JO­SE­BA ELGUEZABAL

Ale­gre, sim­pá­ti­co y de ca­rác­ter tran­qui­lo, el ma­sa­jis­ta viz­caíno mi­ma a sus co­rre­do­res del Ca­ja Ru­ral-Se­gu­ros RGA y de la se­lec­ción ca­si co­mo si fue­ran sus hi­jos. To­da una ga­ran­tía.

Ciclismo a Fondo - - SUMARIO - Tex­to Ai­na­ra Hernando Fo­to Luis Án­gel Gó­mez/Photo Go­mez Sport

Per­fil del ma­sa­jis­ta de Ca­ja Ru­ral-RGA.

LLE­VO TO­DA LA VI­DA EN EL CI­CLIS­MO.

Com­pe­tí des­de los seis años has­ta el pri­me­ro de ama­teur, que lo hi­ce con Cro­pu­sa. Des­pués, co­mo le pa­sa a mu­cha gen­te, no me cui­da­ba lo su­fi­cien­te, no en­tre­na­ba de­ma­sia­do... que me vol­ví un va­go, va­mos. Em­pe­cé a prac­ti­car otros de­por­tes y de­jé la bi­ci a un la­do.

CO­RRÍ EN MO­TO­CROSS.

Me en­can­tan las mo­tos, siem­pre he si­do un fa­ná­ti­co. Mi pa­dre te­nía mu­chas en ca­sa y así me vino la afi­ción. Co­rrí en mo­to­cross tres o cua­tro años has­ta que su­frí una le­sión de ro­di­lla y lo de­jé. Aho­ra la co­jo por hobby. Hay un cir­cui­to cer­ca de ca­sa y cuan­do pue­do, an­do.

MI AI­TA ERA 'MARINISTA'.

En mi ca­sa siem­pre ha ha­bi­do mo­tos y bi­cis. Mi pa­dre era de Ma­rino Lejarreta a muer­te, acé­rri­mo. Íba­mos jun­tos a las ca­rre­ras. De la que más re­cuer­do ten­go es de la Kla­si­ka de Amo­re­bie­ta, que por en­ton­ces te­nía par­ti­ci­pa­cio­nes de lu­jo. Ve­nían Alex Zü­lle, Lau­rent Ja­la­bert... Siem­pre subía­mos a Aut­za­ga­ne a ver­lo. Esa y la It­zu­lia son las dos ca­rre­ras que nun­ca nos per­día­mos. Era el me­jor mo­men­to del año.

DEL SE­GU­ROS BIL­BAO AL CA­JA RU­RAL.

Cuan­do de­jé de co­rrer es­tu­ve un po­co as­quea­do del ci­clis­mo y me apar­té. Ni lo se­guí por te­le­vi­sión, los Tours de Arms­trong no los vi. Pe­ro co­mo ten­go ami­gos que nun­ca de­ja­ron de an­dar en bi­ci­cle­ta, me pi­có de nue­vo el gu­sa­ni­llo. Uno de ellos era Ju­len Zu­be­ro. Un día es­tá­ba­mos to­man­do un ca­fé y me di­jo que el Se­gu­ros Bil­bao ne­ce­si­ta­ba un ma­sa­jis­ta. Em­pe­cé a es­tu­diar ma­sa­je de­por­ti­vo orien­ta­do a es­tar en el equi­po y así me en­gan­ché otra vez al ci­clis­mo. Cuan­do Xa­bier Artetxe se fue de di­rec­tor al Ca­ja Ru­ral en 2009, una par­te del gru­po que es­tá­ba­mos jun­to a él en Se­gu­ros Bil­bao le se­gui­mos.

DES­DE 2013, TAM­BIÉN CON LA SE­LEC­CIÓN ES­PA­ÑO­LA.

Des­de que en­tró Mínguez en la se­lec­ción he he­cho to­dos los mun­dia­les. Es una ca­rre­ra muy es­pe­cial. El pri­me­ro fue el de Flo­ren­cia y vol­ví a ca­sa más enamo­ra­do del ci­clis­mo aún. Ese gru­po te con­ta­gia­ba com­pe­ti­ti­vi­dad. Es la ex­pe­rien­cia más bru­tal que he vi­vi­do, fue una se­ma­na im­pre­sio­nan­te. Le di masajes a Luis León Sán­chez, Cas­tro­vie­jo y los He­rra­da, pe­ro con quien más es­tu­ve fue con Luis­le. Dar­le ma­sa­je era lo más, es un su­per­cla­se. Lla­ma­ba a mi pa­dre to­dos los días pa­ra con­tár­se­lo. Nun­ca le es­ta­ré lo su­fi­cien­te­men­te agra­de­ci­do a Mínguez por esa ex­pe­rien­cia.

QUIE­RO CO­NO­CER OTRO CI­CLIS­MO.

