“Es­ta pe­na se que­da ya pa­ra to­da la vi­da”

Ge­le­te Nieto atendió a AS “muy tris­te pe­ro emo­cio­na­do” con to­das las mues­tras de apo­yo. “Án­gel Nieto ha he­cho mu­cho por es­te de­por­te, el motociclismo es lo que más le gus­ta­ba en la vi­da”, con­fe­só

AS (Las Palmas) - - Motor - JE­SÚS BALSEIRO

Ha ejer­ci­do de por­ta­voz,

en la Po­li­clí­ni­ca Nues­tra Se­ño­ra del Ro­sa­rio, des­de que su pa­dre su­frió el ac­ci­den­te de quad en Ibi­za el pa­sa­do 26 de ju­lio, y lo ha­ce tam­bién en los días más du­ros, tras el fa­lle­ci­mien­to de Án­gel. Ge­le­te Nieto atendió a AS. “Era un gran pa­dre, un gran ami­go y un gran de­por­tis­ta”, di­jo ins­tan­tes des­pués de co­no­cer la muer­te del 12+1 ve­ces cam­peón del mun­do, al que aho­ra tie­ne que de­cir adiós. Tris­te, pe­ro re­con­for­ta­do por el gran apo­yo que le lle­ga de to­das par­tes.

—Son mo­men­tos muy di­fí­ci­les. Pe­ro tam­bién de­be ser re­con­for­tan­te re­ci­bir el apo­yo de tan­tos afi­cio­na­dos, en­tre ellos los que qui­sie­ron re­unir­se fren­te al ta­na­to­rio con sus mo­tos pa­ra ho­me­na­jear a su pa­dre.

—Sí, la ver­dad es que sí. He­mos pa­sa­do unos días muy du­ros, de mu­cha pe­na. Es­to ya se que­da pa­ra to­da la vi­da, por lo me­nos así es co­mo lo sien­to yo. Es una tris­te­za tremenda. Pe­ro sí que es cier­to que ver un ho­me­na­je de la gen­te que le quie­re, de los mo­te­ros, de los afi­cio­na­dos a la mo­to que a él tan­to le gus­ta­ba y que yo creo que a to­da mi fa­mi­lia nos gus­ta tan­to, al fi­nal te da un po­co de subidón. Un po­co de ale­gría den­tro de la tris­te­za que te­ne­mos. Es muy bo­ni­to, la ver­dad es que fue muy bo­ni­to y tam­bién muy emo­cio­nan­te.

—¿Así es co­mo Án­gel hu­bie­ra que­ri­do que fue­ra su des­pe­di­da?

—Yo ja­más he ha­bla­do con mi pa­dre de ese te­ma. Él era muy vi­vi­dor, vi­vía el mo­men­to, vi­vía la vi­da, bas­tan­te.

Creo que la ha vi­vi­do de for­ma ful­gu­ran­te, co­mo él ha que­ri­do. A su ma­ne­ra. Ya te di­go, ja­más he ha­bla­do de es­tos te­mas con él, pe­ro creo que sí, que le hu­bie­ra gus­ta­do, al fi­nal ha si­do un ac­to fa­mi­liar, con ami­gos, y con la gen­te que le quie­re.

—Las reacciones de re­co­no­ci­mien­to y apo­yo de to­dos los ám­bi­tos lle­gan de for­ma con­ti­nua…

—Des­de la gen­te más hu­mil­de has­ta la Ca­sa Real, per­so­na­li­da­des del de­por­te, per­so­na­li­da­des de la mú­si­ca… Mi pa­dre al fi­nal ha si­do un tío muy en­tra­ña­ble, muy cer­cano a to­do el mun­do. Lo he vis­to y a mí me gus­ta có­mo se es­tá ho­me­na­jean­do a mi pa­dre den­tro de unos días tan tris­tes. Por­que son días muy tris­tes.

—Se es­pe­ra un gran ho­me­na­je en Ma­drid des­pués del ve­rano, en sep­tiem­bre.

—Eso es lo que a mí me gus­ta­ría ha­cer con él, un úl­ti­mo re­cuer­do en una ciu­dad tan im­por­tan­te co­mo Ma­drid, don­de le quie­re tan­to to­do el mun­do. Creo que se­rá un ho­me­na­je muy bo­ni­to y es al­go que quie­ro lle­var siem­pre en mi re­cuer­do.

—Su pa­dre se ha ido, pe­ro siem­pre que­da­rá su le­ga­do. ¿Qué cree que hu­bie­ra si­do del motociclismo en Es­pa­ña sin Án­gel Nieto? Qui­zás no se­ría

na­da…

—Bueno, eso no lo sé. Exis­ten tam­bién otros gran­des pi­lo­tos, se­gu­ra­men­te hu­bie­se ha­bi­do otro Án­gel Nieto. Pe­ro es­tá cla­ro que Án­gel Nieto…

(se emo­cio­na) ha he­cho mu­cho, mu­cho por es­te de­por­te. No hay du­da de que el motociclismo es lo que más le gus­ta­ba en la vi­da.

Ja­más ha­blé con él de eso, pe­ro creo que le hu­bie­ra gus­ta­do su des­pe­di­da”

A mi pa­dre le quie­ren des­de los más hu­mil­des has­ta la Ca­sa Real”

Me gus­ta­ría ha­cer el ho­me­na­je en Ma­drid pa­ra lle­var­lo siem­pre en el re­cuer­do”

DES­PE­DI­DA. Los tres hi­jos de Nieto, Ge­le­te, Hu­go y Pa­blo, aplau­den a la ca­ra­va­na mo­te­ra que acom­pa­ñó el cuer­po de Án­gel.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.