ver­dad es una for­ma de per­sua­sión en el cam­po de la po­lí­ti­ca, pues en el afán de con­tro­lar a la gen­te, los po­lí­ti­cos y otras fi­gu­ras pú­bli­cas que la prac­ti­can crean con­fu­sión y siem­bran la se­mi­lla de la in­cer­ti­dum­bre.

Bro­mas y exa­ge­ra­cio­nes tam­bién ge­ne­ran con­fu­sión

La sa­tu­ra­ción de in­for­ma­ción nos lle­va a creer en nfor­ma­ción fal­sa.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Mexico

© PressReader. All rights reserved.