Fac­to­res in­ter­nos y ex­ter­nos que afec­tan

Milenio - - NEGOCIOS -

En las úl­ti­mas se­ma­nas he­mos vis­to que el dó­lar ha subido de pre­cio en re­la­ción al pe­so, es­to se ex­pli­ca por dos fac­to­res: uno de ca­rác­ter ex­terno y otro in­terno. Lo que vie­ne del ex­te­rior es la pre­sión que es­tá ejer­cien­do la Re­ser­va Fe­de­ral pa­ra que la ta­sa de in­te­rés en EU suba una vez más en el mes de di­ciem­bre (1/4 de pun­to), y des­pués du­ran­te 2018, pu­die­ra ha­ber tres al­zas de 0.25 por cien­to ca­da una; si es­to su­ce­die­ra así, la ta­sa de in­te­rés que hoy es de 1.25 por cien­to, en di­ciem­bre de 2018 ter­mi­na­ría en 2.25 por cien­to, o sea es­te ni­vel ya es­ta­ría muy cer­ca de la ta­sa neu­tral que bus­ca la FED de 2.5 por cien­to. Ade­más de lo an­te­rior, la pro­pia Fed tam­bién ha di­cho que re­du­ci­rá su hoja de ba­lan­ce, es­to im­pli­ca­rá en los pró­xi­mos años una re­duc­ción en la li­qui­dez de 2.5 tri­llo­nes de dó­la­res (en an­glo­sa­jón), que es la me­ta de re­duc­ción que tie­ne la Fed.

Los anun­cios an­te­rio­res han traí­do co­mo con­se­cuen­cia que el dó­lar se ha­ya re­va­lua­do prác­ti­ca­men­te contra to­das las mo­ne­das del mun­do; no es un efec­to que so­lo ha­ya re­per­cu­ti­do en el pe­so me­xi­cano, tam­bién per­die­ron va­lor fren­te a la mo­ne­da ver­de el yen, eu­ro, libra es­ter­li­na y la ma­yor par­te de las mo­ne­das de paí­ses emer­gen­tes.

En lo in­terno, el pe­so se ha vis­to de­bi­li­ta­do fun­da­men­tal­men­te por la in­cer­ti­dum­bre que es­tá ge­ne­ran­do la re­ne­go­cia­ción del TLCAN. Cuan­do se lle­vó a ca­bo la pri­me­ra ron­da ha­bía op­ti­mis­mo por par­te de los ne­go­cia­do­res me­xi­ca­nos, de que po­dría­mos lle­gar a una bue­na ne­go­cia­ción; pe­ro aho­ra que ya es­ta­mos de lleno en la cuar­ta ron­da de ne­go­cia­cio­nes, una bue­na par­te del op­ti­mis­mo ha des­apa­re­ci­do. To­do in­di­ca que las pos­tu­ras de los es­ta­du­ni­den­ses se han en­du­re­ci­do en te­mas im­por­tan­tes co­mo: re­glas de ori­gen, don­de ellos quie­ren in­cre­men­tar el con­te­ni­do es­ta­du­ni­den­se en de­tri­men­to de los me­xi­ca­nos y ca­na­dien­ses; asi­mis­mo, pa­re­ce ser es­tán ne­cios en que las con­tro­ver­sias se di­ri­man en tri­bu­na­les de ese país. Es­tos dos te­mas pue­den ser par­tea­guas en la ne­go­cia­ción, ya que Mé­xi­co y Ca­na­dá no creo que es­tén dis­pues­tos a acep­tar­los. Siem­pre he si­do es­cép­ti­co en re­la­ción al re­sul­ta­do de esas ne­go­cia­cio­nes, pe­ro si lo pon­go en tér­mi­nos de por­cen­ta­jes, la mo­ne­da es­tá en el ai­re: 50 por cien­to que si­ga y 50 por cien­to que se ter­mi­ne; sin em­bar­go, aún si lle­gá­ra­mos a una ne­go­cia­ción, es­toy con­ven­ci­do que al­go nos va a cos­tar!

Es­tos dos fac­to­res son los que han es­ta­do afec­tan­do el va­lor del pe­so; ha­cia ade­lan­te, ten­dre­mos otros obs­tácu­los que se ana­li­za­rán en fu­tu­ros ar­tícu­los.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Mexico

© PressReader. All rights reserved.