Ac­ci­den­te le cam­bia to­tal­men­te su for­ma de vi­da

Quintana Roo Hoy - - VIVIR BIEN - Raúl Ba­lam QUIN­TA­NA ROO HOY

su­frien­do una frac­tu­ra de la co­lum­na con le­sión me­du­lar, que­dan­do pa­ra­lí­ti­co de por vi­da.

TU­VO ES­PE­RAN­ZAS

Pre­ci­só que en un ini­cio el es­pe­cia­lis­ta que lo aten­dió le ase­gu­ró que en un año ten­drá una vi­da nor­mal, pe­ro ten­dría que so­me­ter­se a una te­ra­pia y un tra­ta­mien­to, mis­ma que reali­zó.

Sin em­bar­go, cuan­do cum­plió el año aún con­ti­nua­ba sin sen­tir su pier­na acu­dió con el mé­di­co y no la en­con­tró, de tal for­ma que tu­vo que ir con otro es­pe­cia­lis­ta, quien le di­jo que ten­drá que ser fuer­te, por­que no hay es­pe­ran­zas de que vuel­va a ca­mi­nar.

Sub­ra­yó que esa si­tua­ción ori­gi­nó que se en­ce­rra­rá en un cuar­to a llo­rar, pa­san­do por su men­te mu­chas si­tua­cio­nes de de­pre­sión y has­ta el sui­ci­dio, pe­ro gra­cias a su fa­mi­lia no to­mó tal de­ci­sión.

“Ac­tual­men­te pa­ra po­der sa­lir ade­lan­te fue a tra­vés de Dios, ya que an­do con mi Bi­blia pa­ra te­ner for­ta­le­za, pe­ro a pe­sar de esa si­tua­ción reali­zo tra­ba­jo de plo­me­ría y elec­tri­ci­dad, con el apo­yo de mis so­bri­nos, quie­nes me ayu­dan a don­de no lle­go”, aco­tó.

Di­jo que gra­cias al es­fuer­zo de su tra­ba­jo en Huay­ma cuen­ta con un ne­go­cio pro­pio (ci­ber) que le da el sus­ten­to de su fa­mi­lia pa­ra no te­ner preo­cu­pa­cio­nes por si con­di­cion fí­si­ca. Pe­se a su si­tua­ción, Am­bron­cio sa­le ade­lan­te gra­cias a la fe que tie­ne.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Mexico

© PressReader. All rights reserved.