Las aven­tu­ras del ga­león San Mar­tín

Un sím­bo­lo de la Ar­ma­da In­ven­ci­ble

Historia de Iberia Vieja - - HISTORIA MODERNA - Por: MAR­CE­LINO GON­ZÁ­LEZ

Te­nía nom­bre es­pa­ñol, el San Mar­tín. Y tam­bién por­tu­gués: São Mar­tin­ho. Fue cons­trui­do por los lu­sos, pe­ro pa­só a ma­nos de la Ar­ma­da es­pa­ño­la cuan­do tras la muer­te del rey Se­bas­tián, el trono por­tu­gués que­dó sin he­re­de­ro y se pro­du­jo la efí­me­ra unión di­nás­ti­ca en­tre los dos paí­ses ibé­ri­cos. Era un ga­león de gran por­te, con ca­pa­ci­dad pa­ra me­dio mi­llar de per­so­nas… y pa­ra es­cri­bir una his­to­ria asom­bro­sa.

En la dispu­ta por el trono de Ma­rrue­cos en­tre por­tu­gue­ses y ma­rro­quíes, el San Mar­tín, lle­van­do a bordo al rey por­tu­gués Se­bas­tián I, for­mó par­te de la es­cua­dra que en 1574 ata­có al país afri­cano. Y cuan­do al po­co tiem­po re­gre­sa­ba a Por­tu­gal, por el ca­mino su­frió un tem­po­ral que es­tu­vo a pun­to de hun­dir­lo, pe­ro na­da pu­do con él. En 1578 re­gre­só a Ma­rrue­cos con otra es­cua­dra, y aun­que a la sa­li­da de Lis­boa su­frió gra­ves ave­rías por una co­li­sión con otro bar­co, con­ti­nuó via­je. Tras el des­em­bar­co, el 4 de agos­to tu­vo lu­gar la ba­ta­lla de Al­ca­zar­qui­vir, en la que mu­rie­ron el rey por­tu­gués y los dos sul­ta­nes que as­pi­ra­ban al trono. El

San Mar­tín re­gre­só a Lis­boa en 1579. Al mo­rir Se­bas­tián sin de­jar des­cen­den­cia, Fe­li­pe II re­cla­mó el trono de Por­tu­gal. Las ra­zo­nes que apor­ta­ba eran ser nie­to de Manuel I de Por­tu­gal, por ser hi­jo de Car­los I e Isa­bel, hi­ja del rey Manuel, y con tal mo­ti­vo in­va­dió el país ve­cino a me­dia­dos de 1580. El San Mar

tín, que se en­con­tra­ba en Lis­boa, no se opu­so a la ar­ma­da de Ál­va­ro de Ba­zán cuan­do apa­re­ció por Se­tú­bal, pe­ro más ade­lan­te par­ti­ci­pó en la de­fen­sa de Lis­boa has­ta que ca­yó en po­der de Fe­li­pe II. Se in­te­gró en la Ar­ma­da, y en 1581 pa­só por va­rias re­for­mas y obras.

LA UNIÓN EN­TRE ES­PA­ÑA Y POR­TU­GAL

Fe­li­pe II tu­vo que ha­cer fren­te a otro can­di­da­to al trono de Por­tu­gal: An­to­nio, prior de Cra­to, lo que lle­vó al en­fren­ta­mien­to ar­ma­do. Alia­do con Fran­cia e In­gla­te­rra, Cra­to pre­ten­dió to­mar las Azo­res con una ar­ma­da man­da­da por Fe­li­pe Stroz­zi, y uti­li­zar las is­las co­mo ba­ses pa­ra ata­car a las flo­tas de In­dias. Pa­ra im­pe­dir­lo, el 10 de ju­lio de 1582, Ál­va­ro de Ba­zán sa­lió con una flo­ta en la que se en­con­tra­ba el San Mar­tín.

El 26 de ju­lio de tu­vo lu­gar el com­ba­te na­val de la is­la Ter­ce­ra o de San Mi­guel de las Azo­res, en el que la ar­ma­da de Ba­zán, for­ma­da por 25 bar­cos con la in­sig­nia en el ga­león San Mar­tín, se en­fren­tó a la fran­ce­sa de Stroz­zi de 60 bar­cos. Con su fue­go, el San Mar­tín ave­rió y pu­so en fu­ga a mu­chos enemi­gos, y con la nao Ca­ta­li

na apre­só al bu­que in­sig­nia de Stroz­zi con mu­chas ba­jas a bordo y con el al­mi­ran­te fran­cés mor­tal­men­te he­ri­do. Mien­tras tan­to, Cra­to es­ca­pó en una de las na­ves fran­ce­sas que se die­ron a la fu­ga.

Fue una gran vic­to­ria pa­ra Ba­zán, que no per­dió nin­gún bar­co aun­que tu­vo 224

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.