“Ur­ge re­de­fi­nir los mo­de­los de ne­go­cio”

El pre­si­den­te de Ac­cen­tu­re, Juan Pe­dro Mo­reno, ex­pli­ca el re­tra­so de la di­gi­ta­li­za­ción de las em­pre­sas

La Vanguardia - Dinero - - PUNTO EMPRESARIAL -

Con­chi Lafraya Juan Pe­dro Mo­reno, pre­si­den­te de Ac­cen­tu­re, con­sul­to­ra tec­no­ló­gi­ca que fac­tu­ró 823 mi­llo­nes de eu­ros en 2015, un 14% más, y da em­pleo a 10.000 pro­fe­sio­na­les en Es­pa­ña, se ha mar­ca­do co­mo reto pa­ra los pró­xi­mos años que la di­gi­ta­li­za­ción se im­plan­te en las em­pre­sas.

¿Por qué es­tá tan de mo­da la di­gi­ta­li­za­ción y, sin em­bar­go, las em­pre­sas es­pa­ño­las lle­van años de re­tra­so fren­te a sus ho­mó­lo­gas de la UE?

La re­vo­lu­ción di­gi­tal lle­gó en un mo­men­to que Es­pa­ña atra­ve­sa­ba di­fi­cul­ta­des eco­nó­mi­cas re­le­van­tes. La eco­no­mía ha ba­sa­do su cre­ci­mien­to en las ex­por­ta­cio­nes, la de­va­lua­ción de los sa­la­rios en un 30%, la for­ta­le­za del eu­ro fren­te al dó­lar... Aho­ra, to­ca a las com­pa­ñías ser com­pe­ti­ti­vas y di­fe­ren­ciar­se. La tec­no­lo­gía de­mo­cra­ti­za el ac­ce­so a nue­vos mer­ca­dos.

¿Ha lle­ga­do el mo­men­to?

Sí, por­que ha cam­bia­do la ex­pe­rien­cia de con­su­mo. So­mos com­pra­do­res com­pul­si­vos y se da ma­yor re­le­van­cia a la fa­ci­li­dad de ad­qui­rir en las webs, la ra­pi­dez de en­tre­ga... fren­te al pro­pio pro­duc­to e, in­clu­so, ya no pri­ma el pre­cio.

Y, ¿por qué no lo ha­cen las gran­des em­pre­sas, los ban­cos?

El prin­ci­pal pro­ble­ma que tie­nen las em­pre­sas es re­de­fi­nir su mo­de­lo de ne­go­cio. Dis­tin­tas in­dus­trias, co­mo las em­pre­sas tec­no­ló­gi­cas o las en­ti­da­des fi­nan­cie­ras, es­tán con­ver­gien­do. El reto pa­ra to­das ellas es sa­ber có­mo usar los da­tos de sus clien­tes. To­das quie­ren ser pres­crip­to­ras y co­piar los mo­de­los y los eco­sis­te­mas crea­dos por Ama­zon, Ap­ple, Google... En Houston, los hos­pi­ta­les es­pe­cia­li­za­dos en cáncer te con­cier­tan la cita mé­di­ca y te bus­can la ae­ro­lí­nea más ba­ra­ta pa­ra vo­lar, el alo­ja­mien­to pa­ra to­do el tra­ta­mien­to... Yan­tes de ir a EE.UU. se pue­de ha­blar con el mé­di­co y los pa­cien­tes me­dian­te cá­ma­ras... In­clu­so, ofre­cen fi­nan­cia­ción pa­ra el tra­ta­mien­to com­ple­to. Son tra­ta­mien­tos de 300.000 dó­la­res, pe­ro en 10 mi­nu­tos lo sol­ven­tan to­do por in­ter­net. El afec­ta­do, lo que bus­ca es re­sol­ver su pro­ble­ma en el me­nor tiem­po po­si­ble. ¡Y que le cu­ren!

Y una py­me, ¿có­mo pue­de be­ne­fi­ciar­se de las nue­vas tec­no­lo­gías?

Cual­quier co­mer­cio, por ejem­plo, pue­de ha­cer que los po­ten­cia­les com­pra­do­res que pa­sen cer­ca de su lo­cal re­ci­ban un men­sa­je en su mó­vil con ofer­tas per­so­na­li­za­das. Aun pre­cio muy ba­jo, de un cén­ti­mo por sms.

¿Qué fu­tu­ro le ve a las fin­tech?

Hay fin­tech co­la­bo­ra­do­ras y otras dis­rup­to­ras, que ca­ni­ba­li­zan lo que ha­cen otras em­pre­sas a me­nor cos­te. Las pri­me­ras, si se in­te­gran en las gran­des em­pre­sas o los ban­cos, ace­le­ra­rán la di­gi­ta­li­za­ción. Por ejem­plo, aun­que el mun­do ban­ca­rio es­tá muy re­gu­la­do tie­ne que ser ca­paz de con­ce­der hi­po­te­cas on­li­ne, un reto no su­pe­ra­do aún. Yso­bre el que tec­no­ló­gi­cas com­pe­ti­do­ras tra­ba­jan ya pa­ra con­se­guir­lo.

Y el uso de ro­bots, ¿va a des­truir mu­chos em­pleos?

El gran de­ba­te no es cuán­tos em­pleos se des­tru­yen, sino si crean nue­vo em­pleo y dón­de. Ca­da ro­bot que se im­plan­ta ne­ce­si­ta per­so­nal pa­ra pro­gra­mar, ges­tio­nar, desa­rro­llar... Si Es­pa­ña no es­tá muy aten­to, los ro­bots des­trui­rán em­pleo aquí y lo crea­rán en otros paí­ses, co­mo Es­ta­dos Uni­dos, Ale­ma­nia o Sin­ga­pur. Es­pa­ña tie­ne que te­ner muy cla­ro que quie­re ju­gar un pa­pel en esa nue­va for­ma de ha­cer eco­no­mía.

¿Qué ti­po de pro­fe­sio­na­les van a de­man­dar las em­pre­sas?

Pen­sar que só­lo fal­tan ma­te­má­ti­cos, fí­si­cos, in­ge­nie­ros o bio­mé­di­cos... es pen­sar con las ga­fas del pa­sa­do. Tam­bién hay una gran de­man­da de di­se­ña­do­res, crea­do­res de pá­gi­nas web, pro­fe­sio­na­les de aná­li­sis y ges­to­res de da­tos... O, in­clu­so, ges­to­res de ex­pe­rien­cia...

Y la Uni­ver­si­dad, ¿es­tá pre­pa­ran­do a los pro­fe­sio­na­les del fu­tu­ro?

En ab­so­lu­to. Siem­pre va por de­trás del mun­do em­pre­sa­rial. Yun fa­llo gran­de es que no im­par­te cla­ses de in­glés. En­tre la Uni­ver­si­dad y el FP hay que crear gra­dos que for­men a ex­per­tos en nue­vas pro­fe­sio­nes so­cia­les, co­mo ro­bo­tix o ana­lis­tas de da­tos, que son los más de­man­da­dos.

DANI DUCH

Juan Pe­dro Mo­reno, en la torre Pi­cas­so de Madrid

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.