Ba­jan muer­tes; pe­ro hay ries­go de un re­bro­te

Milenio Edo de México - - Al Frente - ANA LI­LIA GARCÍA

Con

el in­cre­men­to de con­ta­gios, los ser­vi­do­res pú­bli­cos me­xi­quen­ses que con­ti­nua­ban acu­dien­do a su ofi­ci­na co­men­za­ron ha­cer mu­tis; no se les pue­de con­de­nar, la pan­de­mia pe­ne­tró ayun­ta­mien­tos y de­pen­den­cias del go­bierno es­ta­tal, ade­más del Po­der Le­gis­la­ti­vo y Ju­di­cial, don­de hay fa­lle­ci­mien­tos de jue­ces. So­lo en el área de Co­mu­ni­ca­ción So­cial de la Se­cre­ta­ría de Salud lo­cal exis­ten cua­tro tra­ba­ja­do­res in­fec­ta­dos, mien­tras el res­to son so­me­ti­dos a la prue­ba pa­ra de­tec­tar el co­vid-19, a fin de evi­tar que los con­ta­gios crez­can don­de la sa­na dis­tan­cia se an­to­ja im­pro­ba­ble por­que de­ce­nas com­par­ten mi­ni­es­pa­cios.

El go­bierno del Edo­mex pla­nea un re­gre­so a las ac­ti­vi­da­des en sus de­pen­den­cias, sin po­ner en ries­go a los bu­ró­cra­tas; hay di­ver­sas pro­pues­tas pa­ra no sa­tu­rar las ofi­ci­nas, co­mo con­ti­nuar ha­cien­do ho­me of­fi­ce, an­te la ad­ver­ten­cia de que el Co­vid lle­gó pa­ra que­dar­se por lar­go tiem­po, y con la pro­me­sa de re­bro­te en oto­ño e in­vierno.

Y mien­tras au­men­tan las ver­da­des a me­dias de la Pre­si­den­cia de la Re­pú­bli­ca, el go­ber­na­dor me­xi­quen­se apues­ta a lo im­po­si­ble: ga­ran­ti­zar la salud de la ma­trí­cu­la es­co­lar más gran­de del país, con cer­ca de 4.8 mi­llo­nes de alum­nos, ade­más de blin­dar a los usua­rios del trans­por­te pú­bli­co, don­de no se pue­de ha­cer mu­cho por una po­bla­ción que se re­sis­te a cui­dar­se, ni con con­ce­sio­na­rios que só­lo lle­van agua a su molino, pa­ra mues­tra, aque­llos que ya no ha­rán ru­tas ex­clu­si­vas pa­ra la cla­se obre­ra, pe­se a que exis­te un acuer­do. Mien­tras tan­to, el al­cal­de to­lu­que­ño lu­cha con la desobe­dien­cia ci­vil, cul­pa­ble de que To­lu­ca se con­vier­ta en re­fe­ren­te na­cio­nal en el te­ma del vi­rus, al igual que otros mu­ni­ci­pios co­mo Eca­te­pec, don­de las au­to­ri­da­des no se dan abas­to in­te­rrum­pien­do fies­tas.

En otros te­mas, aun­que la “po­lí­ti­ca” del OSFEM, fa­vo­re­ce a los “cri­no­li­nos” de ayer y de hoy, no es­tá de más que jun­to con la Con­tra­lo­ría del Po­der Le­gis­la­ti­vo, re­vi­se las cuen­tas de los 125 ayun­ta­mien­tos, por­que mu­chos al­cal­des es­tán “avi­san­do” una quie­bra in­mi­nen­te co­mo da­ño co­la­te­ral por la pan­de­mia y la im­pro­vi­sa

vi­gen­te._ ción ofi­cial… aho­ra con el asun­to de la re­elec­ción, se­gu­ra­men­te más de la mi­tad de los dipu­tados as­pi­ran a re­pe­tir, a ver có­mo le ha­cen los plu­ri­no­mi­na­les que no es­tán en el áni­mo de la par­ti­do­cra­cia

Au­men­tan las ver­da­des a me­dias de la Pre­si­den­cia y el go­ber­na­dor apues­ta a lo im­po­si­ble

Newspapers in Spanish

Newspapers from Mexico

© PressReader. All rights reserved.