A afi­nar la pun­te­ría

AS (Las Palmas) - - ATLÉTICO DE MADRID-SEVILLA -

Sin gol. En la rec­ta fi­nal del par­ti­do el Atlé­ti­co aho­gó al Se­vi­lla con Co­rrea, Griez­mann, Jack­son y Ca­rras­co en el cam­po. Y con Go­dín de de­lan­te­ro cen­tro. Pe­ro el Atlé­ti­co no es­tu­vo acer­ta­do de ca­ra a la por­te­ría ri­val y por eso no pu­do lle­var­se los tres pun­tos. Cues­ta creer que con todos esos ju­ga­do­res en el cam­po el Atlé­ti­co no mar­ca­ra. Esa fal­ta de acier­to le cues­ta ca­ro al equi­po ro­ji­blan­co. El Se­vi­lla dio una lec­ción de ese otro fút­bol que cuan­do lo ha­ce el Atle­ti se le critica. El con­jun­to se­vi­llis­ta vino con la in­ten­ción se su­mar un pun­ti­to y se lo lle­vó. De­fen­dien­do ca­da ba­lón como si fue­ra el úl­ti­mo, per­dien­do tiem­po una vez sí y otra tam­bién, de­ján­do­se el al­ma, me­tien­do la pier­na fuer­te...

Ca­rác­ter. Es el pri­mer par­ti­do en Li­ga que el Atlé­ti­co no mar­ca en su ca­sa. En an­te­rio­res oca­sio­nes, y an­te de­fen­sas tan ce­rra­das como la se­vi­llis­ta, el Atlé­ti­co siem­pre lo­gró mar­car. Ayer no lo pu­do ha­cer y los del Cho­lo per­die­ron dos pun­tos im­por­tan­tes. El Atlé­ti­co fi­chó gol a prin­ci­pos de ve­rano y esa apues­ta aún no le ha sa­li­do bien. Por lo de­más, el equi­po ma­dri­le­ño tam­bién se de­jó to­do y un triun­fo lo­cal no hu­bie­ra si­do des­ca­be­lla­do.

Bar­ce­lo­na. Los ro­ji­blan­cos se de­ja­ron dos pun­tos en la lu­cha por el tí­tu­lo, pe­ro un em­pa­te an­te el Se­vi­lla es al­go que se pue­de pro­du­cir. Oblak vol­vió a de­jar la por­te­ría a ce­ro, Sa­vic de­mos­tró que es un cen­tral pa­ra mu­chos años y esa for­ta­le­za le da­rá al equi­po ma­dri­le­ño mu­chas ale­grías. El Camp Nou se­rá una prue­ba de fue­go, aunque todos sa­ben en el Atlé­ti­co que lle­ga la par­te más du­ra de la tem­po­ra­da.

Ambientazo. Po­cos mi­nu­tos an­tes de co­men­zar el par­ti­do la gen­te se agol­pa­ba en las puer­tas del Calderón pa­ra ac­ce­der al es­ta­dio. Las 16:00 es una ho­ra muy bue­na pa­ra ir al fút­bol y el Man­za­na­res se lle­nó has­ta la ban­de­ra. Mu­chos en­tra­ron al es­ta­dio ya con el en­cuen­tro em­pe­za­do y al­gu­nos has­ta per­die­ron los ner­vios es­pe­ran­do pa­ra en­trar. Las que­jas del los afi­cio­na­dos iban en el sen­ti­do de que ha­bía al­gu­nas puer­tas ce­rra­das, aunque des­de el club han so­li­ci­ta­do una y otra vez que la gen­te acu­da con tiem­po al cam­po. En nues­tra cul­tu­ra no es­tá ir a los si­tios, y qui­zá me­nos al fút­bol, con mu­cha an­te­la­ción, y ten­dre­mos que ir acos­tum­brán­do­nos a ello. El am­bien­te fue el de las gran­des oca­sio­nes, como los par­ti­dos an­te Real Ma­drid y Bar­ce­lo­na. El Se­vi­lla se ha con­ver­ti­do en un gran ri­val del Atlé­ti­co y eso se no­ta en la afi­ción. “Se­vi­lla es ver­di­blan­ca”, gri­ta­ron los se­gui­do­res ro­ji­blan­cos.

Las pe­ñas. De ca­mino al es­ta­dio pu­de ver pe­ñas de todos los lu­ga­res del país. Más de 2.000 pe­ñis­tas lle­ga­ron de fue­ra de Ma­drid y dis­fru­ta­ron de un buen día en la ca­pi­tal. Pu­die­ron dis­fru­tar del par­ti­do Ma­rio y tam­bién su hi­jo Ma­rio, de Na­va­les, Salamanca. Ellos, como tan­tos otros, si­guen a su equi­po del al­ma des­de la dis­tan­cia y pa­ra los que ver al Atle­ti en di­rec­to es una fies­ta. Da gus­to ver el cam­po como es­ta­ba ayer, lleno has­ta la ban­de­ra. El par­ti­do tu­vo pro­le­gó­me­nos bo­ni­tos con re­co­gi­da de ali­men­tos, el oli­vo de la paz y lue­go ca­da uno de­fen­dió sus in­tere­ses. Como to­da la vi­da.

La Co­pa. El Cel­ta lo de­jó to­do pa­ra la Co­pa del Rey y el Ra­yo lo arro­lló. Es­pe­re­mos que la ju­ga­da no le sal­ga bien a Be­riz­zo, quien se pue­de que­dar sin los pun­tos li­gue­ros y sin el tor­neo co­pe­ro. El Atlé­ti­co sa­be bien có­mo ju­gar es­te ti­po de par­ti­dos don­de es el to­do o na­da. La Co­pa es muy bo­ni­ta y el Cho­lo la quie­re. Tras el em­pa­te sin go­les en Ba­laí­dos, el Calderón de­ci­di­rá quién pa­sa a se­mi­fi­na­les, a só­lo dos par­ti­dos de la gran fi­nal y de pe­lear por un nue­vo tí­tu­lo.

des­de la gra­da F. J. DÍAZ

El Atlé­ti­co no pu­do do­ble­gar la por­te­ría del Se­vi­lla, pe­se a te­ner oca­sio­nes pa­ra ello. El 0-0 su­po a muy po­co en un con­jun­to ro­ji­blan­co que se que­dó por vez pri­me­ra en el pre­sen­te cam­peo­na­to de Li­ga sin mar­car en su

pro­pia ca­sa.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.