QUÉ PI­DE LA EM­PRE­SA A UN JO­VEN LI­CEN­CIA­DO

La Vanguardia - Dinero - - GESTIÓN -

Des­de el gra­do en Di­rec­ción de Em­pre­sas Tec­no­ló­gi­cas de La Sa­lle-URL, pues­to en mar­cha en el 2002, se ha ana­li­za­do cuá­les son las ca­rac­te­rís­ti­cas que de­be apor­tar un jo­ven li­cen­cia­do y fu­tu­ro di­rec­ti­vo de em­pre­sas tra­di­cio­na­les o de nue­va ge­ne­ra- ción. El equi­po es­ta­ba li­de­ra­do por Ch­ris­top­her Ken­nett, di­rec­tor del gra­do y con 20 años de ex­pe­rien­cia en in­ves­ti­ga­ción, do­cen­cia y ges­tión de pro­gra­mas en el cam­po de Bu­si­ness and Ma­na­ge­ment Stu­dies. Es­tas son, a su jui­cio, las diez prin­ci­pa­les.

1. TEC­NO­LO­GÍA

Las or­ga­ni­za­cio­nes se mue­ven en un en­torno di­gi­tal. Los es­tu­dian­tes ne­ce­si­tan sa­ber apli­car tec­no­lo­gías pa­ra crear es­tra­te­gias con im­pac­to, có­mo apren­der y apli­car nue­vas he­rra­mien­tas y có­mo ha­cer fren­te al cam­bio cons­tan­te. Las ha­bi­li­da­des téc­ni­cas son a me­nu­do sub­es­ti­ma­das en la uni­ver­si­dad (ges­tio­nar una ba­se de da­tos, ana­li­zar los da­tos…) cuan­do son ha­bi­li­da­des que las em­pre­sas ne­ce­si­tan aho­ra y en el fu­tu­ro.

2. UNAVISIÓN IN­TER­NA­CIO­NAL

Es­tu­diar en in­glés es im­por­tan­te, pe­ro te­ner una vi­sión in­ter­na­cio­nal va mu­cho más allá. Pa­ra tra­ba­jar en en­tor­nos mul­ti­cul­tu­ra­les los es­tu­dian­tes ne­ce­si­tan una ba­se del día a día, ad­qui­rir ex­pe­rien­cia in­ter­na­cio­nal via­jan­do a nue­vos paí­ses, des­cu­brir nue­vas cul­tu­ras y en­ten­der có­mo los ne­go­cios su­ce­den en un con­tex­to glo­bal.

3. HA­BI­LI­DA­DES PRÁC­TI­CAS

El co­no­ci­mien­to es vi­tal y los es­tán­da­res aca­dé­mi­cos son la pie­dra an­gu­lar de las uni­ver­si­da­des. Pe­ro los gra­dua­dos tie­nen que ser ca­pa­ces de ha­cer reali­dad las co­sas y ha­cer que su­ce­dan co­sas en el mun­do real. Los es­tu­dian­tes de­ben tra­ba­jar en es­tre­cha co­la­bo­ra­ción con em­pre­sas de di­fe­ren­te ti­po pa­ra en­ten­der lo que se es­pe­ra de ellos en su pri­mer día de tra­ba­jo.

4. HA­BI­LI­DA­DES IN­TER­PER­SO­NA­LES

Los es­tu­dian­tes ne­ce­si­tan en­ten­der que las co­sas más com­ple­jas que ten­drán que ges­tio­nar son las per­so­nas. Las per­so­nas son el ac­ti­vo fun­da­men­tal pa­ra cual­quier or­ga­ni­za­ción y por eso una co­mu­ni­ca­ción efec­ti­va, la in­te­li­gen­cia emo­cio­nal y la em­pa­tía son esen­cia­les pa­ra tra­ba­jar exi­to­sa­men­te en equi­pos y li­de­rar­los.

