Tu­be­rías de gue­rra

Ex­pe­rien­cia de usua­rio Los sis­te­mas me­cá­ni­cos pa­ra unión de tu­be­rías de Vic­tau­lic aho­rran has­ta 60% en tiem­po de ins­ta­la­ción, ade­más de cos­tos, res­pec­to a la sol­da­du­ra.

Obras - - Soluciones -

POR PU­RI LU­CE­NA

Du­ran­te la Pri­me­ra Gue­rra Mun­dial, los sol­da­dos ne­ce­si­ta­ban una for­ma rá­pi­da de ins­ta­lar tu­be­rías pa­ra trans­por­tar agua y com­bus­ti­ble. Así na­ció el sis­te­ma de aco­pla­mien­to que pos­te­rior­men­te se de­no­mi­na­ría Vic­tau­lic y que es­tá for­ma­do por dos car­ca­sas, dos per­nos y un em­pa­que, to­do con pa­ten­te de la em­pre­sa del mis­mo nom­bre.

Es­te sus­ti­tu­to de la sol­da­du­ra se usa en seg­men­tos co­mo el de gas y pe­tró­leo, agua, plan­tas in­dus­tria­les y sis­te­mas con­tra in­cen­dios y de ai­re acon­di­cio­na­do.

“Uti­li­za­mos el sis­te­ma des­de ha­ce 10 años; bus­cá­ba­mos ra­pi­dez en la ins­ta­la­ción”, afir­ma Ri­car­do Mi­chel Pa­re­des, di­rec­tor ge­ne­ral de Mi­chel Cons­truc­cio­nes y Con­fort, una em­pre­sa de ins­ta­la­ción de ai­re acon­di­cio­na­do que tie­ne en­tre sus clien­tes a Li­ver­pool y Pa­la­cio de Hie­rro y que se ha en­car­ga­do del sis­te­ma de la Are­na Ciu­dad de Mé­xi­co. El em­pre­sa­rio apun­ta que con Vic­tau­lic ha lo­gra­do re­du­cir has­ta 60% el tiem­po de ins­ta­la­ción de tu­be­rías en com­pa­ra­ción con la sol­da­du­ra.

El sis­te­ma evo­lu­cio­nó pa­ra ser aún más rá­pi­do. An­tes ha­bía que des­mon­tar el em­pa­que de la car­ca­sa pa­ra lu­bri­car­lo pre­vio a su co­lo­ca­ción so­bre la tu­be­ría, aho­ra ya no es ne­ce­sa­rio ha­cer­lo, sino que se ins­ta­la di­rec­ta­men­te y se aprie­tan los per­nos, ex­pli­ca Ser­gio Ra­mí- rez, es­pe­cia­lis­ta de HVAC de Vic­tau­lic en Mé­xi­co. Con ello, pue­den aco­plar pie­zas en mi­nu­tos.

La ven­ta­ja no se en­cuen­tra só­lo al rea­li­zar la ins­ta­la­ción, sino tam­bién en el man­te­ni­mien­to. Mi­chel se­ña­la que fren­te al sis­te­ma tra­di­cio­nal de sol­da­du­ra, que que­da inope­ran­te si es des­mon­ta­do, con el sis­te­ma de car­ca­sa pue­de ha­cer­se rá­pi­da­men­te y vol­ver­se a ins­ta­lar. “El sol­da­do no se ha erra­di­ca­do por­que se usa pa­ra so­por­te­ría, pe­ro no pa­ra cuar­tos de ma­qui­nas o cie­rres de ma­ne­ja­do­ras”, ex­po­ne. La di­fe­ren­cia tam­bién se sien­te en el bol­si­llo, ya que el cos­to por mano de obra es me­nor. “Man­das al per­so­nal a la plan­ta de Vic­tau­lic, don­de los ca­pa­ci­tan pa­ra ins­ta­lar”, aña­de el di­rec­ti­vo.

De ahí que Ra­mí­rez afir­me que aun­que a cor­to pla­zo pa­re­ce más ca­ro, al au­nar el pre­cio del ma­te­rial, el cos­to de la mano de obra y el tiem­po de ins­ta­la­ción es más eco­nó­mi­co. La em­pre­sa cuen­ta ade­más con un ser­vi­cio de di­se­ño de pro­yec­tos a tra­vés del mo­de­la­do BIM que em­pe­zó a ofre­cer el año pa­sa­do, en Mé­xi­co. “Mu­cha gen­te no tie­ne el equi­po o el soft­wa­re pa­ra ha­cer sus di­se­ños, con no­so­tros pue­de em­pe­zar la pla­ni­fi­ca­ción des­de una eta­pa tem­pra­na, don­de to­dos los equi­pos es­tán coor­di­na­dos, lo que fa­ci­li­ta la ins­ta­la­ción”, con­clu­ye.

TEC­NO­LO­GÍA. El sis­te­ma se com­po­ne de dos car­ca­sas, un em­pa­que y dos tor­ni­llos, y per­mi­te una ins­ta­la­ción y un des­mon­ta­je en mi­nu­tos.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Mexico

© PressReader. All rights reserved.