Có­mo sí en­trar­le al Buen Fin

Milenio - - NEGOCIOS - Juan S. Mu­si Amio­ne

Eun te­ma de fi­nan­zas per­so­na­les im­pres­cin­di­ble, de­fi­nir qué tan con­ve­nien­te es “en­trar­le” a al­gu­nos com­pro­mi­sos eco­nó­mi­cos que pa­re­cen ser los “deals del año”, bas­ta re­cor­dar que la mer­ca­do­tec­nia ha­ce ma­ra­vi­llas y pue­de en­ga­ñar, lle­ván­do­nos a to­mar de­ci­sio­nes equi­vo­ca­das, cre­yen­do que ¡so­mos unos ge­nios!

Pen­sé en ha­cer es­ta guía de cin­co pa­sos que pue­den ayu­dar a es­ta to­ma de de­ci­sión, con el fin de en­trar­le o no, a las gan­gas que se ave­ci­nan. Es­to es lo que de­be­mos pre­gun­tar­nos.

1. ¿Es in­dis­pen­sa­ble? Eso que vas a com­prar en el Buen Fin ¿es un te­ma de mo­da o de muy cor­to pla­zo; es un ar­tícu­lo, un bien o mue­ble que te va a du­rar mu­chos años? Su de­fi­ni­ción más téc­ni­ca o es­pe­cí­fi­ca es es­ta­ble­cer si es un bien du­ra­de­ro.

2. ¿El pre­cio es el me­jor en el año y te cons­ta? Eso que es­tás co­rre­tean­do, ¿sa­bes per­fec­to qué va­lor de mer­ca­do tie­ne?, y co­mo lo deseas tan­to, ¿sa­bes que no ba­ja de x pre­cio? Lle­ga el Buen Fin, y si el des­cuen­to es ma­yor a 15 por cien­to, pue­de ha­cer sen­ti­do. Ojo con los me­ses sin in­tere­ses, mu­chas ve­ces in­flan el pre­cio an­tes y lue­go te lo di­fie­ren “sin in­tere­ses”; en reali­dad, aca­bas pa­gan­do más.

3. ¿Lo pue­des pa­gar de con­ta­do? Es­te pun­to es muy im­por­tan­te, es de ver­dad un ab­sur­do com­prar a me­ses —sean 12 o 18— al­go que te du­ra po­co; siem­pre op­ta por el des­cuen­to y de con­ta­do a la op­ción de me­ses sin in­tere­ses. Ima­gí­nen­se que lo que com­pran es una con­so­la de vi­deo­jue­gos a 18 me­ses, tus hi­jos la usa­rán cuan­do mu­cho seis me­ses y no la vol­ve­rán a to­car, tu deu­da es tres ve­ces ma­yor en tiem­po.

4. Haz las cuen­tas na­vi­de­ñas. Mu­chas em­pre­sas te ayu­dan de­po­si­tan­do una par­te o la mi­tad de tu agui­nal­do pa­ra es­te Buen Fin, no te emo­cio­nes, fal­ta to­do el gas­to na­vi­de­ño y te va a ha­cer fal­ta ese di­ne­ro un mes des­pués; si una vez he­cho tu pre­su­pues­to, te so­bra, en­ton­ces eso lo pue­des des­ti­nar.

5. Ad­quie­re du­ran­te el Buen Fin lo que com­pa­ra­rías en di­ciem­bre. Tu lis­ta de re­ga­los na­vi­de­ños, ape­ga­da a pre­su­pues­to, pue­de ser bue­na idea ha­cer­la de una vez; lo an­te­rior re­quie­re de disciplina, y de no caer en la ten­ta­ción de vol­ver a com­prar.

Al fi­nal, me pa­re­ce una bue­na idea con­tem­plar es­tos cin­co pun­tos, ya que es un ga­nar-ga­nar si se eje­cu­ta bien; ga­na el con­su­mi­dor, las tien­das, los em­plea­dos, así co­mo el país gra­cias a que se ac­ti­va la eco­no­mía.

EU tie­ne su Vier­nes Ne­gro el día des­pués de Ac­ción de Gra­cias y su

Ci­ber Lu­nes (com­pras por in­ter­net el lu­nes in­me­dia­to), ese día se vende más que to­do el año (ca­da vez es más im­por­tan­te el Lu­nes Ci­ber­né­ti­co). En Chi­na se lla­ma el Día de

los Sol­te­ros y, pa­ra dar­les una idea de lo im­por­tan­te que fue, su­peró por tres ve­ces a EU, sien­do 90 por cien­to de la ven­ta con dis­po­si­ti­vos mó­vi­les, o sea, por el ce­lu­lar.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Mexico

© PressReader. All rights reserved.