Ser ma­sa­jis­ta me en­can­ta, no ten­go la sen­sa­ción de que sea al­go mo­nó­tono. Es un tra­ba­jo du­ro, co­mo el de to­dos los que es­ta­mos aquí. En un equi­po ci­clis­ta na­die se pue­de es­ca­quear. Se ma­dru­ga mu­cho pa­ra te­ner to­do pre­pa­ra­do, pa­sas frío en los avi­tua­lla­mien­tos y hay via­jes lar­gos por ca­rre­te­ra, pe­ro lo dis­fru­to mu­chí­si­mo y me con­si­de­ro un pri­vi­le­gia­do por ha­cer es­to. Aun­que me sien­to su­per­va­lo­ra­do, quie­ro co­no­cer otro ci­clis­mo. Me gus­ta­ría que el Ca­ja pu­die­ra ha­cer otros ca­len­da­rios o, si cam­bio de equi­po, co­no­cer el Tour de Flan­des, la Pa­rís-Rou­baix, el Tour, el Gi­ro de Ita­lia...

LOS MI­MO DE­MA­SIA­DO.

A ve­ces, cuan­do ha­cen al­gu­na ca­rre­ra un po­co ma­la, me di­go a mí mis­mo que les voy a cor­tar el gri­fo pe­ro son mi de­bi­li­dad. Les cui­do mu­cho y eso no voy a po­der cam­biar­lo por­que el día que de­je de ha­cer­lo ya no es­ta­ré aquí. No só­lo lo ha­go por ellos, es que sien­to que de­bo ha­cer­lo. Te­ner­les la co­mi­da pre­pa­ra­da, lim­piar­les... y me da igual que sea una ca­rre­ra de ba­rrio o la Vuel­ta a Es­pa­ña. Siem­pre in­ten­to rea­li­zar mi tra­ba­jo de la mis­ma ma­ne­ra.

EL 'FEELING'.

A to­dos es fá­cil dar­les ma­sa­je por­que tie­nen muy bue­na mus­cu­la­tu­ra, pe­ro con al­gu­nos co­nec­tas más que con otros. Me pa­sa con Fa­bri­cio Fe­rra­ri, un ci­clis­ta que te fa­ci­li­ta mu­cho el tra­ba­jo y es muy ho­nes­to. Pa­ra mí es una re­fe­ren­cia y tam­bién pa­ra los cha­va­les jó­ve­nes que lle­gan. Nun­ca se que­ja de na­da. Otro con quien no­to mu­cho feeling es con Be­ñat Int­xaus­ti. No he­mos coin­ci­di­do en nin­gún equi­po, pe­ro te­ne­mos muy bue­na re­la­ción. Ha­bla­mos ca­si a dia­rio y has­ta guar­do una ca­mi­lla en su ca­sa pa­ra po­der dar­le ma­sa­je.

OMAR FRAI­LE.

El co­rre­dor con quien me­jor re­la­ción he te­ni­do y ten­go. Du­ran­te el ma­sa­je po­de­mos es­tar ha­blan­do sin pa­rar o com­ple­ta­men­te ca­lla­dos. Aun así, nos en­ten­de­mos a la per­fec­ción. Hay al­go es­pe­cial en­tre no­so­tros. La pri­me­ra vez que ga­nó la mon­ta­ña en la Vuel­ta a Es­pa­ña tra­ba­ja­mos mu­cho jun­tos y eso nos unió to­da­vía más. Es­tu­vo to­dos los días en fu­ga, fue in­creí­ble lo que hi­zo. Me dio mu­cha pe­na que se fue­se, pe­ro qui­zá nos vol­va­mos a re­unir en un fu­tu­ro.

SOY ME­REN­GUE.

Y ade­más... ¡so­cio! Pe­ro no con asien­to en el Ber­na­béu. En esa épo­ca que de­jé el ci­clis­mo ha­cía bo­xeo y em­pe­cé a tra­ba­jar co­mo por­te­ro de una dis­co­te­ca en Bil­bao. Uno de mis com­pa­ñe­ros te­nía amis­tad con otro por­te­ro del Ho­tel Gran Do­mi­ne de Bil­bao y nos pro­pu­so tra­ba­jar allí cuan­do el Real Ma­drid se hos­pe­da­ba pa­ra ju­gar con­tra el Ath­le­tic. Es­tu­ve con ellos y ha­blé mu­cho con Gu­ti, Raúl y Ca­si­llas. Me tra­ta­ron ge­nial, me fir­ma­ron una ca­mi­se­ta y fui al cam­po con ellos. Me ca­ye­ron tan bien que me hi­ce so­cio. ¡Pe­ro an­te to­do soy del Ath­le­tic! Aquí en Biz­kaia es co­mo una re­li­gión. Tam­bién tra­ba­jé un tiem­po con su fút­bol ba­se y me die­ron mu­chos va­lo­res de

su fi­lo­so­fía.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.