Nos sen­ti­mos muy bien en EE.UU., es nues­tra se­gun­da ca­sa”, afir­man en el gru­po

La Vanguardia - Dinero - - PORTADA - Ós­car Mu­ñoz

“Bus­ca­mos un equi­li­brio óp­ti­mo en­tre pro­duc­ción y be­ne­fi­cio, no bas­ta con ven­der mu­chos co­ches” “Es­pa­ña es­tá en un buen momento, he­mos cre­ci­do en es­te mer­ca­do con fuer­za, un 21% en 2016”

Con­fia­mos en que ten­dre­mos una bue­na re­la­ción con la Ad­mi­nis­tra­ción de Do­nald Trump, no po­dría ser de otra ma­ne­ra, te­ne­mos fuer­tes in­ver­sio­nes y mu­chos clien­tes en Es­ta­dos Uni­dos”, afir­ma Ian Ro­ber­tson, miem­bro del con­se­jo de ad­mi­nis­tra­ción y res­pon­sa­ble mun­dial de­ven­tas y mar­ke­ting de BMW. Las de­cla­ra­cio­nes de las úl­ti­mas se­ma­nas del nuevo pre­si­den­te nor­te­ame­ri­cano anun­cian­do fuer­tes aran­ce­les alos co­ches fa­bri­ca­dos en Mé­xi­co han con­vul­sio­na­do la in­dus­tria au­to­mo­vi­lís­ti­ca. Ro­ber­tson (Os­westry, Reino Uni­do, 1958), que ha es­ta­do es­ta se­ma­na en Bar­ce­lo­na con mo­ti­vo de la pre­sen­ta­ción de la nue­va se­rie 5 de la mar­ca ale­ma­na a 3.000 pro­fe­sio­na­les de con­ce­sio­na­rios de 28 paí­ses, ase­gu­ra a La Van­guar­dia que la es­tra­te­gia de su com­pa­ñía en esa re­gión no va a va­riar. Trump ame­na­zó a va­rios fa­bri­can­tes, tam­bién a BMW. Ha­brá que ver có­mo se con­cre­tan es­tos anun­cios. Nues­tro gru­po es un po­ten­te in­ver­sor en Es­ta­dos Uni­dos. La plan­ta más grande que te­ne­mos en to­do el mun­do es­tá allí, en Spar­tan­burg, Ca­ro­li­na del Sur. Tie­ne ca­pa­ci­dad pa­ra más de 400.000 vehícu­los al año. Dea­llí sa­len mo­de­los de la se­rie X que van a to­do el mun­do. Es­ta­mos in­vir­tien­do en es­te cen­tro 1.000 mi­llo­nes de dó­la­res pa­ra in­cre­men­tar la pro­duc­ción. Nos sen­ti­mos muy có­mo­dos, Es­ta­dos Uni­dos es nues­tra se­gun­da ca­sa. Va­mos a se­guir pro­du­cien­do y ex­por­tan­do des­de allí. ¿Y sus pla­nes pa­ra Mé­xi­co si­guen? Por su­pues­to. Es­ta­mos cons­tru­yen­do una fac­to­ría en San Luis Po­to­sí pa­ra la se­rie 3 que abri­re­mos en 2019. Va­mos a se­guir cre­cien­do y ne­ce­si­ta­mos te­ner la me­jor es­truc­tu­ra glo­bal de pro­duc­ción po­si­ble. ¿Có­mo van las ven­tas en EE.UU.? El mer­ca­do no cre­ció el año pa­sa­do. Ya so­pla­ban vien­tos en con­tra an­tes de las elec­cio­nes y to­ma­mos me­di­das pa­ra re­du­cir el stock. Aho­ra te­ne­mos una po­si­ción fi­nan­cie­ra más sa­lu­da­ble. Con­fia­mos que en 2017 irá me­jor. El de Es­ta­dos Uni­dos es un mer­ca­do muy im­por­tan­te. ¿Y el res­to de los mer­ca­dos? Pa­ra re­su­mir­lo, po­dría­mos de­cir que Es­ta­dos Uni­dos se man­tu­vo plano, Eu­ro­pa