Por fin ten­drá un uso

Quintana Roo Hoy - - VIVIR BIEN - De la re­dac­ción QUIN­TA­NA ROO HOY

El in­mue­ble de in­ver­sión mi­llo­na­ria se­rá uti­li­za­do co­mo un C5 pa­ra vi­gi­lar la ciu­dad

Res­ca­ta­rán el Au­di­to­rio del Bie­nes­tar, ese “ele­fan­te blan­co” que fue­ra inau­gu­ra­do pr Ro­ber­to Borge An­gu­lo y que so­lo sir­vie­ra pa­ra un par­ti­do en­tre “le­yen­das del Amé­ri­ca y del Cruz Azul en su inau­gu­ra­ción; aho­ra, la ac­tual ad­mi­nis­tra­ción del es­ta­do dio a co­no­cer que a par­tir de 2018 ope­ra­rá co­mo el nue­vo Cen­tro de Con­trol, Co­man­do, Co­mu­ni­ca­ción, Cómpu­to y Ca­li­dad (C5) des­de don­de, con alta tec­no­lo­gía, se com­ba­ti­rán los de­li­tos en el es­ta­do.

Lue­go de un año de ser inau­gu­ra­do el 14 de septiembre y que no vol­vie­ra a abrir sus puer­tas, el Au­di­to­rio se ha­bi­li­ta­rá pa­ra te­ner la ca­pa­ci­dad de con­tro­lar la se­gu­ri­dad en to­da la en­ti­dad, así lo dio a co­no­cer el go­ber­na­dor, Carlos Joa­quín.

Des­ta­có que es­te cen­tro se in­te­gra­rá a los que ya ope­ran en es­ta­dos co­mo: Pue­bla, Es­ta­do de Mé­xi­co, Nue­vo León y Ciu­dad de Mé­xi­co, mis­mos que han da­do bue­nos re­sul­ta­dos.

Re­fi­rió que aten­de­rán los nú­me­ros de emer­gen­cias y de­nun­cias El in­mue­ble fue inau­gu­ra­do por Ro­ber­to Borge, ac­tual­men­te pre­so en Pa­na­má.

911 y 089, así co­mo la Po­li­cía Ci­ber­né­ti­ca que atien­de ca­sos de se­cues­tros vir­tua­les o ex­tor­sio­nes te­le­fó­ni­cas.

Hay que re­cor­dar que en días pre­vios se hi­zo el anun­cio pa­ra no caer en es­te ti­po de de­li­tos que van van en au­men­to en el es­ta­do.

Ade­más se con­ta­rá con una cen­tral de mo­ni­to­reo de más de tres mil cá­ma­ras.

“De­fi­nir el uso que se le po­día dar al Au­di­to­rio del Bie­nes­tar, se ha­bía con­ver­ti­do en un pro­ble­ma”, di­jo el go­ber­na­dor.

Des­ta­có los de­fec­tos por ma­la

pla­nea­ción en la es­truc­tu­ra que cos­tó 244 mi­llo­nes de pe­sos, con un so­bre cos­to de 60 mi­llo­nes.

MA­YOR

VI­GI­LAN­CIA

Hay que des­ta­car que uno de los ob­je­ti­vos de los C5 es que las au­to­ri­da­des pue­dan reac­cio­nar al ins­tan­te a los de­li­tos.

Y es que con las cá­ma­ras de vi­gi­lan­cia y sen­so­res se pue­den re­co­no­cer dis­pa­ros de ar­ma y de­más de­li­tos. La tec­no­lo­gía que uti­li­za el C5 in­ter­na­men­te, co­mo el re­co­no­ci­mien­to fa­cial y el es­ca­neo de iris, La tec­no­lo­gía que uti­li­za el C5, co­mo el re­co­no­ci­mien­to fa­cial y el es­ca­neo de iris, se uti­li­za con va­rios fi­nes en el mun­do?

se uti­li­za con va­rios fi­nes en el mun­do.

Ade­más, se pre­ten­de que se pue­dan iden­ti­fi­car a tiem­po si­tua­cio­nes de ries­go, co­mo lo son inun­da­cio­nes, in­cen­dios y otros acon­te­ci­mien­tos en los que in­ter­ven­dría Pro­tec­ción Ci­vil y Bom­be­ros.

No só­lo son pa­ra la reac­ción, sino fun­da­men­tal pa­ra la pre­ven­ción, ya que la tec­no­lo­gía que uti­li­zan cuen­ta con más de 500 va­ria­bles o al­go­rit­mos en las cá­ma­ras y dis­po­si­ti­vos pa­ra que, aun­que no se es­té vien­do el mo­ni­tor y ten­ga en la cá­ma­ra otra pro­yec­ción, se pue­da te­ner co­no­ci­mien­to de la in­for­ma­ción que se man­da a tra­vés de un soft­wa­re.

A pe­sar que es­te re­cin­to se ter­mi­nó de cons­truir a prin­ci­pios de 2015, no fue uti­li­za­do en ese mo­men­to por­que se de­tec­tó que no con­ta­ba con las me­di­das de se­gu­ri­dad ne­ce­sa­rias pa­ra ga­ran­ti­zar la tran­qui­li­dad de sus 12 mil es­pec­ta­do­res.

Ro­ber­to Borge con­ta­ba los días pa­ra ter­mi­nar su man­da­to, el 25 de septiembre, y an­te es­ta si­tua­ción, sin ser to­ma­do en cuen­ta lo in­se­gu­ro del lu­gar, se cor­tó el lis­tón en la en­tra­da prin­ci­pal del re­cin­to y ja­más vol­vió a abrir sus puer­tas.

Sin pa­la­bras alu­si­vas a la pues­ta en fun­cio­na­mien­to del in­mue­ble, ni in­vi­ta­dos es­pe­cia­les, só­lo la en­ton­ces sub­se­cre­ta­ria de Edu­ca­ción en la zo­na norte, Mil­dred Ávi­la Ve­ra, Fernando Es­ca­mi­lla, se­cre­ta­rio de In­fra­es­truc­tu­ra y Trans­por­te (Sin­tra), Paul Ca­rri­llo de Cá­ce­res, pre­si­den­te mu­ni­ci­pal de Be­ni­to Juá­rez y tres fun­cio­na­rios más, se dio por inau­gu­ra­do.

Pos­te­rior a ello, se di­ri­gie­ron al lobby del lu­gar pa­ra de­ve­lar una pla­ca, en la que só­lo se hi­zo men­ción que “los go­bier­nos de la Re­pú­bli­ca y del Es­ta­do de Quin­ta­na Roo inau­gu­ran el Au­di­to­rio del Bie­nes­tar, que con­tri­bu­ye a cons­truir un Mé­xi­co Prós­pe­ro”, “sin de­jar hue­lla” ya que se omi­tie­ron los nom­bres de Be­to Borge y Paul Ca­rri­llo, quie­nes acos­tum­bra­ban se­llar “sus obras y sus lo­gros”.

Co­mo pun­to fi­nal de la inau­gu­ra­ción, las au­to­ri­da­des es­ta­ta­les y mu­ni­ci­pa­les in­gre­sa­ron al re­cin­to pa­ra ocu­par un lu­gar en me­dio de los alum­nos de ba­chi­lle­ra­to que se en­con­tra­ban “dis­fru­tan­do” del par­ti­do.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Mexico

© PressReader. All rights reserved.