El Se­tién-Mar­ce­lino ya se ‘ju­gó’ el pa­sa­do ve­rano

El téc­ni­co del Be­tis es­tu­vo muy cer­ca de ser­lo del Va­len­cia

AS (Levante) - - Valencia - JU­LIÁN BUR­GOS VA­LEN­CIA

EI pró­xi­mo do­min­go se en­fren­ta­rán so­bre el cés­ped del Vi­lla­ma­rín dos equi­pos con se­llo de au­tor. Be­tis y Va­len­cia son dos equi­pos mar­ca­dos cla­ra­men­te por las res­pec­ti­vas im­pron­tas de sus en­tre­na­do­res. Sus es­ti­los y sus ra­zo­nes de ser no son cual­quie­ra, son mar­ca­dos por la ex­tre­ma in­fluen­cia de sus en­tre­na­do­res. Y ade­más, se da la cir­cuns­tan­cia de que los dos equi­pos se es­tán con­vir­tien­do en las re­ve­la­cio­nes de LaLi­ga. El Va­len­cia es ter­ce­ro, con 15 pun­tos e im­ba­ti­do; el Be­tis, sex­to, con 13 pun­tos y una vic­to­ria en el Ber­na­béu en el úl­ti­mo minuto que dio la vuel­ta al mun­do.

Pe­ro es­te Qui­que Se­tién contra Mar­ce­lino no es un par­ti­do más pa­ra ninguno de los dos. El cán­ta­bro sa­be que por unos días fue la pri­me­ra op­ción pa­ra el ban­qui­llo del Va­len­cia, allá por el mes de ma­yo, cuan­do ya ha­bía ma­ni­fes­ta­do que se mar­cha­ba de Las Pal­mas. Y Mar­ce­lino tam­bién sa­be que en un prin­ci­pio el ele­gi­do pa­ra su ban­qui­llo era Se­tién.

La his­to­ria es ro­cam­bo­les­ca por­que Ale­san­co, en­ton­ces con man­do en pla­za co­mo di­rec­tor de­por­ti­vo, ha­bló en va­rias oca­sio­nes con Qui­que Se­tién y su en­torno. Tan­to que ellos da­ban por he­cho que lle­ga­ban a Va­len­cia a par­tir de ju­nio. Tan­to que lle­ga­ron a pre­gun­tar por va­rios de los pro­fe­sio­na­les que te­nía en el staff el Va­len­cia pa­ra con­tar o no con ellos de ca­ra al pro­yec­to que te­nían en men­te pa­ra el Va­len­cia. Es­tu­vie­ron muy cer­ca las par­tes.

Ale­many. No obs­tan­te, en ese mo­men­to apa­re­ció en es­ce­na Ma­teo Ale­many, re­cién nom­bra­do di­rec­tor ge­ne­ral, que apos­tó des­de el prin­ci­pio por Mar­ce­lino Gar­cía, co­mo can­di­da­to al ban­qui­llo ché pa­ra es­ta tem­po­ra­da.

Con los in­for­mes de am­bos en sus res­pec­ti­vas car­pe­tas, se mar­cha­ron Ale­san­co y Ale­many a Sin­ga­pur, con la in­ten­ción de plan­tear­le am­bos can­di­da­tos al pro­pie­ta­rio de la en­ti­dad. Y al fi­nal, Pe­ter Li y sus eje­cu­ti­vos de­ci­die­ron cam­biar de rum­bo y lan­zar­se a por Mar­ce­lino. Se le agra­de­ció a Se­tién la es­pe­ra pe­ro se le co­mu­ni­có que iban a ne­go­ciar con otro en­tre­na­dor.

Y con ese en­tre­na­dor se lle­gó a un acuer­do y se tra­zó un plan de re­es­truc­tu­ra­ción del ves­tua­rio que se lle­vó a ca­bo en ve­rano. Los he­chos le han da­do la ra­zón a Ale­many aun­que no se sa­be qué ha­bría pa­sa­do si hu­bie­ran apos­ta­do por Se­tién. Se­ma­nas des­pués, el téc­ni­co cán­ta­bro se com­pro­me­tió con el Be­tis y las co­sas, de mo­men­to, tam­bién le van bien.

Ale­san­co apos­ta­ba por Se­tién y el can­di­da­to de Ale­many era Mar­ce­lino

Staff El en­torno de Se­tién lle­gó a pre­gun­tar por téc­ni­cos del Va­len­cia

MUY CER­CA. Qui­que Se­tién es­tu­vo muy cer­ca de fi­char por el va­len­cia en el pa­sa­do ve­rano.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.