PLE­NA NA­TU­RA­LE­ZA

Beef! - - Menú Del Mes -

Na­tur­buey, fin­ca si­tua­da en Ta­ba­ne­ra La Luen­ga (Se­go­via), es el te­rri­to­rio de Ja­vier Gar­cía, el her­mano ve­te­ri­na­rio, don­de apli­ca sus vas­tos co­no­ci­mien­tos so­bre ani­ma­les. » na­tu­ral y de una ali­men­ta­ción di­fe­ren­cia­da y sa­lu­da­ble, ade­más de te­ner am­plio es­pa­cio pa­ra ha­cer ejer­ci­cio. Con es­ta ali­men­ta­ción y cui­da­dos en la fin­ca se bus­ca tan­to la ca­li­dad de la car­ne co­mo el bie­nes­tar ani­mal. La ali­men­ta­ción es un com­pen­dio de pro­duc­tos na­tu­ra­les con ba­se de ce­rea­les. "Co­men en­si­la­dos de dis­tin­tos ce­rea­les y, tam­bién, hier­ba de la pra­de­ra. ¡Son ru­mian­tes, tie­ne que ru­miar!", es­pe­ci­fi­ca Je­sús.

En la fin­ca los ani­ma­les con­vi­ven con es­cul­tu­ras de Ja­vier Gar­cía, que ade­más de ser ve­te­ri­na­rio, es es­cul­tor y mú­si­co. Con su sa­xo, de­lei­ta las ve­la­das de al­gu­nas vi­si­tas.

El pe­rio­do de ali­men­ta­ción con­tro­la­da y en­gor­de du­ra unos tres años, tiem­po en el cual se con­si­gue un óp­ti­mo tan­to por cien­to de ma­te­ria gra­sa en el ani­mal, un he­cho que una vez sa­cri­fi­ca­do se tra­du­ci­rá en una ex­ce­len­te ca­li­dad de la car­ne, de gran sa­bor y ter­ne­za.

Los bue­yes man­sos se sa­cri­fi­can en torno a los 18 años de vi­da, ha­bien­do pa­sa­do tres años en la fin­ca se­go­via­na, y cuan­do al­can­zan en­tre los 800 y los 1 100 ki­los. Cuan­do lle­gan a la edad y pe­so re­que­ri­dos, son tras­la­da­dos al ma­ta­de­ro don­de son so­me­ti­dos a los más ri­gu­ro­sos con­tro­les sa­ni­ta­rios. Tras el sa­cri­fi­co, las ca­na­les se tras­la­dan a las cá­ma­ras del res­tau­ran­te fa­mi­liar »

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.