si­gue re­cu­pe­rán­do­se y Asia va fuer­te. En Eu­ro­pa aún no he­mos lle­ga­do al pi­co de 2007 pe­ro hay cre­ci­mien­tos im­por­tan­tes, co­mo el de Es­pa­ña, del 21%. Tam­bién Fran­cia e Ita­lia van bien, co­mo los dos prin­ci­pa­les paí­ses en ven­tas, Reino Uni­do, que es­tá en ré­cords, y Ale­ma­nia. En el mer­ca­do asiá­ti­co des­ta­can Ja­pón y Co­rea del Sur, yen Chi­na, el más grande, por pri­me­ra vez he­mos ven­di­do más de me­dio mi­llón co­ches de BMW y Mi­ni. En 2016, BMW ha su­pe­ra­do por pri­me­ra vez los dos mi­llo­nes de uni­da­des ven­di­das en una­ño, pe­ro ha per­di­do el li­de­ra­to de las mar­cas pre­mium en fa­vor de Mer­ce­des... Si su­ma­mos las tres mar­cas (BMW, Mi­ni y Rolls Roy­ce), to­das pre­mium, so­mos los pri­me­ros, con cer­ca de 2,4 mi­llo­nes. Pe­ro lo real­men­te im­por­tan­te noes só­lo cuan­tos co­ches se ven­den sino su ren­ta­bi­li­dad, y no­so­tros es­ta­mos cla­ra­men­te por de­lan­te, con már­ge­nes de en­tre un 8% y un 10%. Bus­ca­mos un equi­li­brio óp­ti­mo en­tre la pro­duc­ción y el be­ne­fi­cio. Es­ta es la cla­ve. ¿Có­mo ve a Es­pa­ña? El país es­tá en un buen momento. La eco­no­mía avan­za en la bue­na di­rec­ción, se es­tá re­du­cien­do la ta­sa de pa­ro, la in­dus­tria tu­rís­ti­ca va muy bien... Co­mo an­tes le de­cía, es­ta­mos cre­cien­do con fuer­za en el mer­ca­do es­pa­ñol. En los años de la cri­sis hi­ci­mos un gran es­fuer­zo con nues­tros equi­pos, re­du­ji­mos es­truc­tu­ra y aho­ra te­ne­mos una ba­se só­li­da, con bue­nos so­cios, una di­men­sión co­rrec­ta y már­ge­nes in­tere­san­tes que nos per­mi­ten se­guir re­cu­pe­rán­do­nos pa­ra vol­ver a los ni­ve­les pre­cri­sis. Tras el es­cán­da­lo del 2015por la ma­ni­pu­la­ción de los mo­to­res, el dié­sel es­tá en en­tre­di­cho. ¿Le ve fu­tu­ro? El dié­sel tie­ne una im­plan­ta­ción de­sigual. EnEE.UU. ape­nas su­po­ne el 4% del to­tal de vehícu­los y en Asia hay paí­ses, co­mo Chi­na, don­de no es­tá per­mi­ti­do, y só­lo tie­ne al­go de pe­ne­tra­ción en Ja­pón o en Co­rea del Sur. En Eu­ro­pa sí que es im­por­tan­te. Es cier­to que es­tá per­dien­do peso, so­bre to­do en las áreas ur­ba­nas, es­pe­cial­men­te en las gran­des ciu­da­des. Pe­ro es un cam­bio len­to, si­mi­lar al de la im­plan­ta­ción de la elec­tro­mo­vi­li­dad. En BMW va­mos a se­guir ofre­cien­do mo­de­los dié­sel mien­tras ha­ya de­man­da. Las úl­ti­mas tec­no­lo­gías los ha­cen ca­da vez más lim­pios y efi­cien­tes. ¿Có­mo afron­ta BMW la im­plan­ta­ción del vehícu­lo eléc­tri­co? De­ci­di­mos lan­zar dos mo­de­los, uno ur­bano y eléc­tri­co pu­ro, el i3, y otro de­por­ti­vo, hí­bri­do