CUI­DA TU CUE­RO CA­BE­LLU­DO

Por Dentro - - MODA+BELLEZA - Tex­to Liz San­dra San­tia­go

Mu­cho se ha­bla del cui­da­do del ca­be­llo, de los pro­duc­tos que de­bes usar de acuer­do a su con­di­ción y de los tru­cos para que crez­ca más sano. Sin em­bar­go, ape­nas se es­cu­cha o se lee so­bre la im­por­tan­cia de man­te­ner el cue­ro ca­be­llu­do sa­lu­da­ble para po­der lu­cir una me­le­na real­men­te her­mo­sa.

El der­ma­tó­lo­go Luis Or­tiz Es­pi­no­sa ex­pli­ca que el cue­ro ca­be­llu­do es piel mo­di­fi­ca­da y lo que ayu­da a la piel de otras par­tes del cuer­po, ayu­da tam­bién a es­ta área. Por en­de, es im­por­tan­te el cui­da­do uti­li­zan­do el cham­pú ade­cua­do de­pen­dien­do de la con­di­ción que ten­ga.

“Hay que cui­dar el cue­ro ca­be­llu­do por­que allí es­tán los fo­lícu­los don­de na­ce el pe­lo y cual­quier in­fla­ma­ción, da­ño e irri­ta­ción cons­tan­te pue­de afec­tar su cre­ci­mien­to”, des­ta­ca el der­ma­tó­lo­go.

Las per­so­nas que tie­nen mu­cha cas­pa a con­se­cuen­cia de der­ma­ti­tis se­bo­rrei­ca, re­se­que­dad o pso­ria­sis tie­nen que tra­tar su cue­ro ca­be­llu­do con un cham­pú ade­cua­do, ade­más de to­mar en cuen­ta que es­te pro- duc­to sea ade­cua­do de acuer­do al ti­po de pe­lo. No obs­tan­te, aun­que no exis­ta nin­gu­na con­di­ción de sa­lud que afec­te es­ta área de la piel, se de­be to­mar en cuen­ta que el cue­ro ca­be­llu­do se so­me­te a to­dos aque­llos pro­ce­di­mien­tos, tra­ta­mien­tos de be­lle­za y he­rra­mien­tas tér­mi­cas que se uti­li­zan para es­ti­li­zar el ca­be­llo y ade­más se per­ju­di­ca con la ex­po­si­ción exa­ge­ra­da al sol.

Por eso, el ex­per­to re­co­mien­da to­mar en cuen­ta el es­ta­do de tu cue­ro ca­be­llu­do e hi­dra­tar­lo lue­go de ca­da tra­ta­mien­to de be­lle­za.

Tam­bién de­bes cu­brir­lo cuan­do vas a es­tar lar­gas ho­ras ba­jo el sol. Si no tie­nes ca­be­llo, apli­ca el mis­mo fil­tro so­lar que usas para el ros­tro y con la mis­ma fre­cuen­cia.

“Es un área en la que pue­den apa­re­cer man­cha, arru­gas, cán­cer y hasta en­ve­je­ci­mien­to co­mo en otras áreas que se ex­po­nen exa­ge­ra­da­men­te al sol”, men­cio­na Or­tiz Es­pi­no­sa.

Para com­ple­men­tar el cui­da­do del cue­ro ca­be­llu­do, no ol­vi­des ali­men­tar­te bien y man­te­ner­te hi­dra­ta­da.

“Ade­más de una bue­na ali­men­ta­ción es bueno hi­dra­tar­se y ha­cer ejer­ci­cio lo que per­mi­te te­ner una bue­na oxi­ge­na­ción que ayu­da a man­te­ner el cue­ro ca­be­llu­do sano. To­do lo que le ha­ce bien al cuer­po, le ha­ce bien al cue­ro ca­be­llu­do”, con­clu­ye el der­ma­tó­lo­go.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Puerto Rico

© PressReader. All rights reserved.