¿Cam­bio de rum­bo?

La Vanguardia - Dinero - - INPUT - Ma­riano Mar­zo

Tras dos in­ten­tos fa­lli­dos, la OPEP ha de­ci­do en Ar­gel vol­ver a ac­tuar so­bre el mer­ca­do del pe­tró­leo, re­cor­tan­do su pro­duc­ción en un mi­llón de ba­rri­les dia­rios (mbd) de acuer­do a un plan que se­rá de­ta­lla­do en las pró­xi­mas se­ma­nas y que de­be­rá ser re­fren­da­do en una reunión for­mal a fi­na­les de no­viem­bre.

Exis­tían mu­chas du­das so­bre la ca­pa­ci­dad del car­tel pa­ra lle­gar a un acuer­do co­mo el co­men­ta­do. En pri­mer lu­gar por­que su­po­ne una en­mien­da a la to­ta­li­dad a la de­ci­sión im­pues­ta por Ara­bia Sau­dí a fi­na­les del 2014 de de­jar el pre­cio del pe­tró­leo en ma­nos del mer­ca­do. En se­gun­do lu­gar, por­que se con­si­de­ra­ba que la ri­va­li­dad en­tre Ara­bia Sau­dí e Irán atra­pa­ba a am­bos y, de re­bo­te, a to­do el car­tel, en el di­le­ma del pri­sio­ne­ro (na­die quie­re per­der cuo­ta de mer­ca­do, na­die se fía de sus com­pe­ti­do­res, y ello ha­ce im­po­si­ble la coope­ra­ción, in­clu­so aun­que es­ta su­pon­dría un be­ne­fi­cio pa­ra to­dos).

¿Qué evi­den­cia el cam­bio de rum­bo apa­ren­te­men­te em­pren­di­do en Ar­gel? Sim­ple­men­te que la per­sis­ten­cia de los ac­tua­les pre­cios ba­jos del cru­do cons­ti­tu­ye una au­tén­ti­ca ca­la­mi­dad pa­ra los paí­ses ex­por­ta­do­res. No en vano, con an­te­rio­ri­dad a la reunión, el mi­nis­tro ar­ge­lino de Ener­gía re­cor­da­ba que la caí­da de be­ne­fi­cios del car­tel era de 300 a 500 mi­llo­nes de dó­la­res por día. La OPEP no po­día es­pe­rar más pa­ra in­ten­tar re­ver­tir es­ta san­gría.

En ma­yo, el pre­cio del ba­rril de Brent su­pe­ra­ba los 50 dó­la­res. La Agen­cia In­ter­na­cio­nal de la Ener­gía pro­nos­ti­ca­ba una dra­má­ti­ca re­duc­ción de los stocks glo­ba­les pa­ra la se­gun­da mi­tad del 2016, lo que su­po­nía un cam­bio de ten­den­cia res­pec­to al cre­ci­mien­to ex­pe­ri­men­ta­do du­ran­te el pri­mer se­mes­tre. Por otra par­te, EE.UU. con­ta­bi­li­za­ba in­te­rrup­cio­nes im­pre­vis­tas del su­mi­nis­tro ci­fra­das en un to­tal de 3,6 mbd, el ni­vel más al­to des­de enero del 2011. El tan an­sia­do re­equi­li­brio en­tre ofer­ta y de­man­da pa­re­cía to­mar cuer­po.

Pe­ro el op­ti­mis­mo du­ró po­co. Aprin­ci­pios de agos­to, el ba­rril de Brent caía de nue­vo, ame­na­zan­do con si­tuar­se por de­ba­jo de los 40 dó­la­res. La OPEP y Ru­sia reac­cio­na­ron con una bien or­ques­ta­da cam­pa­ña de de­cla­ra­cio­nes, ase­gu­ran­do su dis­po­si­ción a in­ter­ve­nir, con­ge­lan­do su pro­duc­ción. La cam­pa­ña sur­gió efec­to y a par­tir de me­dia­dos de agos­to se lo­gra­ba re­vi­ta­li­zar li­ge­ra­men­te los pre­cios.

Sin em­bar­go, sen­dos in­for­mes de es­te mis­mo mes coin­ci­dían en se­ña­lar que el ex­ce­so de ofer­ta en el mer­ca­do per­sis­ti­ría más tiem­po del que se pen­sa­ba, ex­ten­dién­do­se has­ta fi­na­les del 2017. Y, pa­ra más in­ri, jus­to an­tes de la reunión de Ar­gel, se co­no­cía que en sep­tiem­bre la ofer­ta cre­ce­ría en más de 800.000 ba­rri­les dia­rios, fru­to del nue­vo ré­cord his­tó­ri­co de pro­duc­ción al­can­za­do por Ru­sia y de que Li­bia y Ni­ge­ria han res­tau­ra­do par­te de su su­mi­nis­tro. Un da­to que sig­ni­fi­ca tri­pli­car el ex­ce­so de ofer­ta exis­ten­te en el mer­ca­do, de 400.000 ba­rri­les dia­rios. Ha­bía que ac­tuar sin di­la­ción. Aho­ra que­da por con­cre­tar lo más im­por­tan­te: ¿có­mo?

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.