5. SÉ UNAPERSONA, NOUNNÚMERO

Pa­ra ayu­dar a los es­tu­dian­tes a desa­rro­llar­se como per­so­nas, los pro­fe­so­res uni­ver­si­ta­rios ne­ce­si­tan co­no­cer­los bien. Los es­tu­dian­tes pre­ci­san feed­back y ase­so­ra­mien­to, apo­yo y com­pren­sión, no bu­ro­cra­cia y ano­ni­ma­to.

6. LA CREA­TI­VI­DAD NOESTÁ MUER­TA

La uni­ver­si­dad es un es­pa­cio pa­ra la ex­pe­ri­men­ta­ción, pa­ra iden­ti­fi­car y eva­luar nue­vas opor­tu­ni­da­des, pa­ra in­ten­tar y fa­llar, pa­ra for­zar nues­tros lí­mi­tes y vol­ver a des­cu­brir­se a uno mis­mo. Las em­pre­sas ne­ce­si­tan per­so­nas que pien­sen di­fe­ren­te pa­ra que pue­dan in­no­var, y los pro­gra­mas de ne­go­cios de­ben ayu­dar a los es­tu­dian­tes a des­blo­quear es­ta crea­ti­vi­dad ocul­ta.

7. MEN­TA­LI­DAD EM­PREN­DE­DO­RA

Los es­tu­dian­tes ne­ce­si­tan apren­der a pen­sar como un em­pren­de­dor, y los pro­gra­mas de ne­go­cios de­ben pro­por­cio­nar los eco­sis­te­mas en los que los es­tu­dian­tes pue­dan desa­rro­llar y po­ner a prue­ba sus ideas, y si es po­si­ble, crear real­men­te

start-up. In­clu­so las em­pre­sas es­ta­ble­ci­das ne­ce­si­tan in­tra­em­pren­de­do­res pa­ra im­pul­sar­se.

8. EN­CUEN­TRA TU PA­SIÓN

Uno de los pri­me­ros men­sa­jes que dar a los es­tu­dian­tes es que, a me­nos que ha­yan iden­ti­fi­ca­do ya su pa­sión, su prin­ci­pal tra­ba­jo du­ran­te sus es­tu­dios es en­con­trar­la y ha­cer aque­llo que les ins­pi­ra. Los es­tu­dian­tes mi­llen­nial es­tán bus­can­do sig­ni­fi­ca­do, pa­ra crear la di­fe­ren­cia, pa­ra apren­der y cre­cer. En­con­trar aque­llo por lo que real­men­te es­tás apa­sio­na­do sig­ni­fi­ca que el tra­ba­jo de­ja de ser una obli­ga­ción y em­pie­za a ser una ra­zón de ser.

9. MARCALA DI­FE­REN­CIA

Los pro­gra­mas de ne­go­cio es­tán edu­can­do a los lí­de­res del fu­tu­ro, por lo tan­to, de­ben te­ner un fuer­te com­pro­mi­so éti­co pa­ra ha­cer que nues­tra so­cie­dad sea un lu­gar me­jor pa­ra vi­vir. La en­se­ñan­za de la éti­ca es una pe­que­ña par­te. Por en­ci­ma de to­do, lo que se ne­ce­si­ta es hu­mil­dad, un va­lor que mu­chos pro­gra­mas de ne­go­cios pa­re­cen ha­ber per­di­do en la lu­cha por el es­ta­tus de éli­te.

10. AM­PLÍA TU VI­SIÓN Y HAZ QUE TU HO­RI­ZON­TE CREZ­CA

Los es­tu­dian­tes de ne­go­cios tie­nen que ser ca­pa­ces de unir las pie­zas del com­ple­jo mun­do de la ges­tión de las or­ga­ni­za­cio­nes, los mer­ca­dos, y los cam­bios en las po­lí­ti­cas eco­nó­mi­cas, cul­tu­ra­les y so­cia­les pa­ra que pue­dan ver el pa­no­ra­ma y la ima­gen ge­ne­ral de la que for­man par­te. Só­lo en­ton­ces pue­den tra­tar de in­fluir en ese pa­no­ra­ma y ha­cer una con­tri­bu­ción sig­ni­fi­ca­ti­va.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.