VA­NES­SA RU­BIO MÁR­QUEZ

Milenio - Todas - - Carta Editorial - MAU­RI­CIO LÓ­PEZ VELÁZQUEZ @Mau­ri­cioLo­pe­zV Mau­ri­cio Ló­pez Velázquez, Di­rec­tor Ge­ne­ral del Ins­ti­tu­to Na­cio­nal pa­ra la Educación de los Adul­tos.

Sub­se­cre­ta­ria de Ha­cien­da y Cré­di­to Pú­bli­co

La educación ha si­do el prin­ci­pal mo­tor pa­ra su­pe­rar de­sigual­da­des so­cia­les y avan­zar ha­cia la cons­truc­ción de una so­cie­dad más jus­ta, in­clu­yen­te, prós­pe­ra y de­mo­crá­ti­ca. La educación es el de­re­cho que nos per­mi­te ejer­cer el res­to de los de­re­chos. Es el más po­de­ro­so ins­tru­men­to que nos ha per­mi­ti­do, co­mo so­cie­dad, cam­biar cul­tu­ra y prác­ti­cas ar­cai­cas con un ho­ri­zon­te de igual­dad de tra­to en­tre hom­bres y mu­je­res.

En tér­mi­nos de equi­dad se ha fes­te­ja­do co­mo un gran logro la am­plia­ción de los de­re­chos po­lí­ti­cos de las mu­je­res, des­de el vo­to has­ta la pa­ri­dad de gé­ne­ro, pe­ro es mo­men­to de vi­si­bi­li­zar el avan­ce que se ha lo­gra­do en ma­te­ria de ac­ce­so, per­ma­nen­cia y dis­mi­nu­ción del re­za­go edu­ca­ti­vo que ha con­tri­bui­do a su em­po­de­ra­mien­to.

En ma­te­ria de aba­ti­mien­to de ese re­za­go, el Ins­ti­tu­to Na­cio­nal pa­ra la Educación de los Adul­tos (INEA) es el en­car­ga­do de aten­der a las per­so­nas ma­yo­res de 15 años que no sa­ben leer y es­cri­bir o no han con­clui­do su educación pri­ma­ria o se­cun­da­ria.

Vea­mos los avan­ces lo­gra­dos des­de ha­ce 36 años cuan­do se creó el INEA.

La bre­cha de gé­ne­ro en ma­te­ria de anal­fa­be­tis­mo se ha re­du­ci­do sig­ni­fi­ca­ti­va­men­te. En 1980, 20% de las mu­je­res no sa­bían leer y es­cri­bir, hoy en día es me­nos de 6%.

Ello se de­be al in­cre­men­to de la co­ber­tu­ra del sis­te­ma edu­ca­ti­vo es­co­la­ri­za­do, a los re­sul­ta­dos de pro­gra­mas so­cia­les co­mo Pros­pe­ra, que han in­cen­ti­va­do la per­ma­nen­cia y con­ti­nui­dad edu­ca­ti­va de ni­ñas y jó­ve­nes, y a la ac­ción del INEA, en to­do el país, par­ti­cu­lar­men­te en co­mu­ni­da­des in­dí­ge­nas o ru­ra­les.

Rei­te­ro, si al­go ha em­po­de­ra­do a las mu­je­res y ha ga­ran­ti­za­do el ejer­ci­cio de sus de­re­chos es el pi­so bá­si­co que les otor­ga la educación. En es­te mis­mo pe­rio­do se ha re­du­ci­do en 50% el re­za­go edu­ca­ti­vo de pri­ma­ria y se­cun­da­ria. Di­men­sio­ne­mos es­te he­cho. En 1980 so­lo 3 de ca­da 10 mu­je­res ma­yo­res de 15 años ha­bían con­clui­do la se­cun­da­ria y hoy son 7 de ca­da 10.

Sin em­bar­go, aún hay bre­chas de de­sigual­dad pen­dien­tes, por ejem­plo, en al­fa­be­ti­za­ción.

De los 4.2 mi­llo­nes de per­so­nas que no sa­ben leer y es­cri­bir en Mé­xi­co, 2.5 mi­llo­nes son mu­je­res y el 61 % de ellas co­rres­pon­de a un per­fil pro­me­dio de una per­so­na de 58 años con 5.5 hi­jos, que tie­nen in­gre­sos de 2,906 pe­sos men­sua­les, don­de 2 de ca­da 3 se de­di­can a las la­bo­res del ho­gar.

Si es mu­jer in­dí­ge­na, se in­cre­men­ta la pro­ba­bi­li­dad de en­con­trar­se en re­za­go en un 10%. Esa asi­me­tría se ex­pre­sa tam­bién re­gio­nal­men­te, 52% de las mu­je­res ma­yo­res de 15 años en Chia­pas no han ter­mi­na­do su se­cun­da­ria en com­pa­ra­ción con 22 % de las que vi­ven en la Ciu­dad de Mé­xi­co.

Con­si­de­rar esa de­sigual­dad no es so­lo un re­to de ope­ra­ción y de nú­me­ros, ha si­do tam­bién de prác­ti­cas pe­da­gó­gi­cas, de con­te­ni­dos y ma­te­ria­les edu­ca­ti­vos que en su his­to­ria ha desa­rro­lla­do el INEA a tra­vés de su Mo­de­lo de Educación pa­ra la Vi­da y el Tra­ba­jo, que se dis­tin­gue por ser mo­du­lar, fle­xi­ble y abier­to, in­te­gral y di­ver­si­fi­ca­do pa­ra aten­der las par­ti­cu­la­ri­da­des de las mu­je­res in­dí­ge­nas, las de 65 años y más, las mu­je­res jó­ve­nes que por cues­tio­nes de em­ba­ra­zo y na­ta­li­dad aban­do­na­ron la es­cue­la o de aque­llas que hoy son re­pa­tria­das de los Es­ta­dos Uni­dos.

In­cluir la pers­pec­ti­va de gé­ne­ro de ma­ne­ra trans­ver­sal en las Po­lí­ti­cas Pú­bli­cas ha si­do im­pul­sa­do por el Pre­si­den­te Enrique Pe­ña Nie­to, bus­can­do el desa­rro­llo ho­mo­gé­neo y equi­ta­ti­vo en ca­da re­gión del país e in­te­gran­do los di­ver­sos en­tor­nos en los cua­les se desen­vuel­ven.

El INEA por los ni­ve­les de sus ta­reas, en­fo­que de sus po­lí­ti­cas y lo­gros en aten­ción, es una ins­ti­tu­ción que tra­ba­ja con y pa­ra las mu­je­res que son hoy más de 70% de sus edu­can­dos y la am­plia ma­yo­ría de las vo­lun­ta­rias y téc­ni­cas do­cen­tes que día a día tra­ba­jan pa­ra evi­tar que el ori­gen so­cial o el gé­ne­ro se con­vier­ta inevi­ta­ble­men­te en des­tino edu­ca­ti­vo y ge­ne­ran con­di­cio­nes pa­ra que el ac­ce­so, per­ma­nen­cia y éxi­to en los lo­gros de los apren­di­za­jes, sean pa­ra to­dos y to­das.

Si al­go ha em­po­de­ra­do a las mu­je­res y ha ga­ran­ti­za­do el ejer­ci­cio de sus de­re­chos es el pi­so bá­si­co que les otor­ga la educación

Newspapers in Spanish

Newspapers from Mexico

© PressReader. All rights reserved.