'De­fen­ders' pa­ra no ini­cia­dos

Apro­ve­chan­do el es­treno de Lu­ke Ca­ge (30 de sep­tiem­bre en Net­flix), pa­sa­mos re­vis­ta al cuar­te­to que pon­drá or­den en Man­hat­tan.

GQ (Spain) - - Intro -

Da­re­de­vil, Jes­si­ca Jo­nes, Iron Fist y Lu­ke Ca­ge. Es­tos cua­tro hé­roes po­co lu­mi­no­sos y na­da con­ven­cio­na­les son los pi­la­res so­bre los que se asien­ta la re­la­ción que une a Mar­vel con Net­flix. No tie­nen la ma­jes­tuo­si­dad del Ca­pi­tán Amé­ri­ca ni la pas­ta de Iron Man o la gra­cia de Spi­der­man –más bien son per­so­nas al­go ator­men­ta­das–, pe­ro sí po­seen un ex­tra­ño mag­ne­tis­mo que les ha con­ver­ti­do en los pro­ta­go­nis­tas de la sa­ga de gé­ne­ro su­per­he­roi­co más mo­lo­na de la te­le­vi­sión. El plan de la pla­ta­for­ma de vi­deo on de­mand es pre­sen­tar­nos a ca­da uno de ellos por se­pa­ra­do pa­ra jun­tar­los des­pués (con es­treno pre­vis­to pa­ra fi­na­les de 2017 o prin­ci­pios de 2018) en un su­per­gru­po lla­ma­do Los De­fen­so­res.

La sa­ga arran­có en abril de 2015 con Matt Mur­dock (Da­re­de­vil a.k.a. El hom­bre sin mie­do), ese abo­ga­do cie­go –aun­que con el res­to de sen­ti­dos hi­per­de­sa­rro­lla­dos– que suel­ta hos­tias co­mo pa­nes. Co­mo el res­to de sus com­pa­ñe­ros, Da­re­de­vil tra­ba­ja en la Co­ci­na del In­fierno, uno de los ve­cin­da­rios con ma­yor pre­sen­cia ma­fio­sa de Nue­va York. Por el día li­ti­gia con los ma­los con su so­cio Foggy Nelson y su asis­ten­te Ka­ren Pa­ge y por la no­che se sube a las azo­teas del ba­rrio pa­ra lle­gar don­de la jus­ti­cia no pue­de. Es ahí don­de se ci­ta con ti­pos co­mo King­pin, uno de los ma­yo­res vi­lla­nos de la fac­to­ría Mar­vel; Elektra, una ex­no­via nin­ja ca­paz de trin­char­te co­mo un pa­vo con sus in­con­fun­di­bles sais, o The Pu­nis­her, un an­ti­hé­roe ávi­do de ven­gan­za con­tra los que ase­si­na­ron a su fa­mi­lia (nor­mal, pa­ra qué ne­gar­lo).

En no­viem­bre del año pa­sa­do, Net­flix gol­peó de nue­vo con Jes­si­ca Jo­nes. Ve­ci­na de Mur­dock en Hell's Kit­chen (cu­yo víncu­lo con él se li­mi­ta a Clai­re Tem­ple, por el mo­men­to el úni­co ne­xo co­mún en­tre to­dos los per­so­na­jes), es­ta de­tec­ti­ve pri­va­do con fuer­za so­bre­hu­ma­na in­ten­ta sa­lir ade­lan­te en su agen­cia Alias In­ves­ti­ga­tions mien­tras un enemi­go ín­ti­mo (Kil­gra­ve, El hom­bre púr­pu­ra, un sá­tra­pa que ma­ni­pu­la a las per­so­nas a su an­to­jo) re­gre­sa a su vi­da pa­ra po­ner­la del re­vés. A su la­do lu­cha su no­vio, el gi­gan­tón Lu­ke Ca­ge, pro­ta­go­nis­ta ín­te­gro de la ter­ce­ra en­tre­ga de la sa­ga (dis­po­ni­ble en Net­flix des­de el 30 de sep­tiem­bre), don­de se cuen­ta có­mo un ex­pe­ri­men­to que sa­lió re­gu­lín con­vir­tió su piel en un ma­te­rial tan du­ro co­mo el ti­ta­nio, cua­li­dad que aho­ra uti­li­za pa­ra plan­tar ca­ra a dos ti­pos que tie­nen ate­mo­ri­za­do a me­dio Har­lem, los te­rri­bles Sha­des y Cor­nell Cot­ton­mouth.

El cuar­to de­fen­sor en cues­tión se­rá Pu­ño de Hie­rro (Iron Fist pa­ra los pu­ris­tas), cu­ya en­tre­ga to­da­vía no tie­ne fe­cha de es­treno. Tras él, Net­flix re­uni­rá a los cua­tro en Los De­fen­so­res, una cua­dri­lla me­nos lus­tro­sa que Los Ven­ga­do­res pe­ro con un ro­llo mu­cho más mun­dano.

UN GRU­PO RE­DU­CI­DO Hulk, Dr. Ex­tra­ño, Ghost Ri­der, Es­te­la Pla­tea­da, Ojo de Hal­cón… Por asun­ti­llos de li­cen­cias y de­re­chos de au­tor, de los có­mics tie­nen más miem­bros que los que ve­re­mos en la pe­que­ña pan­ta­lla… al me­nos por aho­ra.

Los De­fen­so­res

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.