Escandalosa co­rrup­ción

ABC Color - - INTERIOR -

Uno de los pro­ble­mas más gra­ves que en­fren­ta el sis­te­ma edu­ca­ti­vo de nues­tro país es la co­rrup­ción arrai­ga­da. Las ma­las prác­ti­cas que par­ten del mis­mo Mi­nis­te­rio de Edu­ca­ción y Cien­cias (MEC) se evi­den­cia­ron una vez más con el es­can­da­lo­so “co­mi­sio­na­mien­to” de la pro­fe­so­ra de Edu­ca­ción Ar­tís­ti­ca Ma­rilyn Oca­riz Krauer –con 245 ho­ras cá­te­dra en seis co­le­gios de Lu­que– al Ju­ra­do de En­jui­cia­mien­to de Ma­gis­tra­dos (JEM) por una su­pues­ta “or­den” del polémico y pre­si­den­te del Ju­ra­do, Ós­car Gon­zá­lez Daher (co­lo­ra­do car­tis­ta).

En pleno año elec­to­ral, el mi­nis­tro de Edu­ca­ción, En­ri­que Rie­ra, má­xi­ma au­to­ri­dad que de­be­ría ve­lar por el buen fun­cio­na­mien­to de las ins­ti­tu­cio­nes edu­ca­ti­vas de nues­tro país con ba­se en el cum­pli­mien­to de lo es­ta­ble­ci­do en las le­yes, re­so­lu­cio­nes y el es­ta­tu­to del do­cen­te, cum­plió sin ob­je­cio­nes la “or­den de arri­ba” o qui­zá no tu­vo su­fi­cien­te tiem­po pa­ra leer an­tes de fir­mar la Re­so­lu­ción N° 22.444 el pa­sa­do 16 de agos­to pa­ra el co­mi­sio­na­mien­to de la pro­fe­so­ra al JEM des­de agos­to has­ta di­ciem­bre de 2017.

El mi­nis­tro Rie­ra di­jo que los tras­la­dos son prác­ti­cas co­mu­nes en las ins­ti­tu­cio­nes pú­bli­cas y que en mu­chas oca­sio­nes es una cues­tión de “gentileza”. Tam­bién re­co­no­ció no te­ner “ni idea” so­bre la fun­ción de la pro­fe­so­ra en el JEM.

A pe­sar de ase­gu­rar que nin­gún co­le­gio que­da­ría des­am­pa­ra­do por el co­mi­sio­na­mien­to de la do­cen­te, di­rec­to­res de los seis co­le­gios don­de la pro­fe­so­ra te­nía a car­go la en­se­ñan­za de va­rias ma­te­rias se vie­ron de­ses­pe­ra­dos a la ho­ra de cu­brir su au­sen­cia pa­ra que los alum­nos no pier­dan cla­ses ca­si fi­na­li­zan­do el año lec­ti­vo.

Si­guien­do con la ca­de­na de co­rrup­ción, lue­go de que se di­vul­ga­ra el ca­so de la pro­fe­so­ra a tra­vés de nues­tro dia­rio, el Mi­nis­te­rio de Edu­ca­ción y Cien­cias en for­ma pre­su­ro­sa “re­par­tió” ru­bros co­mo si fue­ran sou­ve­nirs de una fies­ta de cum­plea­ños en las ins­ti­tu­cio­nes afec­ta­das con el ob­je­ti­vo de blan­quear el gra­ve e irre­gu­lar co­mi­sio­na­mien­to de la pro­fe­so­ra.

En un país don­de pre­va­le­cen la de­fi­cien­cia y la ca­ren­cia en un sis­te­ma edu­ca­ti­vo ob­so­le­to y des­fa­za­do, no se de­be­ría per­mi­tir se­me­jan­te atro­pe­llo a los es­tu­dian­tes y edu­ca­do­res ho­nes­tos que su­fren lo in­de­ci­ble pa­ra po­der con­se­guir ru­bros en las ins­ti­tu­cio­nes pú­bli­cas. Es ho­ra de que do­cen­tes, es­tu­dian­tes y pa­dres de fa­mi­lia cons­cien­tes de la ne­ce­si­dad de cons­truir una so­cie­dad me­jor se pon­gan fir­mes, de­nun­cien las irre­gu­la­ri­da­des que aten­tan con­tra la edu­ca­ción de ca­li­dad y no clau­di­quen has­ta con­se­guir el ob­je­ti­vo. gladys.vi­llal­ba@abc.com.py

Newspapers in Spanish

Newspapers from Paraguay

© PressReader. All rights reserved.