RO­GER WATERS

Publimetro Ciudad de Mexico - - NOTICIAS - AR­MAN­DO RÍOS PITER @RIOSPITERJAGUAR La co­lum­na com­ple­ta en Twit­ter: #Rio­sPi­te­rE­nPu­bli­me­tro

El sá­ba­do por la tar­de, el Zó­ca­lo ca­pi­ta­lino re­ci­bió a más de 200 mil per­so­nas que bus­ca­ban re­cor­dar los gran­des éxi­tos de Pink Floyd, así co­mo unir sus vo­ces a los re­cla­mos so­cia­les que, en el con­cier­to an­te­rior en el Fo­ro Sol, ha­bía rea­li­za­do Ro­ger Waters.

Par­te de su es­ce­no­gra­fía con­sis­tió en la pro­yec­ción de la le­yen­da “Re­nun­cia Ya” di­ri­gi­da a Pe­ña Nie­to. Tam­bién se le­yó “Trump eres un pen­de­jo”, cla­ra ale­go­ría al dis­cur­so de odio que ha em­pren­di­do el can­di­da­to re­pu­bli­cano a la pre­si­den­cia de los Es­ta­dos Uni­dos.

Un cer­do flo­tan­te re­cor­da­ba el trá­gi­co in­ci­den­te de los 43 es­tu­dian­tes des­apa­re­ci­dos en Igua­la, mien­tras en su dis­cur­so, el can­tan­te le de­cía a EPN: “Es­cu­che a su gen­te se­ñor pre­si­den­te. Los ojos del mun­do lo es­tán ob­ser­van­do”. El ar­tis­ta, lo­gró un mo­men­to eu­fó­ri­co de unión con el pú­bli­co.

El mú­si­co su­po re­co­no­cer el sen­tir de un Mé­xi­co he­ri­do, y ofre­ció un des­fo­gue de ener­gía. Sin em­bar­go, por más sig­ni­fi­ca­ti­vos que ha­yan si­do esos mo­men­tos, no de­be­rían que­dar co­mo una sim­ple anéc­do­ta.

La gran in­te­rro­gan­te que nos arro­jó es­te even­to es ¿po­de­mos ir más allá? ¿Có­mo pa­sa­mos de un mo­men­to de eu­fo­ria a uno de pro­fun­da re­fle­xión? ¿Se pue­de crear y ca­na­li­zar ese ti­po de ener­gía, pa­ra evo­lu­cio­nar co­mo país? Yo pien­so que sí. De­be­mos arran­car una nue­va era, don­de los ciu­da­da­nos sean ca­pa­ces de po­ner­se en los “za­pa­tos del otro” pa­ra lo­grar en­ten­der y trans­for­mar la reali­dad, que le exi­jan a los po­lí­ti­cos, que se exi­jan a sí mis­mos y le exi­jan al res­to de los ciu­da­da­nos. Un tiem­po don­de de­mos real im­por­tan­cia a nue­vos va­lo­res y nue­vos com­por­ta­mien­tos.

Se­rá a tra­vés de es­te cam­bio ra­di­cal que po­dre­mos ter­mi­nar con 90 años de clien­te­las, don­de la gen­te de­je de ser uti­li­za­da por to­dos los par­ti­dos po­lí­ti­cos. Don­de los ciu­da­da­nos de­jen de ser con­si­de­ra­dos ob­je­tos y sean su­je­tos de su pro­pia his­to­ria.

El mo­de­lo de po­lí­ti­ca ba­sa­do en la com­pra de vo­lun­ta­des es­tá re­ba­sa­do. Ya no sir­ve ni co­nec­ta. No re­suel­ve las pro­fun­das ne­ce­si­da­des que te­ne­mos. La de­sigual­dad, po­bre­za e in­jus­ti­cia de­ben afron­tar­se con nue­vas ideas.

Co­mo in­te­gran­te de la Asam­blea Cons­ti­tu­yen­te de la Ciu­dad de Mé­xi­co, mi ob­je­ti­vo es és­te jus­ta­men­te: iden­ti­fi­car la ener­gía crea­ti­va que ha des­per­ta­do y crear un mar­co ju­rí­di­co que in­clu­ya los es­pa­cios pa­ra que la ciu­da­da­nía a la que me re­fie­ro flo­rez­ca. Es­to es pro­po­ner en el do­cu­men­to que re­dac­ta­re­mos me­ca­nis­mos pa­ra el de­sa­rro­llo de las ha­bi­li­da­des que los ha­bi­tan­tes requieren pa­ra ejer­cer su po­der pleno.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Mexico

© PressReader. All rights reserved.