Es­ti­va­nia No se cons­tru­yó EN un día...

En es­te cua­dro, os de­ta­lla­mos dos de la no­ve­da­des más im­por­tan­tes del jue­go: las ba­ta­llas cam­pa­les, a la iz­quier­da, y la ges­tión del reino, a la de­re­cha. Pa­ra ser un rey re­cor­da­do du­ran­te ge­ne­ra­cio­nes, de­be­re­mos do­mi­nar am­bas dis­ci­pli­nas.

Hobby Consolas - - ANÁLISIS -

Ro­tar las tro­pas, con L1 y R1, es fun­da­men­tal pa­ra re­sis­tir la em­bes­ti­das enemi­gas, ya que ca­da es­cua­drón tie­ne unas for­ta­le­zas y de­bi­li­da­des pro­pias. Por eso, hay que ele­gir muy bien el mo­men­to y el lu­gar ha­cia el que di­ri­gir­se en to­do mo­men­to.

El ata­que es au­to­má­ti­co, y se pro­du­ce cuan­do dos gru­pos de ri­va­les cho­can. Tam­bién po­de­mos acer­car­nos a las ba­rri­ca­das o ba­ses enemi­gas pa­ra des­truir­las. Si nues­tras fuer­zas mer­man, es po­si­ble pe­dir re­fuer­zos, con­su­mien­do po­der mi­li­tar.

La vic­to­ria se pro­du­ce cuan­do eli­mi­na­mos a to­dos los enemi­gos y su po­der mi­li­tar lle­ga a ce­ro. Por eso, an­tes de ca­da ba­ta­lla, hay que fi­jar­se en el ni­vel del ri­val y ele­gir cui­da­do­sa­men­te a las tro­pas y a los lí­de­res que van a for­mar nues­tro ejér­ci­to. Ya en el reino, to­ma­mos el con­trol con un pun­te­ro. Pa­ra cons­truir o mejorar un edi­fi­cio, só­lo hay que pin­char so­bre su par­ce­la de te­rreno. Eso sí, siem­pre de­be­mos cum­plir cier­tos re­qui­si­tos, co­mo dis­po­ner del di­ne­ro o ni­vel de in­fluen­cia re­que­ri­dos.

Los súb­di­tos que re­clu­ta­mos se en­car­gan de la pro­duc­ción. Si los co­lo­ca­mos en ofi­cios en los que des­ta­can, ge­ne­ran más ri­que­za y fi­na­li­zan las in­ves­ti­ga­cio­nes en me­nos tiem­po. Es­to nos per­mi­te ob­te­ner nue­vas ha­bi­li­da­des o tien­das más sur­ti­das.

Su­bir de ni­vel el reino es nues­tro ob­je­ti­vo fi­nal co­mo rey. Al ha­cer­lo, el as­pec­to de la ciu­dad evo­lu­cio­na, su ta­ma­ño au­men­ta y se abren nue­vas po­si­bi­li­da­des de cons­truc­ción y mejora. Lle­gar a la cús­pi­de evo­lu­ti­va es una ta­rea real­men­te ar­dua.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.