en­chu­fa­ble, el i8. Pe­ro no nos he­mos que­da­do aquí. He­mos ido in­cor­po­ran­do la tec­no­lo­gía “i” al res­to de la ga­ma y aho­ra te­ne­mos en to­tal seis hí­bri­dos en­chu­fa­bles. El pa­sa­do no­viem­bre lle­ga­mos a los 100.000 vehícu­los eléc­tri­cos e hí­bri­dos ven­di­dos. Tar­da­mos tres años en al­can­zar es­ta ci­fra. Só­lo en 2016 he­mos su­pe­ra­do los 60.000 y la pre­vi­sión pa­ra 2017 es ven­der otros 100.000. El mer­ca­do to­da­vía es pe­que­ño pe­ro el cre­ci­mien­to va a más año tras año. Pa­ra lo­grar co­tas de mer­ca­do más al­tas ha­cen fal­ta in­cen­ti­vos por par­te de los go­bier­nos. Los paí­ses que­los tie­nen avan­zan más rá­pi­do. No­rue­ga es un buen ejem­plo: el 29% de to­do el mer­ca­do de 2016 fue eléc­tri­co y el BMW i3 fue el modelo más ven­di­do, en­tre eléc­tri­cos y no eléc­tri­cos. El otro re­to es el vehícu­lo au­tó­no­mo. Efec­ti­va­men­te. Te­ne­mos un sis­te­ma de con­duc­ción se­mi­au­tó­no­ma en la se­rie 7 y la va­mos a ofre­cer tam­bién en la 5. He­mos ce­rra­do alian­zas con com­pa­ñías tec­no­ló­gi­cas, la es­ta­dou­ni­den­se In­tel pa­ra compu­tación, la is­rae­lí Mo­bi­le­ye pa­ra sis­te­mas de vi­sión con in­te­li­gen­cia ar­ti­fi­cial y he­mos in­ver­ti­do jun­to a Mer­ce­des y Volks­wa­gen en los ma­pas He­re de No­kia pa­ra la que tam­bién con­ta­mos con la chi­na Ten­cent. La se­gun­da mi­tad de es­te año ten­dre­mos 40 co­ches to­tal­men­te au­tó­no­mos en prue­bas... La tec­no­lo­gía es­tá ma­du­ran­do y es­pe­ra­mos que es­té en la ca­lle en 2020 o 2021. Pe­ro tam­bién es fun­da­men­tal te­ner una le­gis­la­ción es­pe­cí­fi­ca, en es­te ám­bi­to las co­sas van por de­trás. Un BMW to­tal­men­te au­to con­du­ci­do... Cues­ta ima­gi­nar­lo. Pen­sa­mos en vehícu­los que pue­dan fun­cio­nar in­dis­tin­ta­men­te en mo­do au­tó­no­mo y en ma­nual. En un atas­co po­de­mos sol­tar el vo­lan­te y de­di­car­nos a otra co­sa, pe­ro qui­zás por ca­rre­te­ra que­ra­mos lle­var­lo no­so­tros mis­mos y dis­fru­tar­lo por­que, ya sa­be (son­ríe), a los que te­ne­mos un BMW nos gus­ta con­du­cir. A los fa­bri­can­tes co­mien­za a in­tere­sar­les no só­lo ven­der co­ches, tam­bién ofre­cer ser­vi­cios de mo­vi­li­dad. Es una gran opor­tu­ni­dad, es­pe­cial­men­te pa­ra mar­cas pre­mium co­mo BMW. Hay un per­fil de clien­te jo­ven que no desea te­ner un co­che en pro­pie­dad por­que só­lo lo usa­rá un 5% de su tiem­po. Y me­nos aún si tie­ne un cier­to pre­cio... En cam­bio, sí pue­de que­rer usar­lo por mi­nu­tos, por ho­ras, por ejem­plo, me­dian­te el cars­ha­ring. Aquí hay fu­tu­ro.

CÉ­SAR RANGEL

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.