En An­tal­ya, cen­tro tu­rís­ti­co de los ru­sos por ex­ce­len­cia, la ba­ja en­tre el 1 y el 16 de ju­nio ha si­do del 98%

La Vanguardia - Dinero - - INTERNACIONAL -

De los—al me­nos—19 ex­tran­je­ros ase­si­na­dos el pa­sa­do mar­tes en el tri­ple aten­ta­do sui­ci­da en Es­tam­bul to­da­vía se des­co­no­ce si vi­nie­ron a Turquía por ne­go­cios o pla­cer. Lo que es in­du­da­ble es que la ma­sa­cre en la ter­mi­nal in­ter­na­cio­nal del ae­ro­puer­to Ata­türk, el prin­ci­pal de Turquía—en la que más de cua­ren­ta per­so­nas mu­rie­ron—no ayu­da­rá a me­jo­rar la ima­gen del país co­mo des­tino tu­rís­ti­co.

Y que lle­ga ade­más aho­ra, en un año es­pe­cial­men­te du­ro pa­ra el sec­tor, que se ha es­for­za­do pa­ra que la gen­te ven­ga al país y lo dis­fru­te. Por­que las imá­ge­nes an­tes de la sal­va­ja­da del Ata­türk ya es­ta­ban sien­do de­vas­ta­do­ras pa­ra la in­dus­tria tu­rís­ti­ca en Turquía: pla­yas se­mi­va­cías, cen­tros tu­rís­ti­cos fan­tas­ma­les, ho­te­les don­de el per­so­nal “mi­ra a las mos­cas” (dia­rio lo­cal) de pu­ro abu­rri­mien­to, pis­ci­nas con el agua quie­ta de no ha­ber si­do to­ca­da si­quie­ra, res­tau­ran­tes con de­ce­nas de si­llas sin ocu­par, cen­tros noc­tur­nos que an­ta­ño atraían a mi­les de tu­ris­tas, des­po­bla­dos...

Las fo­tos de va­rios dia­rios tur­cos es­tos días evi­den­cian lo que mu­chos eco­no­mis­tas se te­mían pa­ra el ve­rano; un des­plo­me en la lle­ga­da de vi­si­tan­tes en una de las in­dus­trias –la tu­rís­ti­ca– cru­cia­les pa­ra la eco­no­mía tur­ca.

De he­cho, ya hay ci­fras ofi­cia­les de la ca­tás­tro­fe, da­das a co­no­cer por el Mi­nis­te­rio de Tu­ris­mo: res­pec­to al año pa­sa­do ha ba­ja­do la frio­le­ra de un 34,7%, lle­gan­do ape­nas a 2,49 mi­llo­nes. Hay que re­mon­tar­se a los no­ven­ta –fe­cha de la gue­rra su­cia con­tra los kur­dos, los años de plo­mo– pa­ra re­cor­dar un des­cen­so tan acu­sa­do.

Y so­bre to­do un gru­po es­tá en el cen­tro del desas­tre. En An­tal­ya, el cen­tro tu­rís­ti­co de los ru­sos en Turquía por ex­ce­len­cia, el des­cen­so del 1 al 16 de es­te ju­nio ha lle­ga­do al 98%, de 241.320 vi­si­tan­tes el año pa­sa­do en el mis­mo pe­rio­do a los 3.517 del pre­sen­te. En to­do el país y só­lo en ma­yo la ba­ja­da lle­gó al 91,8%.

En su­ma, en los pri­me­ros cin­co me­ses de es­te año el nú­me­ro to­tal de tu­ris­tas ha des­cen­di­do un 42%. Por ello, una de las ma­yo­res fuen­tes de di­vi­sas en el país re­sul­ta se­ria­men­te afec­ta­da, al­go que­pue­de ha­cer que se re­sien­ta el dé­fi­cit por cuen­ta co­rrien­te (4,5% res­pec­to al PIB), el au­tén­ti­co ta­lón de Aqui­les de la eco­no­mía tur­ca.

Pa­ra es­ta hui­da ge­ne­ra­li­za­da de Turquía co­mo des­tino tu­rís­ti­co hay va­rias ra­zo­nes. La prin­ci­pal, pa­ra los ru­sos, es el de­rri­bo de uno de sus ca­zas por Turquía el no­viem­bre, un he­cho que en­ve­ne­nó las re­la­cio­nes.

Ade­más, va­rios aten­ta­dos sui­ci­das es­te año en una de las ciu­da­des más vi­si­ta­das del pla­ne­ta –Es­tam­bul– han te­ni­do co­mo cla­ra dia­na al tu­ris­mo.

“La ciu­dad se en­cuen­tra blo­quea­da, po­li­cías de pai­sano con ar­mas de fue­go por to­das par­tes, tiem­pos que dan mie­do”, hi­zo pú­bli­co es­ca­sos mi­nu­tos des­pués de una ex­plo­sión la can­tan­te Skin de la ban­da bri­tá­ni­ca Skunk Anan­sie, que se en­con­tra­ba de gi­ra en Es­tam­bul cuan­do un fa­ná­ti­co is­la­mis­ta se ex­plo­tó en la prin­ci­pal ar­te­ria de Es­tam­bul –la Is­ti­klal– el 19 de mar­zo ma­tan­do a cua­tro tu­ris­tas e hi­rien­do a 36.

Y to­da­vía fal­ta­ban tres me­ses pa­ra que una sui­ci­da con reivin­di­ca­cio­nes pro­kur­das ma­ta­ra a 11 per­so­nas cer­ca de Sul­ta­nah­met, una de las me­cas tu­rís­ti­cas en Es­tam­bul (7 de ju­nio) o pa­ra la ma­sa­cre en el ae­ro­puer­to Ata­türk (28 de ju­nio) que evi­den­cian que tan­to miem­bros del Es­ta­do Is­lá­mi­co co­mo de la ban­da ar­ma­da PKK se han­mar­ca­do­co­moob­je­ti­vo da­ñar el tu­ris­mo en es­te país.

Tam­po­co ayu­da pa­ra la re­cu­pe­ra­ción del sec­tor la gue­rra en­tre mi­li­tan­tes kur­dos y fuer­zas de se­gu­ri­dad de tur­cas que es­tá de­san­gran­do y po­la­ri­zan­do el país.

Por to­do ello han sal­ta­do las alar­mas y los tra­ba­ja­do­res del sec­tor tu­rís­ti­co han pe­di­do al Go­bierno una nor­ma­li­za­ción de las re­la-

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.