Mi­gue­lo Be­tan­cor “Vol­ve­mos a la gue­rra de 2000 y fue una san­gría”

Eu­ro­li­ga Su­pro­li­ga.

AS (Las Palmas) - - BALONCESTO - PA­BLO CHE­CA

Ha­ce unos años el Granca re­nun­ció a la Eu­ro­co­pa. ¿Me­re­ce la pe­na ju­gar­la? —Pa­ra no­so­tros es de­fi­ci­ta­ria. Yo vi­vo en Áfri­ca; no pue­do co­ger un trans­por­te, pa­gar chár­ters. Pe­ro no es so­lo por un te­ma eco­nó­mi­co, sino por el can­san­cio del ju­ga­dor. A pe­sar de es­to el Gran Ca­na­ria quie­re ju­gar­la. ¿Por qué? El Her­ba­li­fe es una se­ña de iden­ti­dad de to­da una is­la. La Eu­ro­co­pa de­be ser una li­ga pa­ra cre­cer. —Y, ¿có­mo ve el mo­de­lo pro­pues­to pa­ra la Eu­ro­li­ga? —Si los equi­pos ha­cen una gran in­ver­sión pue­den te­ner sus be­ne­fi­cios, pe­ro otra co­sa es que eso pri­ve a otros de cre­cer. Pa­ra eso siem­pre exis­tie­ron las in­vi­ta­cio­nes. Es­ta si­tua­ción nos ha­ce ir a peor. Hay que bus­car el bien del ba­lon­ces­to, no el par­ti­cu­lar. Los que aho­ra no tie­nen li­cen­cia di­cen que es­to es un desas­tre, pe­ro si la tu­vie­ran, ¿ha­bla­rían con el mis­mo tono? —¿Es­te mo­de­lo fa­vo­re­ce a li­gas me­nos com­pe­ti­ti­vas? —Cla­ro. En la ACB el Va­len­cia es lí­der. ¿No ten­dría de­re­cho a ju­gar la Eu­ro­li­ga? No to­das las li­gas es­tán al mis­mo ni­vel, pe­ro in­sis­to: hay que res­pe­tar tam­bién a los equi­pos que han he­cho una gran in­ver­sión. —¿Se­ría bueno que la FIBA or­ga­ni­za­ra la com­pe­ti­ción? —Es ne­ce­sa­rio que ha­ya un acuer­do pa­ra que no pa­se lo del año 2000. La Eu­ro­li­ga na­ció con el apo­yo de las li­gas na­cio­na­les y aho­ra no po­de­mos ol­vi­dar­nos de ellas. La so­lu­ción no pa­sa por una com­pe­ti­ción de 16 equi­pos, hay que am­pliar­la y dar más ca­bi­da a li­gas po­ten­tes como la ACB. —Ha­bla del cur­so 2000-01, cuan­do hu­bo dos com­pe­ti­cio­nes: Eu­ro­li­ga y Su­pro­li­ga. —Fue una san­gría na­da be­ne­fi­cio­sa pa­ra el ba­lon­ces­to. De­bías po­si­cio­nar­te en un la­do o en el otro y te en­ca­si­lla­ban. Por ejem­plo, te im­pe­dían ir a los Jue­gos. Como ár­bi­tro, me pa­re­ció tris­tí­si­mo. Los más dé­bi­les fue­ron los más cas­ti­ga­dos. —¿Qué pa­só exac­ta­men­te? —Los clu­bes que­rían par­ti­ci­par en la ges­tión de la com­pe­ti­ción. Lo veo nor­mal. Mi sen­sa­ción es que estamos vol­vien­do a la gue­rra de 2000. En­tien­do que pue­da ha­ber ba­ta­llas, pe­ro si vol­ve­mos a una gue­rra des­trui­re­mos al­go que fun­cio­na. Los clu­bes han cre­ci­do y lo pue­do de­cir por el mío. El Granca de aho­ra no es el mis­mo que ha­ce 15 años: es un club sa­nea­do, con un pe­so en Es­pa­ña y que jue­ga en Eu­ro­pa. En es­ta gue­rra na­die sal­drá be­ne­fi­cia­do. —¿Ve bien las ven­ta­nas FIBA de se­lec­cio­nes? —Más bien in­via­ble y no par­ti­ci­pa­rían los ju­ga­do­res NBA. —La Eu­ro­li­ga po­dría de­cir lo mis­mo de los su­yos. —Es que es in­via­ble. ¿Por qué no las ju­ga­mos en sep­tiem­bre? No me opon­go a las ven­ta­nas, sí a dón­de las en­ca­jas. Si quie­ro po­ner ven­ta­nas nue­vas en mi ca­sa no lo ha­ré en in­vierno o cuan­do llue­ve mu­cho. —¿Le gus­tan los pla­yoffs? —La ACB se tie­ne que rein­ven­tar. Hay gen­te que cree que lo úni­co que ca­du­ca es el yo­gur, pe­ro tam­bién lo ha­cen los dis­cur­sos de­por­ti­vos y ba­lon­ces­tís­ti­cos. No po­de­mos se­guir siem­pre igual. Como afi­cio­na­do an­tes que pre­si­den­te, to­do lo que ha ocu­rri­do con el Ou­ren­se o el Bur­gos me en­tris­te­ce. —¿Ve in­jus­to el ca­non? —Creo que tam­bién hay que re­vi­sar­lo. Quie­ro que los afi­cio­na­dos de Bur­gos ten­gan ACB. Pe­ro tam­bién los de Ou­ren­se y los de otras ciu­da­des. —¿Qué le pa­re­ce la irrup­ción de Mo­vis­tar? —Eco­nó­mi­ca­men­te es un gran con­tra­to. Y ade­más hay una ven­ta­ja: que la ACB se­rá la en­car­ga­da de la pro­duc­ción. El ba­lon­ces­to no pue­de ser pro­du­ci­do de ma­ne­ra me­dio­cre. Hay que ayu­dar a lle­var­lo más allá de la can­cha pa­ra que la mar­ca ACB sea po­ten­te.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.