‘Ad­dio, For­men­te­ra’

La cri­sis de Ita­lia y Es­pa­ña obli­ga a la is­la pi­tiu­sa a bus­car nue­vos mer­ca­dos tu­rís­ti­cos

La Vanguardia - Dinero - - EN PORTADA - Er­nest Ca­rran­za

Si hay al­gún lu­gar de Es­pa­ña que pue­da re­su­mir las pe­nu­rias eco­nó­mi­cas de la Eu­ro­pa del sur es For­men­te­ra. La is­la es des­de ha­ce unos años el fe­ti­che de tu­ris­tas ita­lia­nos y es­pa­ño­les que acu­den a sus in­ma­cu­la­dos pa­ra­jes. Una fi­de­li­dad que es­te año se ha vis­to trun­ca­da por la cri­sis en am­bos paí­ses. La prue­ba más evi­den­te ha lle­ga­do con los pri­me­ros da­tos de ocu­pa­ción ho­te­le­ra; en­tre ma­yo y ju­nio la me­dia ha si­do del 53%, un 20% me­nos que en el 2011, mien­tras que en la pri­me­ra mi­tad de ju­lio la caí­da ha si­do del 9%.

For­men­te­ra ha si­do en los úl­ti­mos ve­ra­nos la is­la con me­jo­res re­gis­tros de las Ba­lea­res. Mien­tras el res­to de is­las se es­tan­ca­ban o ex­pe­ri­men­ta­ban una tí­mi­da me­jo­ra, su pe­que­ña ve­ci­na rom­pía to­das las es­ta­dís­ti­cas. Im­pul­sa­da por la fi­de­li­za­ción del tu­ris­ta trans­al­pino y la in­cor­po­ra­ción del es­pa­ñol, so­bre to­do ca­ta­la­nes y va­len­cia­nos, lle­gó a go­zar de un 96% de ocu­pa­ción en agos­to del 2010 y del 2011. Unos re­gis­tros his­tó­ri­cos que sólo en­con­tra­ban pa­ran­gón a prin­ci­pios de mi­le­nio. La ba­ja­da de po­der ad­qui­si­ti­vo de ita­lia­nos y es­pa­ño­les ha cor­ta­do es­ta ten­den­cia de raíz y el mes de ju­nio ha si­do el peor en diez años, con un 73% de ocu­pa­ción. Na­da ex­tra­ño si te­ne­mos en cuen­ta que ocho de ca­da diez tu­ris­tas que se hos­pe­dan en la is­la son ita­lia­nos o es­pa­ño­les.

La pre­si­den­ta de la Aso­cia­ción Ho­te­le­ra de For­men­te­ra, Noe­lia Fe­rrer, ad­mi­te que la ocu­pa­ción se re­sen­ti­rá to­da la tem­po­ra­da, in­clu­so en sus me­ses ál­gi­dos (ju­lio y agos­to), pe­ro mi­ni­mi­za los efec­tos de la caí­da: “To­do ha­ce pen­sar que se­rá una tem­po­ra­da jus­ti­ta, pe­ro tam­bién es ver­dad que era muy di­fí­cil re­pe­tir lo del año pa­sa­do. Por suer­te, so­mos un lu­gar pe­que­ño, de 7.500 pla­zas, y no ne­ce­si­ta­mos ge­ne­rar un vo­lu­men de en­tra­da im­por­tan­te pa­ra lle­nar­las”. Aún así, los ho­te­le­ros is­le­ños son cons­cien­tes de la ne­ce­si­dad de di­ver­si­fi­car sus ob­je­ti­vos. “Te­ne­mos que cap- tar nue­vos mer­ca­dos en Ale­ma­nia y Gran Bre­ta­ña; nos ayu­da­ría a no te­ner una de­pen­den­cia tan fuer­te del mer­ca­do ita­liano y a alar­gar la tem­po­ra­da, que ca­da año se acor­ta más”, sub­ra­ya.

La cri­sis de Es­pa­ña e Ita­lia ha re­per­cu­ti­do tam­bién en Me­nor­ca, don­de su­po­nen el se­gun­do y el ter­cer mer­ca­do en tem­po­ra­da al­ta, res­pec­ti­va­men­te. El pri­me­ro ha caí­do un 4,2% en ju­nio res­pec­to el mis­mo mes del 2011, mien­tras que el se­gun­do ha re­gis­tra­do un des­cen­so del 11%, se­gún da­tos de la Aso­cia­ción Ho­te­le­ra de Me­nor­ca. En el con­jun­to de las Ba­lea­res su­ma­ron el año pa­sa­do un to­tal de 2.931.887 tu­ris­tas, es de­cir, ca­si uno de ca­da cua­tro de los que lle­ga­ron a las is­las. Una de­pen­den­cia de­ma­sia­do al­ta, es­pe­cial­men­te en tiem­pos de cri­sis.

El ca­te­drá­ti­co de Eco­no­mía Apli­ca­da de la Uni­ver­si­tat de les Illes Ba­lears y ex­per­to en tu­ris­mo Eu­ge­ni Agui­ló ex­pli­ca que el mer­ca­do ita­liano “fun­cio­na en cier­ta ma­ne­ra co­mo una mo­da, tie­ne el pe­li­gro de su­frir subidas y ba­ja­das”. Y la caí­da se ha no­ta­do es­pe­cial­men­te en Ei­vis­sa y For­men­te­ra, sus is­las pre­fe­ri­das. “No se es­pe­ra que la evo­lu­ción del tu­ris­mo ita­liano y es­pa­ñol sea muy po­si­ti­va, por eso di­ver­si­fi­car es bá­si­co”, sos­tie­ne el pro­fe­sor.

Se es­pe­ra que los ale­ma­nes res­pon­dan un año más, es­pe­cial­men­te en Ma­llor­ca, don­de ya se han da­do ca­sos de over­boo­king en ho­te­les. En cuan­to al tu­ris­mo bri­tá­ni­co, se pre­veía una mejoría res­pec­to al 2011, so­bre to­do por el cam­bio fa­vo­ra­ble en­tre la li­bra es­ter­li­na y el eu­ro, pe­ro la re­ce­sión la ha fre­na­do. Ru­sia y los paí­ses nór­di­cos son mer­ca­dos emer­gen­tes que po­drían com­pen­sar la pér­di­da de otros seg­men­tos. Y to­do apun­ta que ca­da vez se­rán más im­por­tan­tes.

JAI­ME REI­NA

Tu­ris­tas en el faro de Bar­ba­ria, en For­men­te­ra, la is­la de las Ba­lea­res que has­ta aho­ra ha­bía re­sis­ti­do me­jor la cri­sis

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.