Un via­je en el tiem­po al Im­pe­rio Ro­mano

ABC - Viajar - - Viajar -

a Olmeda, el que es uno de los ma­yo­res ya­ci­mien­tos ro­ma­nos del país, en Pa­len­cia, cum­ple el 50 aniver­sa­rio des­de su des­cu­bri­mien­to y ca­si un cen­te­nar de ac­ti­vi­da­des per­mi­ten al vi­si­tan­te sen­tir co­mo, si de ver­dad, via­ja­ra en el tiem­po y se aden­tra­ra en el Im­pe­rio Ro­mano.

La vi­lla ro­ma­na La Olmeda, bu­que in­sig­nia del sec­tor turístico en la pro­vin­cia de Pa­len­cia, es una gran man­sión del Ba­jo Im­pe­rio Ro­mano (si­glo IV dC) que fue des­cu­bier­ta en 1968, de­cla­ra­da Bien de In­te­rés Cul­tu­ral en 1996 y a la que la re­vis­ta Na­tio­nal Geo­grap­hic con­si­de­ra co­mo uno de los

Ldo­ce ma­yo­res des­cu­bri­mien­tos de la ar­queo­lo­gía mo­der­na. Fue des­cu­bier­ta por ca­sua­li­dad por Javier Cor­tés tras «tro­pe­zar» con el ya­ci­mien­to mien­tras rea­li­za­ba la­bo­res agrí­co­las. Ya en 1980, Cor­tés –que ha re­ci­bi­do la Me­da­lla de Oro a las Be­llas Ar­tes a Tí­tu­lo Pós­tu­mo–, des­bor­da­do por la gran can­ti­dad y el va­lor de los res­tos, ce­dió La Olmeda a la Dipu­tación de Pa­len­cia. Des­de en­ton­ces, la ins­ti­tu­ción pro­vin­cial ha sa­bi­do cap­tar y pro­yec­tar con di­fe­ren­tes ac­tua­cio­nes la im­por­tan­cia cul­tu­ral, pa­tri­mo­nial y tu­rís­ti­ca del ya­ci­mien­to con­vir­tién­do­lo en lo que es ac­tual­men­te: el ya­ci­mien­to ar­queo­ló­gi­co que más vi­si­tas re­ci­be de to­da Es­pa­ña.

EL MA­YOR ATRAC­TI­VO DE LA VI­LLA SON SUS 1.450 ME­TROS CUA­DRA­DOS DE MOSAICOS

En una su­per­fi­cie de 4.400 me­tros cua­dra­dos de te­rreno en el mun­ci­pio de Pe­dro­sa de la Ve­ga, al­ber­ga un to­tal de 1.450 me­tros cua­dra­dos de mo­sai­co con­ser­va­dos «in si­tu», unos ba­ños con una su­per­fi­cie de 900 me­tros cua­dra­dos, un jar­dín, cin­co pa­si­llos, cua­tro to­rres, dos pór­ti­cos y 31 ha­bi­ta­cio­nes. Se tra­ta­ba de una ex­plo­ta­ción agrí­co­la en la que se di­fe­ren­cian dos fa­ses cro­no­ló­gi­cas. Por un la­do, una vi­lla del si­glo I que per­du­ró has­ta fi­na­les del si­glo III; y por otro, la re­edi­fi­ca­ción de la mis­ma en el si­glo IV –en un con­tex­to de re­cu­pe­ra­ción que vi­vió su me­jor mo­men­to en­tre los go­bier­nos de Cons­tan­tino I y Teo­do­sio I el Gran­de– has­ta que fue des­trui­da y aban­do­na­da en el si­glo VI. Ade­más, ca­be des­ta­car las tres ne­cró­po­lis en­con­tra­das, que han pro­por­cio­na­do más de 700 tum­bas per­te­ne­cien­tes a dis­tin­tos pe­rio­dos y abun­dan­te ma­te­rial ar­queo­ló­gi­co gra­cias a los ajua­res.

Van­guar­dia

Po­si­ble­men­te el ma­yor atrac­ti­vo de la vi­lla lo cons­ti­tu­ye el con­jun­to de mosaicos que pa­vi­men­ta sus sue­los, con­si­de­ra­do co­mo uno de los más im­por­tan­tes de Es­pa­ña. De to­dos ellos des­ta­ca el mo­sai­co si­tua­do en el «oe­cus » de la ca­sa – la ha­bi­ta­ción prin­ci­pal–, com­pues­to por una gran ce­ne­fa y una es­ce­na cen­tral con tres te­mas dis­tin­tos: una es­ce­na de ca­za, la le­yen­da del des­cu­bri­mien­to de Aqui­les por Uli­ses cuan­do el pri­me­ro es­ta­ba ocul­to en la is­la de Es­ci­ros, y una ce­ne­fa en la que apa­re­cen va­rios me­da­llo­nes con re­tra­tos y una re­pre­sen­ta­ción de las es­ta­cio­nes del año. Es uno de los más es­pec­ta­cu­la­res de los que se con­ser­van en Es­pa­ña.

So­bre es­tos res­tos mi­le­na­rios, al vi­si­tan­te le re­ci­be un edi­fi­cio van­guar­dis­ta re­co­no­ci­do con pre­mios na­cio­na­les e in­ter­na­cio­na­les, co­mo el Eduar­do To­rro­ja.

Fue des­cu­bier­ta por ca­sua­li­dad ha­ce cin­cuen­ta años por Javier Cor­tés mien­tras rea­li­za­ba la­bo­res agrí­co­las

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.