Iné­di­to re­ci­bi­mien­to al pa­triar­ca ma­ro­ni­ta li­ba­nés en Ara­bia Sau­dí

El rey Sal­mán re­ci­bió al pa­triar­ca ma­ro­ni­ta li­ba­nés, car­de­nal Be­cha­ra Rai, al­go iné­di­to en Ara­bia Sau­di­ta y en mo­men­tos en que Riad pre­sio­na a Lí­bano pa­ra ais­lar al Hez­bo­lá, for­ma­ción proira­ní miem­bro del Go­bierno li­ba­nés. Rai se reunió tam­bién con el prí

ABC Color - - INTERNACIONALES -

RIAD (AFP). El pa­triar­ca ma­ro­ni­ta (cris­tiano) del Lí­bano lle­gó a Ara­bia Sau­di­ta pa­ra re­unir­se con el ex­pri­mer mi­nis­tro li­ba­nés Saad Ha­ri­ri, quien anun­ció ha­ce días su di­mi­sión des­de la ca­pi­tal sau­dí.

El pa­triar­ca y el rey Sal­man “evo­ca­ron las re­la­cio­nes fra­ter­na­les en­tre el reino y el Lí­bano y con­fir­ma­ron la im­por­tan­cia del pa­pel de las di­fe­ren­tes re­li­gio­nes y cul­tu­ras en la pro­mo­ción de la to­le­ran­cia y la re­nun­cia a la vio­len­cia”, in­di­có la agen­cia ofi­cial sau­dí.

Se tra­ta de una vi­si­ta em­ble­má­ti­ca en un inusual mo­men­to de in­ter­cam­bio in­ter­re­li­gio­so en el reino ul­tra­con­ser­va­dor que al­ber­ga los lu­ga­res más san­tos del is­lam.

“La vi­si­ta del pa­triar­ca Rai des­ta­ca el ape­go del reino por la co­exis­ten­cia pa­cí­fi­ca, la pro­xi­mi­dad y la aper­tu­ra a to­das las par­tes de la po­bla­ción ára­be”, sos­tu­vo el mi­nis­tro de las re­la­cio­nes con los paí­ses del Gol­fo, Tha­mer Al Sab­han.

La re­nun­cia de Ha­ri­ri, que su­mió al Lí­bano en una cri­sis po­lí­ti­ca, se pro­du­jo en un cli­ma de cre­cien­tes ten­sio­nes en­tre Ara­bia Sau­di­ta (su­ni­ta) y su ve­cino Irán (chií­ta), que res­pal­dan ca­da cual ban­dos an­ta­go­nis­tas en con­flic­tos co­mo los que ac­tual­men­te exis­ten en Si­ria y Ye­men.

Su­ni­ta y chii­ta son ra­mas del is­lam. Sus di­fe­ren­cias son doc­tri­na­les y po­lí­ti­cas.

El pre­si­den­te li­ba­nés Mi­chel Aoun (cris­tiano ma­ro­ni­ta alia­do de chii­tas) es­ti­mó que Ha­ri­ri te­nía su li­ber­tad “res­trin­gi­da” en Riad. Pe­ro es­te ase­gu­ró por su par­te que se dis­po­ne a re­gre­sar “pron­to” a su país, ase­gu­ran­do ser “li­bre” en Ara­bia Sau­di­ta.

Ha­ri­ri anun­ció su di­mi­sión el 4 de no­viem­bre des­de Riad, don­de de­nun­ció que se pre­pa­ra­ba un aten­ta­do con­tra su vi­da, arre­me­tió con­tra Hiz­bu­lá (mu­sul­ma­na chii) y cri­ti­có la in­je­ren­cia de Irán en su país y en el mun­do ára­be.

Aoun se ne­gó a acep­tar la re­nun­cia de Ha­ri­ri has­ta que re­gre­se al país. Lle­gó a po­ner en du­da si el dis­cur­so que dio al anun­ciar su re­nun­cia re­fle­ja­ba “su vo­lun­tad”.

Las ten­sio­nes en­tre las ma­yo­res agru­pa­cio­nes po­li­ti­co­con­fe­sio­na­les del Lí­bano son fre­cuen­tes. Se­gún la Cons­ti­tu­ción li­ba­ne­sa, el je­fe del Es­ta­do de­be ser cris­tiano ma­ro­ni­ta, mien­tras que el pri­mer mi­nis­tro de­be ser mu­sul­mán su­ní y el del Par­la­men­to, un mu­sul­mán chií.

Be­cha­ra Rai, pa­triar­ca ma­ro­ni­ta li­ba­nés. (AFP)

Newspapers in Spanish

Newspapers from Paraguay

© PressReader. All rights reserved.