Ar­tes NUE­VAS

In­fluen­cia­da Son jó­ve­nes y arries­ga­dos. Su obra, tre­men­da­men­te del ser hu­mano en su en­torno, no por las nue­vas tec­no­lo­gías, el fu­tu­ro y la hue­lla son los nue­vos ta­len­tos. en­tien­de de lí­mi­tes en­tre so­por­tes. Apun­ta, es­tos

AD (Spain) - - Equador Collection 2015 - Por ian­ko ló­pez. re­tra­tos: tho­mas ca­net

CREA­CIÓN CIEN­TÍ­FI­CA A pe­sar de su ju­ven­tud, Clara Sánchez Sa­la (Ali­can­te, 1987) acu­mu­la ex­pe­rien­cia y for­ma­ción: li­cen­cia­da en Be­llas Ar­tes, más­ter Pho­toes­pa­ña de la Uni­ver­si­dad Eu­ro­pea de Ma­drid y en In­ves­ti­ga­ción en ar­te y crea­ción por la Com­plu­ten­se. Ha par­ti­ci­pa­do en una co­lec­ti­va en el es­pa­cio OTR co­mi­sa­ria­da por Mar­lon de Azam­bu­ja y en fes­ti­va­les y fe­rias co­mo Get­xo Ar­te, Jäälp­ho­to o el SCAN de Tarragona. En su tra­ba­jo hi­bri­da téc­ni­cas fo­to­grá­fi­cas e in­ter­vie­ne so­bre imá­ge­nes de ar­chi­vos, des­ve­lan­do los ele­men­tos de fic­ción que hay ba­jo el dis­cur­so cien­tí­fi­co mien­tras apor­ta una ca­pa poé­ti­ca a lo tec­no­ló­gi­co. “Ten­go mu­chos re­fe­ren­tes ar­tís­ti­cos, clásicos y con­tem­po­rá­neos, pe­ro so­bre to­do me in­flu­yen mis pro­pias vi­ven­cias, ex­pe­rien­cias o re­fle­xio­nes”, ex­pli­ca. Tra­ba­ja con ma­pas de la Tie­rra, Goo­gle Earth y You­tu­be pa­ra crear is­las utó­pi­cas o re­crear vol­ca­nes con téc­ni­cas fo­to­grá­fi­cas del XIX. Ase­gu­ra que siem­pre ha­ce reali­dad va­rias ideas a la vez. “Al­gu­nas ve­ces los pro­yec­tos se en­tre­la­zan y en­ton­ces caes en la cuen­ta de nue­vas po­si­bi­li­da­des”, con­clu­ye. www.cla­ra­san­chez­sa­la.com Clara Sánchez en su es­tu­dio de Ma­drid jun­to a una de sus geo­ló­gi­cas obras. En la otra pá­gi­na: Raúl Domínguez en su ex­po Am­ber­gis, en una an­ti­gua car­bo­ne­ría de Ma­drid.

CLA­ROS NE­GROS El pa­sa­do sep­tiem­bre, y so­lo du­ran­te un día, una an­ti­gua car­bo­ne­ría del cen­tro de Ma­drid ex­hi­bía los sor­pren­den­tes di­bu­jos de Raúl Domínguez (Ba­ra­kal­do, 1984). Am­ber­gris era el primero de los Asal­tos co­mi­sa­ria­dos por los co­la­bo­ra­do­res de AD Car­los Co­per­to­ne y Pat­xi Egui­luz, cu­ya pre­mi­sa con­sis­te en ha­cer ex­po­si­cio­nes fue­ra del ha­bi­tual con­tex­to de la ga­le­ría. “No sue­lo ha­cer pro­yec­tos pa­ra res­pon­der a una de­man­da. Cuan­do lle­ga el mo­men­to de ex­po­ner in­ten­to ar­ti­cu­lar lo que ten­go, en re­la­ción al es­pa­cio y la si­tua­ción que sea”, afir­ma Raúl. Y, sin em­bar­go, sus pie­zas se mi­me­ti­za­ban per­fec­ta­men­te con aquel en­torno. Em­plean­do di­ver­sas téc­ni­cas (óleo, lá­piz, car­bon­ci­llo) y dan­do tan­ta im­por­tan­cia al bo­rrón co­mo al tra­zo, Domínguez ge­ne­ra unos pai­sa­jes en blanco y ne­gro in­ten­sa­men­te sub­je­ti­vos que pa­re­cen co­que­tear con la abs­trac­ción pa­ra ofre­cer­nos, an­tes que na­da, su ima­gen men­tal. El pró­xi­mo año pla­nea ex­po­ner en su ga­le­ría, la bil­baí­na Ca­rre­ras­mu­gi­ca. www.ca­rre­ras­mu­gi­ca.com

