Man­tie­ne el mo­tor V6 de 3.8 li­tros con do­ble tur­bo, pe­ro aho­ra au­men­ta la po­ten­cia has­ta los 570 CV

La Vanguardia - Dinero - - NOVEDAD -

Es uno de los me­jo­res de­por­ti­vos del mun­do. Una le­yen­da vi­va, au­to­mó­vil es­pe­cial­men­te ido­la­tra­do en Ja­pón, que me­jo­ra ge­ne­ra­ción tras ge­ne­ra­ción. Pa­ra es­ta edi­ción 2017 man­tie­ne el agre­si­vo es­ti­lo ex­te­rior, pe­ro la par­te fron­tal in­cor­po­ra la pa­rri­lla V-mo­tion aca­ba­da en cro­ma­do ma­te. Es de ma­yor ta­ma­ño pa­ra in­cre­men­tar la re­fri­ge­ra­ción del mo­tor V6.

Asi­mis­mo, el re­di­se­ña­do ca­pó se ha re­for­za­do sig­ni­fi­ca­ti­va­men­te, con­tri­bu­yen­do así a la es­ta­bi­li­dad en con­duc­ción a al­ta ve­lo­ci­dad. Los nue­vos spoi­ler y pa­ra­cho­ques de­lan­te­ros in­cre­men­tan el apo­yo ae­ro­di­ná­mi­co del tren de­lan­te­ro, ade­más de pro­por­cio­nar el as­pec­to de un au­tén­ti­co co­che de ca­rre­ras de pu­ra ra­za.

Los fal­do­nes la­te­ra­les son más pro­mi­nen­tes y la par­te tra­se­ra tam­bién re­ci­be nue­vas entradas de ven­ti­la­ción si­tua­das al la­do de la cuá­dru­ple sa­li­da de es­ca­pe. La lí­nea de cin­tu­ra que se­pa­ra la par­te in­fe­rior en ne­gro del pa­nel de la ca­rro­ce­ría se ha ele­va­do, pa­ra apor­tar un as­pec­to de ma­yor an­chu­ra y agre­si­vi­dad des­de la par­te tra­se­ra. Es­tas mo­di­fi­ca­cio­nes ex­te­rio­res no so­lo se tra­du­cen en un as­pec­to más de­por­ti­vo, sino que tam­bién lo con­vier­ten en un mo­de­lo más ae­ro­di­ná­mi­co, con me­nos re­sis­ten­cia al ai­re y el mis­mo apo­yo que el GT-R pre­ce­den­te pa­ra ase­gu­rar la es­ta­bi­li­dad a al­ta ve­lo­ci­dad.

El mo­tor si­gue sien­do el V6 de 3.8 li­tros con do­ble tur­bo, pe­ro aho­ra au­men­ta la po­ten­cia has­ta los 570 CV. El cam­bio de do­ble em­bra­gue de seis ve­lo­ci­da­des, con le­vas re­si­tua­das en el vo­lan­te, per­mi­te unos cam­bios más sua­ves y con me­nos rui­do. Pe­ro en ace­le­ra­ción, el GT-R re­ga­la a su con­duc­tor una re­no­va­da sin­fo­nía gra­cias a la in­cor­po­ra­ción de los nue­vos si­len­cia­do­res de ti­ta­nio y del sis­te­ma Ac­ti­ve Sound En­han­ce­ment. Pa­ra ade­cuar­lo a la po­ten­cia ac­tual, Nis­san ha di­se­ña­do un cha­sis más rí­gi­do y una nue­va sus­pen­sión. En su­ma, más ca­pa­ci­dad de ace­le­ra­ción, más apo­yo ae­ro­di­ná­mi­co, más aga­rre y más dis­fru­te al vo­lan­te. Y to­do con un con­su­mo me­dio de 11,8 li­tros. Aun­que en con­duc­ción de­por­ti­va, eso sí, la ci­fra sube bas­tan­te más.

Res­pec­to a su con­duc­ción, el GT-R es un co­che ra­di­cal de pies a ca­be­za. Una má­qui­na de co­rrer que no acep­ta tér­mi­nos me­dios. Es bas­tan­te in­có­mo­do y se adap­ta mal a la ciu­dad, ya que es fá­cil ro­zar con la par­te ba­ja del pa­ra­gol­pes. El cha­sis del GT-R es ex­tre­ma­da­men­te rí­gi­do, pen­sa­do ca­si pa­ra ro­dar en cir­cui­to. En el in­te­rior cam­bia el sal­pi­ca­de­ro y la ins­tru­men­ta­ción de di­se­ño más moderno, pe­ro igual­men­te agre­si­vo. El sal­pi­ca­de­ro tie­ne me­nor nú­me­ro de botones (de 27 a 11) y nue­vos con­tro­les del na­ve­ga­dor y so­ni­do. El GT-R 2017 tam­bién am­plía la ga­ma de co­lo­res, tan­to pa­ra el in­te­rior co­mo pa­ra el ex­te­rior. Por su par­te, el in­te­rior in­clu­ye cue­ro Nap­pa se­mi­ani­li­na, del que el afor­tu­na­do pro­pie­ta­rio pue­de ele­gir en­tre cua­tro co­lo­res: los nue­vos ma­rrón ta­ba­co y ne­gro sa­mu­ray, y los ac­tua­les ro­jo ám­bar y blan­co mar­fil.

Pre­cio

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.