El Cel­ta se plan­tea ven­der a Ma­xi por 20 mi­llo­nes

Un equi­po chino ofre­ce esa ci­fra pa­ra lle­vár­se­lo en enero

AS (Galicia) - - Celta - CLE­MEN­TE GA­RRI­DO VI­GO

Tan só­lo lle­va tres me­ses en LaLi­ga y Ma­xi Gó­mez ya ha con­se­gui­do mul­ti­pli­car su va­lor por cin­co. El Cel­ta fi­chó al jo­ven de­lan­te­ro uru­gua­yo es­te ve­rano por cua­tro mi­llo­nes de eu­ros y un equi­po de la Su­per­li­ga chi­na ya ofre­ce vein­te ki­los pa­ra lle­vár­se­lo en el mercado in­ver­nal que se abri­rá el pró­xi­mo mes de enero.

Es­ta su­cu­len­ta ofer­ta ha he­cho que en la Pra­za de Es­pa­ña se es­tén plan­tean­do muy se­ria­men­te la po­si­bi­li­dad de acep­tar la pro­pues­ta y de es­ta for­ma in­gre­sar una im­por­tan­te can­ti­dad de di­ne­ro en las ar­cas vi­gue­sas. Por aho­ra se des­co­no­ce la iden­ti­dad del equi­po que lo pre­ten­de, pe­ro la pro­po­si­ción es fir­me y ya es­tá so­bre la me­sa de los di­ri­gen­tes cél­ti­cos, que aho­ra tie­nen ca­si dos me­ses pa­ra me­di­tar so­bre el fu­tu­ro del fut­bo­lis­ta.

Re­ve­la­ción. Ma­xi lle­gó es­te ve­rano co­mo un des­co­no­ci­do y ha apro­ve­cha­do al má­xi­mo su opor­tu­ni­dad en Eu­ro­pa. Se hi­zo con un hue­co en los pla­nes de Un­zué gra­cias a la le­sión de Gui­det­ti y se ha asen­ta­do en el equi­po mer­ced a su ol­fa­to go­lea­dor, ano­tan­do seis tan­tos en es­te ini­cio de cam­peo­na­to. Su pun­te­ría le ha lle­va­do a ser el má­xi­mo go­lea­dor del equi­po En el ca­so de que fi­nal­men­te se con­cre­te el tras­pa­so de Ma­xi Gó­mez al fút­bol chino, se con­ver­ti­ría en la ven­ta más ca­ra de la his­to­ria del Cel­ta. No obs­tan­te, esos vein­te mi­llo­nes no irían ín­te­gros pa­ra las ar­cas vi­gue­sas, pues a su an­ti­guo equi­po, el De­fen­sor Spor­ting, le co­rres­pon­de­ría un 20% de esa ven­ta. Por lo tan­to, el con­jun­to uru­gua­yo in­gre­sa­ría cua­tro mi­llo­nes de eu­ros (ya re­ci­bió cua­tro del Cel­ta en ve­rano), mien­tras que el cuadro ce­les­te per­ci­bi­ría 16 mi­llo­nes. La ope­ra­ción, de to­das for­mas, se­ría sa­tis­fac­to­ria pa­ra am­bas par­tes. (igua­la­do con Ia­go As­pas) y le ha ser­vi­do pa­ra de­bu­tar con la se­lec­ción ab­so­lu­ta de su país.

Aho­ra mis­mo, el ju­ga­dor es­tá in­ten­tan­do re­sol­ver el di­le­ma que se le pre­sen­ta. Por una par­te, su en­torno le acon­se­ja acep­tar la desor­bi­ta­da pro­pues­ta que se le plan­tea, y que le ha­ría ase­gu­rar­se una des­co­mu­nal can­ti­dad de di­ne­ro, pe­ro el ju­ga­dor man­tie­ne las du­das por­que no le atrae de­ma­sia­do la pro­pues­ta de­por­ti­va.

La li­ga chi­na es un cam­peo­na­to me­nor y eso le ha­ría per­der mu­chas op­cio­nes de ca­ra a en­trar en la lis­ta de­fi­ni­ti­va pa­ra acu­dir con Uru­guay al Mun­dial de Ru­sia. Ma­xi to­da­vía tie­ne 21 años y cuen­ta con un fu­tu­ro muy pro­me­te­dor por de­lan­te, al­go que po­dría ver­se trun­ca­do si fi­nal­men­te de­ci­de acep­tar la ofer­ta asiá­ti­ca. De­be­rá me­di­tar se­ria­men­te to­das las op­cio­nes an­tes de to­mar una de­ci­sión.

Du­das

El ju­ga­dor per­de­ría op­cio­nes de ir al Mun­dial si acep­ta la pro­pues­ta

DE­FEN­SOR SE LLE­VA­RÍA 4M

CO­TI­ZA­DO. La irrup­ción de Ma­xi en LaLi­ga le ha con­ver­ti­do en un fut­bo­lis­ta muy ape­te­ci­ble en el mercado in­ter­na­cio­nal.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.