Evi­ta que tu app aca­be víc­ti­ma del bo­tón de des­ins­ta­lar

LAS APLI­CA­CIO­NES MÓ­VI­LES SE DE­BEN CREAR CON UN FIN CON­CRE­TO Y SIEM­PRE CUI­DAN­DO QUE APOR­TEN VA­LOR A LOS USUA­RIOS, PA­RA FI­DE­LI­ZAR AL USUA­RIO.

Emprendedores - - Nova Noticias / Soluciones / Ideas -

El 95% de las apli­ca­cio­nes que nos des­car­ga­mos no pa­san la ba­rre­ra de los 15 días en nues­tro mó­vil. La ra­zón, se­gún la con­sul­to­ra Bluu­mi, es que no re­suel­ven nin­gún pro­ble­ma pa­ra el usua­rio ni dis­po­nen de las fun­cio­na­li­da­des que és­te es­pe­ra. ¿Có­mo evi­tar que la tuya for­me par­te de ese gru­po mal­di­to? Ál­va­ro Mi­llán, CEO de Bluu­mi, apun­ta las claves pa­ra no aca­bar en la pa­pe­le­ra del usua­rio.

Usa­bi­li­dad. Ase­gú­ra­te de que el usua­rio pue­de en­con­trar su ob­je­ti­vo en no más de tres to­ques, pa­ra no frus­trar la ex­pe­rien­cia de uso. Es­pa­cio que ocu­pa. Las fun­cio­nes de la apli­ca­ción se de­ben ade­cuar al pe­so y es­pa­cio que ocu­pa en el mó­vil. El 95% de los usua­rios eli­mi­na las apli­ca­cio­nes por un pe­so ex­ce­si­vo.

Con­su­mo. De­bes evi­tar a to­da cos­ta una apli­ca­ción di­se­ña­da pa­ra per­ma­ne­cer abier­ta o que re­quie­ra de geo­lo­ca­li­za­ción. Es­tas fun­cio­na­li­da­des con­su­men mu­cha ba­te­ría, otra bue­na ra­zón pa­ra que el usua­rio aca­be eli­mi­nán­do­la. Per­so­na­li­za­ción y aten­ción al clien­te. La ma­yo­ría de los con­su­mi­do­res de apli­ca­cio­nes va­lo­ra po­der adap­tar a sus gus­tos y pre­fe­ren­cias atri­bu­tos co­mo el ta­ma­ño de la le­tra, su nom­bre o sus da­tos. Tam­bién con­si­de­ran cla­ve que la apli­ca­ción sir­va de ve­ras co­mo ca­nal de co­mu­ni­ca­ción di­rec­to con la em­pre­sa.

Mi­cro­pa­gos. Cui­da­do con ellos por­que mo­les­tan al 62% de los usua­rios y pue­den cau­sar la des­ins­ta­la­ción de tu apli­ca­ción si exi­ges abo­nos de for­ma con­ti­nua­da.

Pri­va­ci­dad. Es al­go que preo­cu­pa ca­da vez más a los usua­rios. En con­cre­to, el 86% quie­re sa­ber dón­de y có­mo se guar­da su in­for­ma­ción per­so­nal y quién pue­de ac­ce­der a ella. Tu apli­ca­ción de­be ofre­cer se­gu­ri­dad en es­te as­pec­to.

No­ti­fi­ca­cio­nes. Evi­ta el abu­so de no­ti­fi­ca­cio­nes in­ne­ce­sa­rias. Aun­que las en­cues­tas di­cen que no son la prin­ci­pal cau­sa de des­ins­ta­la­ción –ya que son ac­cio­nes fá­ci­les de blo­quear e ig­no­rar– sí re­sul­tan muy mo­les­tas y cuan­do el usua­rio ter­mi­na blo­quéan­do­las, em­pie­za a ig­no­rar la apli­ca­ción y, a la lar­ga, des­ins­ta­lán­do­la.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.