Ja­pan­gel

Hobby Consolas - - EL SENSOR -

de la ex­pe­rien­cia, aun­que no eran fans ni ha­bían ju­ga­do to­das las en­tre­gas. Elo­gia­ron la ju­ga­bi­li­dad y el rit­mo, pe­ro coin­ci­die­ron en al­go cu­rio­so: la per­so­na­li­dad de Nat­han Dra­ke les era ex­tra­ña. Nin­gún ja­po­nés se com­por­ta­ría co­mo él, y me­nos con su edad. Eso pro­vo­ca que no se to­men en se­rio al per­so­na­je, per­dien­do el in­te­rés por su his­to­ria.

Los via­jes "úni­cos"

Va­rios men­cio­na­ron a The­wit­cher3 co­mo su jue­go oc­ci­den­tal fa­vo­ri­to, que tam­bién cuen­ta con un hé­roe ale­ja­do del pris­ma ni­pón. Ge­ralt no les echó pa­ra atrás por­que no son com­pa­ra­bles: Un­char­ted se am­bien­ta en el mun­do real, mien­tras que TW3 es pu­ra fan­ta­sía, te­má­ti­ca en la que se su­mer­gen con una men­te más abier­ta, es­pe­rán­do­se cual­quier co­sa. Tam­bién les echan pa­ra atrás los uni­ver­sos gri­ses, con lu­ga­res reales, que pre­sen­tan mu­chos tí­tu­los ame­ri­ca­nos. A los ja­po­ne­ses les en­can­ta vi­si­tar mun­dos de en­sue­ño: ver lo que na­die más ha vis­to y vi­vir nue­vas ex­pe­rien­cias.

Muy dis­tin­ta es su vi­sión de los desa­rro­lla­do­res ni­po­nes. El sen­tir ge­ne­ral es que la ma­yo­ría de es­tu­dios ni­po­nes no po­see po­ten­tes mo­to­res grá­fi­cos, pe­ro sí ha­cen sus jue­gos con ma­yor pa­sión y li­ber­tad crea­ti­va. Ala­ba­ron el tra­ba­jo de Squa­re Enix con Dra­gon­quest­xi y les cues­ta ima­gi­nar un es­tu­dio ame­ri­cano rea­li­zan­do el es­fuer­zo de crear dos ver­sio­nes tan dis­tin­tas de un mis­mo jue­go, ale­gan­do que op­ta­rían por ba­jar el ni­vel grá­fi­co en la con­so­la me­nos po­ten­te. Tam­bién que a los ja­po­ne­ses les gus­ta cui­dar sus crea­cio­nes, pa­ra no sa­car vein­te par­ches en el lan­za­mien­to. La tra­ma de la his­to­ria tie­ne un prin­ci­pio y un fi­nal, sin te­ner que pa­sar por ca­ja pa­ra ad­qui­rir DLC re­cor­ta­do. Di­je: ¿Cap­com? Y me res­pon­die­ron al­go cu­rio­so: pa­ra ellos, no es una em­pre­sa ja­po­ne­sa, ya que pro­du­cen sus jue­gos pen­san­do en Oc­ci­den­te, al­go ex­ten­di­do tam­bién a cier­tos fo­ros ni­po­nes.

Aun así, al­gu­nos jue­gos oc­ci­den­ta­les han si­do gran­des éxi­tos de ven­ta aquí: GTAV, Mi­ne­craft... Con­ten­tan al pú­bli­co ja­po­nés por­que son bue­nos jue­gos, con prin­ci­pio y fi­nal (sin pa­sar por ca­ja), y es­tán pu­li­dos. Y, si ofre­cen mun­dos ori­gi­na­les, sin ban­de­ras ame­ri­ca­nas en la por­ta­da, me­jor.

LA PER­SO­NA­LI­DAD DE nat­han dra­ke ES EX­TRA­ÑA PA­RA ELLOS: NIN­GÚN JA­PO­NÉS SE COM­POR­TA­RÍA CO­MO él...

HC

Un blog que na­ce con la pro­me­sa ("Ya­ku­so­ku") de con­tar lo que pa­sa en Ja­pón... Co­rres­pon­sal en To­kio

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.