PAI­SA­JES MO­DER­NOS La ga­le­ría Moi­sés Pé­rez de Al­bé­niz arran­có es­ta tem­po­ra­da con la ex­po­si­ción de San­tia­go Gi­ral­da (Ma­drid, 1980) y el mis­mo día de la inau­gu­ra­ción ca­si col­gó el car­tel de to­do ven­di­do. Es el úl­ti­mo triun­fo de es­te pin­tor que fi­gu­ra en va­rias de las me­jo­res co­lec­cio­nes na­cio­na­les, tan­to pri­va­das co­mo ins­ti­tu­cio­na­les, y que ha ga­na­do al­gu­nos de los pre­mios más co­di­cia­dos pa­ra ar­tis­tas jó­ve­nes co­mo el Ge­ne­ra­cio­nes de Ca­jama­drid (2008 y 2013). Ha es­tu­dia­do en Ma­drid y Ham­bur­go y ex­pues­to en Inglaterra, Ale­ma­nia y EEUU. “Me ins­pi­ran des­de un pin­tor chino del XVII a una por­ta­da de CD. Mi tra­ba­jo re­con­si­de­ra la prác­ti­ca pic­tó­ri­ca co­mo ex­pe­rien­cia en el con­tex­to tec­no­ló­gi­co y ace­le­ra­do de la so­cie­dad ac­tual”, ex­pli­ca. Par­te de imá­ge­nes di­gi­ta­les, pe­ro sus pin­tu­ras, pre­sen­tes ya en Arcoma­drid, no trans­mi­ten la tí­pi­ca ge­li­dez vir­tual por­que man­tie­nen el res­pe­to ro­mán­ti­co a la na­tu­ra­le­za co­mo al­go su­bli­me y te­rri­ble al mis­mo tiem­po, dan­do un gi­ro de 180 gra­dos a la idea que hoy te­ne­mos del pai­sa­je. www.san­tia­go­gi­ral­da.com

Li­dia To­ga en su es­tu­dio de Ge­rin­do­te, To­le­do, de­lan­te de su obra Mirador (2014) con acrí­li­co, ro­tu­la­dor y car­bón so­bre lino. MUN­DOS PA­RA­LE­LOS Di­bu­jo, ví­deo, di­se­ño, edi­ción de li­bros… Li­dia To­ga (Ma­drid, 1980) no co­no­ce lí­mi­tes, sea ha­cien­do un vi­deo­clip (su­ya es la di­rec­ción de Ani­ma­les ver­te­bra­dos pa­ra Ch­ris­ti­na Ro­sen­vin­ge) o una co­lec­ción de ca­mi­se­tas. Pe­ro es en sus pin­tu­ras y acua­re­las don­de des­plie­ga con más efi­ca­cia su mun­do per­so­nal, que os­ci­la en­tre el Su­rrea­lis­mo, la Nue­va Ob­je­ti­vi­dad y la abs­trac­ción in­for­ma­lis­ta, con re­fe­ren­cias a Cha­gall o el Art Brut. Ella ci­ta otras in­fluen­cias co­mo El Gre­co o Cra­nach el Vie­jo, y ase­gu­ra di­bu­jar “com­pul­si­va­men­te” des­de ni­ña. Su pri­me­ra in­di­vi­dual la reali­zó ha­ce tres años de for­ma au­to­ges­tio­na­da en Uto­pi­c_us, aun­que su gran va­le­do­ra fue la ga­le­ría ma­dri­le­ña Mad is Mad y des­pués ha es­ta­do ex­po­nien­do en Noak Room de Bar­ce­lo­na. En­tre sus úl­ti­mos tra­ba­jos, una per­for­man­ce pa­ra la aper­tu­ra de La Juan Ga­llery, en Ma­drid. Con ellos pre­pa­ra pa­ra di­ciem­bre una nue­va co­la­bo­ra­ción. www.li­dia­to­ga.com

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.