los miem­bros de la Mes­ta es­ta­ban exen­tos del ser­vi­cio mi­li­tar?

Historia de Iberia Vieja - - ¿SABÍAS QUE... -

DU­RAN­TE LA EDAD ME­DIA la ga­na­de­ría era la prin­ci­pal fuen­te de ri­que­za, en es­pe­cial en Cas­ti­lla, y, en con­se­cuen­cia, gran par­te de la po­bla­ción se de­di­ca­ba al pas­to­reo. En 1273 Al­fon­so X creó una aso­cia­ción pa­ra es­ta ac­ti­vi­dad con el nom­bre de Hon­ra­do Con­ce­jo de la Mes­ta, que reunía a los pas­to­res de León y Cas­ti­lla en Gual­da (Gua­da­la­ja­ra), aun­que fue su su­ce­sor, Al­fon­so XI, quien fi­jó la re­gla­men­ta­ción.

Es­ta aso­cia­ción go­za­ba de cier­tos pri­vi­le­gios, en­tre los que se con­ta­ban la exen­ción del ser­vi­cio mi­li­tar, la no ne­ce­si­dad de tes­ti­fi­car en los jui­cios, así co­mo el li­bre ac­ce­so a unos ca­mi­nos de­ter­mi­na­dos, las ca­ña­das (en­tre las más em­ble­má­ti­cas po­de­mos ha­blar de la ca­ña­da real de la pla­ta, la leo­ne­sa o la so­ria­na).

Los re­ba­ños de ove­jas se cla­si­fi­ca­ban en chu­rras –si se apro­ve­cha­ba la car­ne y la le­che– y me­ri­nas –si se apro­ve­cha­ba ex­clu­si­va­men­te la la­na–, y los prin­ci­pa­les mer­ca­dos eran los de Me­di­na del Campo y Bur­gos.

Los go­ber­nan­tes pos­te­rio­res ahon­da­ron en esas pre­ben­das, ya que los arren­da­mien­tos y ven­ta de de­re­chos de pas­tos en­ri­que­cían a la Co­ro­na. No obs­tan­te, tan­tos pri­vi­le­gios cho­ca­ban con los de­re­chos de los agri­cul­to­res, pues­to que los ga­na­de­ros cru­za­ban con sus re­ba­ños zo­nas ya cul­ti­va­das y da­ña­ban sus cul­ti­vos. Los en­con­tro­na­zos fue­ron cons­tan­tes has­ta la abo­li­ción de la Mes­ta en 1836, ba­jo la re­gen­cia de Ma­ría Cris­ti­na de Bor­bón.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.