El fu­tu­ro del Atlé­ti­co em­pie­za en la re­no­va­ción de Si­meo­ne

Com­pe­ti­ti­vi­dad ex­tre­ma de los ro­ji­blan­cos, se­ña de iden­ti­dad del Cho­lo Si­meo­ne. Bri­lló ba­jo pa­los Oblak, destacó el des­equi­li­brio de Yan­nick Ca­rras­co y el gol del em­pa­te de To­rres: la úl­ti­ma obra de ar­te del Ni­ño...

AS (Las Palmas) - - Atlético De Madrid-Nápoles -

Que el es­fuer­zo es inego­cia­ble en el equi­po del Cho­lo es al­go que se ve re­fle­ja­do en los ro­ji­blan­cos en cual­quier par­ti­do. Sea amis­to­so u ofi­cial, el equi­po no en­tien­de no en­ca­rar­lo con una com­pe­ti­ti­vi­dad ex­tre­ma. Las se­ñas de iden­ti­dad se si­guen viendo a pesar de que an­te el Ná­po­les se le vio más có­mo­do sin ba­lón que con él y no en­con­tró ese pa­se pa­ra rom­per la lí­nea de una pre­sión as­fi­xian­te de los na­po­li­ta­nos. Lo que se­ría un desas­tre en otro equi­po, en el Atlé­ti­co no es un pro­ble­ma por­que se ali­men­ta de la so­li­da­ri­dad de sus ju­ga­do­res. Hay que des­ta­car el gran par­ti­do de ese co­lo­so lla­ma­do Oblak, ágil, rá­pi­do y se­gu­ro, y la chis­pa de Ca­rras­co. El bel­ga ju­gó otro par­ti­do lleno de des­equi­li­brio en el uno contra uno. Bo­ni­to el re­cur­so que se sa­có Fer­nan­do en el gol, rec­ti­fi­can­do po­si­ción y re­ma­tan­do de es­pue­la (¡y van ya unos po­cos de ar­te!)

E l gen, las se­ñas de iden­ti­dad y, so­bre to­do, el se­llo del equi­po de Si­meo­ne es con lo que me que­do en es­te pre­sen­te. Y de ca­ra al fu­tu­ro in­me­dia­to una re­no­va­ción ya, que tran­qui­li­ce a la ma­sa so­cial y ju­ga­do­res y que no du­do que ayu­da­rá pa­ra que el club ha­ga esa fuer­te in­ver­sión a la ho­ra de traer­se a Cos­ta. El pri­mer pi­lar pa­ra que ven­ga lo de­be de po­ner el Mís­ter con su fir­ma. El Cho­lo me­jor que na­die co­no­ce al bra­si­le­ño pa­ra vol­ver a ex­pri­mir­lo. Am­bos me pa­re­cen in­dis­pen­sa­bles pa­ra las pró­xi­mas tres tem­po­ra­das.

U n úl­ti­mo apun­te del par­ti­do: vi de­ma­sia­do jun­ta a la pa­re­ja Ga­bi-Ko­ke en el cen­tro. Ce­rra­ron bien pe­ro la crea­ción era in­trans­cen­den­te abu­san­do del pa­se en horizontal. Es­ta ge­nial el fi­cha­je de Vi­to­lo e ilu­sio­nan­te el de Die­go Cos­ta, pe­ro si­go an­he­lan­do pa­ra es­ta tem­po­ra­da un cin­co por de­lan­te de los cen­tra­les, que man­ten­ga el equi­li­bro y ten­ga una sa­li­da rá­pi­da y flui­da.

Oblak Hay que des­ta­car el par­ti­do de ese co­lo­so, ágil, rá­pi­do y se­gu­ro

KIKO NARVAEZ

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.